Policías en la mira

Fotos: Antonio de Jesús Cervantes G.
 
Ezenario BCS Martes, 23 Octubre, 2018 01:00 PM

Hacer valer los reglamentos de tránsito, el Bando de Policía y Buen Gobierno, la proximidad social, ordenar, señalizar y dirigir el tráfico, la prestación de auxilios en caso de incidentes, la resolución de conflictos, la seguridad y la vigilancia de espacios públicos: son algunos roles en los cuales tiene injerencia la policía municipal en cualquiera de los ayuntamientos de Baja California Sur.

Solamente en La Paz son más de 650 elementos los que vigilan las calles y colonias de la capital. Por desgracia, la percepción que la ciudadanía tiene de ellos es muy mala, cada vez es menor la credibilidad y el respeto que un ciudadano muestra hacia ellos.

“Un uniformado ya no es lo que era antes. Aún recuerdo, cuando yo era joven, veías a un policía y hasta te parabas derechito, sabías que representaba a una autoridad y hasta cierto temor te daba. Pero ahora las cosas ya no son iguales, nadie tiene respeto hacia ellos porque no se lo han ganado, ver a un policía ahora es señal de corrupción, de inseguridad, porque no falta policía que hace como que no pasa nada porque tiene un beneficio de lo malo…la policía de ahora ya no es la policía de antes”, señaló Joel Martínez, comerciante del centro de la ciudad.

Recientemente, policías paceños se han visto involucrados en vídeos que han circulado en redes sociales, donde son evidenciados por sus abusos de poder. Tan sólo en una semana fueron tres vídeos protagonizados por policías municipales, dos de ellos en riñas y uno más, donde sometían a un ciudadano en el centro de la ciudad sin motivo alguno.

El primer video tuvo lugar el pasado 10 de octubre en Todos Santos, Pueblo Mágico, cuando se celebraban las Fiestas Patronales del poblado, donde incluso tuvo que ser suspendido el baile. Esto luego de que una riña entre pescadores, que fue grabada por un ciudadano que disfrutaba de las fiestas, culminara en la pelea a puños entre un policía municipal y un civil.

En el video se puede escuchar como ciudadanos gritan: “tírale, tírale” y “ya estuvo, cálmense ya”. Asimismo, en la parte trasera del escenario se puede observar a otros tres policías que intentaban detener a una persona más, lo que dejó como resultado un policía lesionado y ningún detenido.

“Eso no es ético de un policía, si esa persona cometió algún delito deben de detenerlo y apresarlo hasta que pague su falta, pero no debe de andar enfrentándose a golpes con ningún ciudadano y sus compañeros deben de intervenir como autoridad. No es posible que a eso estemos expuestos como ciudadanos” expresó Francisco Santisteban, habitante de Todos Santos.

Por otro lado, fue el 11 de octubre que en redes sociales se expuso otro video en el centro de la ciudad de La Paz, donde otros dos elementos de la Policía Municipal fueron expuestos sometiendo a un ciudadano. De acuerdo al testimonio de la persona afectada relató que se trató de abuso de poder por parte de los elementos policiacos.

“Golpearon mi carro para que nos detuviéramos. Al no haber estacionamiento, y además no tener motivo de pararnos ya que no cometimos ninguna infracción, me bajé en lo que Lupita buscaba estacionamiento. Le dije al de gorra que si porque golpeaba el carro, que qué habíamos hecho y me empezó a gritar, que porque ellos son autoridad y tengo que hacer caso. Cuando llega el otro, dice: te vamos a llevar. Y me quiere amagar y tirar, y ya con el otro lo logran y me empezó a golpear. Al grado de que estuve a punto de desmayarme porque me estaba ahorcando, a pesar que les decía que no le iba a responder. No existía ninguna causa para golpearme e insultarme de esa forma”, expuso en redes sociales Daniel Velázquez, ciudadano agredido.

De acuerdo a las imágenes del video transmitido en vivo por la persona acompañante de Daniel, los dos policías involucrados lo tenían sometido en el suelo, como si se tratara de un vil delincuente. Situación que por supuesto se les salió de las manos, y tras una amenaza de demanda, decidieron soltarlo. Sin embargo, el video solamente evidenció la mala capacidad de policías municipales al abusar de su uniforme.

Por otro lado, el pasado domingo 14 de octubre, Policías Municipales protagonizaron decenas de videos donde se agarraron a golpes con civiles, quienes resultaron ser elementos de las Fuerzas Especiales de la Secretaría de Marina que iban vestidos de civil.

Este acto no solamente se trató de una simple riña, sino que dio como resultado el despojo de un arma, un radio y una persona detenida.

De acuerdo a los testigos, fue alrededor de las 8 de la noche cuando ciudadanos denunciaron ante el C4 que unas personas del sexo masculino se encontraban ingiriendo bebidas alcohólicas en la playa del malecón de La Paz, zona que de acuerdo al Bando de Policía y Buen Gobierno está estrictamente prohibido puedan consumir bebidas alcohólicas.

Así que, tras la llamada, elementos de vialidad que se encontraban por el sitio se detuvieron en el lugar antes denunciado y observaron a un joven haciendo sus necesidades fisiológicas en uno de los puntos más emblemáticos del malecón de La Paz. Así que, con el uniforme bien puesto, sometieron al joven, situación que llegó hasta los golpes entre policías y marinos vestidos de civiles, quienes se encontraban alterando el orden público.

Tras el escándalo, y la evidencia de los videos donde se agarraban a golpes, tuvieron que intervenir mandos superiores, no sólo de la Policía Municipal, si no también elementos de la Marina.

Al respecto, el Director de Seguridad Pública y Tránsito Municipal de La Paz, Eladio Amaya Muñiz, aseguró que se tomaron cartas en el asunto; se detuvo al marino que provocó el descontrol y se trabaja en tener una mejor policía.

“Nuestros policías hicieron su trabajo, ya será el Consejo de disciplina que hay en la Zona Naval y en la Zona Militar, quienes juzguen al elemento de acuerdo a lo que cometió y yo creo que este hecho, por ser marino y conocer las leyes, va llegar a causar baja al elemento por indisciplina. Además, tiene que pagar los hechos si hay daños; que pague ese radio del policía municipal y también el uniforme que rompió a nuestro elemento. Por otro lado, trabajamos en la sensibilización de nuestros elementos, porque es cierto, hay riñas, pero riñas que comenten ciudadanos y que no respetan a nuestras autoridades”, señaló Eladio Amaya, director de la institución municipal.

Es preciso mencionar que de manera reciente, elementos de la Policía Ministerial adjudicados al municipio de Los Cabos, también protagonizaron un escándalo. Esto luego de que fueron grabados por una usuaria de un taxi, después de que chocaran al taxista, se dieran a la fuga y además disparara contra la unidad de servicio de taxi, y al llegar a ellos, estuviera el conductor en estado de ebriedad, uniformado y en carro oficial.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio