A Simple Favor

Foto: Internet
 
Cinemazcopio Lunes, 24 Septiembre, 2018 12:00 PM

Difícil de describir el género en que se ubica esta especie de film noir de Paul Feig que también parece comedia y luego un thriller. O será que es igual de complicado entender la amistad entre Stephanie (Anna Kendrick) y Emily (Blake Lively), y es desde ahí donde se desprende una historia que se construye a base de constantes giros dramáticos.

La idea, claro, es mantener la atención del público, y esto se hace a base de secretos y traiciones que se van revelando para explicar la misteriosa desaparición de Emily y la pesquisa en la que colaboran Stephanie y Sean (Henry Golding), el marido de la mujer con paradero desconocido.

Al ver esta cinta no puede uno recordar “Elle”, la cinta de Paul Verhoeven protagonizada por la incomparable Isabelle Huppert, donde las oscuras motivaciones son el hilo conductor de la narrativa, pero la enorme diferencia en este caso, es la idea de exponer el concepto de “justicia por mano propia” en un mundo donde la impunidad permite hasta el peor de los crímenes.

A años luz de una premisa semejante, aquí todo depende de las posibilidades de Emily, una mujer de mundo, muy segura de sí misma, siempre lista para beber un martini, atrevida, provocadora; mientras que Stephanie es el reverso de la moneda, aunque, poco a poco, la vemos dar pasos inesperados, muy posiblemente motivados por la envidia.

Y es ahí donde Feig se muestra como un realizador capaz de transgredir los límites y explorar historias con personajes truculentos por naturaleza, tal vez difíciles de entender porque sus motivaciones no se dicen, se revelan escena tras escena.

Aunque de pronto parece increíble llegar a tales excesos, al final este largometraje satisface porque no es predecible y, además, hay aquí un verdadero duelo de actuaciones entre Lively y Kendrick. Eso ya es una satisfacción enorme para un buen filme que dio un paso adelante con tal reparto. *** y media.

Punto final.- Viene una película con Robert Redford, Sissy Spacek, Tom Waits y Casey Affleck. No hay que dejarla pasar.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio