Cumplen el objetivo

Fotos: Ramón Blanco/ Beisbol, Clásico Mundial, Mexicali, México, Nicaragua, Grandes Ligas
 
Deportez Lunes, 28 Marzo, 2016 12:15 PM

La selección mexicana de Beisbol hizo buenos los pronósticos y consiguió su boleto al Clásico Mundial, al vencer en la final de la ronda clasificatoria a Nicaragua por pizarra de 12-1. El comité organizador de Mexicali busca ser sede de grupo el próximo año, pero una serie de infortunios podrían afectar

Cómo era de esperarse, la selección mexicana de Beisbol avanzó al Clásico Mundial que se llevará a cabo el año entrante en Estados Unidos y donde buscarán mejorar la actuación de la edición anterior, cuando apenas ganaron un partido y, siendo último de su grupo, tuvieron que participar en esta fase de clasificación.

Con la ventaja de jugar en un parque mexicano, como es el caso del Estadio B’Air de Mexicali, casa de los Águilas, la novena dirigida por Édgar González solo tuvo problemas en el primer juego ante República Checa, cuando apenas ganaron 2 carreras por 1, y ambas fueron en la primera entrada, producto de sencillo de Jesse Castillo y luego con sacrificio de Agustín Murillo, pero la ofensiva nacional fue anulada por los lanzadores checos. Los europeos se acercaron en la octava entrada, con cuadrangular de Matej Hejma.

El pitcheo aceptó 2 carreras durante el torneo

El pitcheo aceptó 2 carreras durante el torneo

Pero en el juego por el pase, México hizo buenos los pronósticos y consiguió su boleto al Clásico Mundial, al vencer en la final de la ronda clasificatoria a Nicaragua por pizarra de 12-1. Repitiéndose la historia del juego anterior, cuando los apalearon 11-0, y es que las bases por bolas y errores hundieron a Nicaragua, quienes en 14 entradas en total apenas pudieron hacerle una carrera al pitcheo mexicano.

México es el sexto equipo que avanza invicto a un Clásico Mundial de Beisbol desde que existen las rondas clasificatorias. En 2013, de las cuatro rondas, tres avanzaron sin conocer la derrota y en las tres que se han disputado este año, los tres equipos con su boleto también lo han hecho sin perder.

Héctor Daniel Rodríguez se apuntó la victoria con una apertura de dos entradas y dos tercios en blanco para dos imparables, regaló dos bases y recetó tres ponches.

Al relevo entraron Carlos Bustamante con una entrada y un tercio, Javier Solano, Arturo Barradas y terminó Oliver Pérez con el último tercio del juego.

Perdió Fidencio Flores, que en una entrada y dos tercios fue castigado con seis carreras, producto de tres imparables y tres bases por bola.

México fabricó un racimo de seis anotaciones en el cierre de la segunda entrada para enfilarse a la victoria.

Con un tercio fuera, Xorge Carillo se ancló la inicial tras error del parador en corto, después vino base a Alex Mejía y, tras dominar a Walter Ibarra, Fidencio Flores dio golpe a Sebastián Elizalde para congestionar los senderos.

Esteban Quiroz abrió la pizarra con sencillo remolcador de dos carreras, Adrián González recibió la base intencional y Jesús Castillo negoció el pasaporte para traer de “caballito” la tercera carrera de México, lo que mandó a Flores a las regaderas.

Al relevo entró Carlos Teller y Agustín Murillo lo recibió con doblete que limpió las almohadillas para sellar el rally.

En la quinta tanda, México aseguró el triunfo por la vía de la misericordia al armar ataque de cinco anotaciones que incluyó cuadrangulares de dos carreras de Leo Heras y Esteban Quiroz.

Todavía en la sexta Humberto Sosa impulsó la del remache en los pies de José Juan Aguilar con sencillo al prado central, pero Nicaragua se sacudió la blanqueada en la séptima con doblete de Elmer Reyes ante los lanzamientos de Arturo Barradas.

Las reglas del torneo especifican que cuando una novena alcanza una ventaja de 10 carreras o más luego de siete entradas completas, el partido debe ser detenido y se declara el nocaut.

“Estoy muy feliz por este triunfo para México. Ha sido una gran experiencia para mí y esto no se pudo conseguir sin mis jugadores, sin los coaches. Fue una gran recompensa para todo aquel que trabajó en esto desde la formación de la lista, desde la Federación Mexicana, los organizadores y todos los que estuvieron involucrados”, reconoció el manejador Édgar González.

Hace tres años, durante la realización del Clásico,  en el partido frente a Italia, Édgar jugando de jardinero izquierdo cometió un error en un elevado, que abrió la puerta para que el equipo europeo ganara. Al siguiente juego, México ganó a Estados Unidos y luego cayeron ante Canadá, para quedar fuera de la segunda ronda. El ahora manejador recordó ese episodio.

“Eso que pasó es parte de mi vida, Dios sabe por qué pasan las cosas y ahora lo que pasa me da la razón, son momentos del juego y todo se consigue cuando se trabaja duro y los jugadores se entregan gran manera, y tomando muy en serio el torneo”.

El timonel reconoció que el bateo fue creciendo conforme pasaron los días, pero el pitcheo fue estupendo.

“El bateo estaba fuera de ritmo, pero es entendible porque los jugadores vienen de pretemporadas con sus equipos y varios no habían enfrentado lanzadores reales y luego los de República Checa eran muy buenos. Pero eso sí, para el Mundial, espero haya una preparación más extensa”, confió.

Por su parte, el inicialista Adrián González dijo haber disfrutado de este evento, que además de ser dirigido por su hermano, pudo disfrutar de la afición de Mexicali, así como de su familia.

“Estamos divirtiendo y disfrutando cada momento, pero no se debe perder de vista el hecho de que estamos aquí para ganar juegos y representar a México en lo que necesita para ser representado”, dijo el “Titán”, quien ha estado presente en las tres ediciones mundiales de 2006, 2009 y 2013.

Pre clasico mundial de baseball 2016

 

El jugador de los Dodgers reconoció que en los primeros juegos batalló para encontrar el ritmo de bateo “y luego me daban bases por bolas, pero yo trataba de conectar la pelota lo mejor posible. Ya en el juego final, me enfoqué en hacer buenos swings y me dio resultado, pero lo mejor es que ganamos el pase al Mundial del año entrante”.

Por cierto, México tuvo marca de 3-3 en el Clásico Mundial de 2006, de 2-4 en 2009 y 1-2 en 2013. Fue eliminado en la segunda ronda en cada uno de los dos primeros clásicos, pero la última vez no pudo pasar de la primera ronda, perdiendo sorprendentemente ante Italia, ganaron a los Estados Unidos y luego fueron eliminados por Canadá.

Se prevé que en fecha próxima se den a conocer las distintas sedes regionales y los estadios de Grandes Ligas que serán utilizados. En otras ediciones, Japón, Corea, Puerto Rico y México, así como Phoenix o sus alrededores, Miami, Los Ángeles, Anaheim y San Diego, han albergado esta competencia.

 

Mexicali queda a deber

El comité organizador del pre Clásico Mundial, que encabeza Dio Murillo, propietario de los Águilas de Mexicali, tendrá malas notas para los encargados del evento, como son Ligas Mayores, el Sindicato de Jugadores y la Federación Internacional, ya que buscan que el Estadio B’Air sea considerado como sede de uno de los grupos en el evento mundial. Pero una serie de infortunios podrían afectar en gran medida.

Uno de los casos más sonados, fue la denuncia hecha por el manejador de Nicaragua, Marvin Benard, ante la Procuraduría de Baja California, por el robo de sus pertenencias ocurrido en el área de vestidores del estadio.

De acuerdo con Benard, esta situación se presentó mientras practicaban y reconocían el terreno de juego, donde aprovecharon para despojarlo de un reloj marca Rolex, así como de 2 mil 600 pesos y 230 dólares. Tras la denuncia, agentes ministeriales acudieron durante la mañana para entrevistarse con utileros, personal de seguridad privada y empleados de la empresa.

Durante la conferencia final, el timonel nica señaló de manera entristecida que se irá de Mexicali sin su reloj, el cual es de gran valor sentimental, al tratarse de un regalo de su amigo, el ex pelotero Darryl Hamilton, con quien jugó en los Gigantes de San Francisco en las temporadas de 1997 y 1998. Hamilton fue asesinado en junio de 2015 en su casa de Pearland, Texas.

Otro aspecto negativo fue que el estadio nunca se llenó. De hecho, luego de darse cuenta de esta situación, los organizadores pusieron los boletos al 2×1, pero tampoco funcionó. Los precios eran muy altos para el costo promedio de un juego de los Águilas. La afición les dio la espalda y fueron muy notorios los huecos en las gradas.

Y por último, el eterno problema del “Nido”, el terreno de juego. A pesar de haber recibido una inversión superior a los 30 millones de pesos, conforme pasaron los juegos, aparecieron los huecos y partes secas en los jardines.  Eso sí, se arregló el alumbrado, los vestidores y se colocaron esponjas protectoras para que los jugadores no se lastimarán en las bardas, y mandaron, de nueva cuenta, las zona de calentamiento de lanzadores detrás de los jardines.

“Sabemos que será difícil que nos den la sede el próximo año, pero vamos a seguir trabajando en eso. Demostramos que podemos organizar este magno evento, pero ya no depende de nosotros, además, otras ciudades de nuestro país también lo quieren y eso hará complicada nuestra elección”, reconoció Murillo.

Los González felices por el resultado

Los González felices por el resultado

Colombia también califica

Mientras se disputaba la final en Mexicali, en Panamá, la selección colombiana venció al local 2 carreras por 1, en un juego que se definió con jonrón de Dilson Herrera, que abrió el camino a los andinos por primera vez al Clásico Mundial de Beisbol.

Panamá y Colombia dejaron antes en el campo a Francia y España, con quienes iniciaron la disputa de esta eliminatoria. Es la segunda vez que Panamá es eliminado en casa para acceder a un cupo en el Clásico Mundial. La otra ocasión fue en 2012, cuando Brasil resultó ganador.

Colombia, que en otras eliminatorias había sido superada por Panamá, clasifica por primera vez al Clásico Mundial, que se celebrará el año que viene en sede por definir. El país sudamericano y México se suman a Australia, Canadá, China, Cuba, República Dominica, Italia, Japón, Holanda, Puerto Rico, Corea del Sur, Taiwán, Estados Unidos y Venezuela, para el cuarto Clásico.

La única eliminatoria que quedará pendiente será la de que se celebrará del 22 al 25 de septiembre en Brooklyn, Nueva York, entre Brasil, Gran Bretaña, Israel y Pakistán.

Pre clasico mundial de baseball 2016

Related Post

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio