Narcocementerio en Comondú

Edición Impresa martes, 10 mayo, 2022 12:00 PM

Desde el 27 de abril, suman 14 fosas clandestinas localizadas entre las comunidades de Las Barrancas, Pabellón y Agua del Coyote, cerca del kilómetro 80 de la carretera de Ciudad Insurgentes a La Purísima

48 horas después de que Víctor Castro Cosío, Gobernador de Baja California Sur, puso en marcha el programa “Tu Bienestar Nos Une”, en el municipio de Comondú se localizaron 14 fosas clandestinas en diversos poblados.

El 27 de abril se dio el hallazgo entre las comunidades de Las Barrancas, Pabellón y Agua del Coyote, cerca del kilómetro 80 de la carretera de Ciudad Insurgentes a La Purísima. De manera extraoficial, se habla de más de 14 osamentas encontradas en este narcocementerio.

La información trató de manejarse con opacidad, sin que cientos de familias que buscan a un desaparecido se enteraran, pero fue filtrada por las fuerzas federales, y 24 horas después la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) emitió un informe sesgado, indicando el hallazgo de dos osamentas únicamente.

“Personal de dicha Comisión logró ubicar en las inmediaciones del kilómetro 80 carretera Cd. Insurgentes – La Purísima, municipio de Comondú, diversas inhumaciones clandestinas. Hasta la tarde noche de este jueves los resultados del procesamiento dan como resultado 2 osamentas localizadas en dicho lugar”, afirmó la institución pública.

La existencia de estas fosas aún no ha sido confirmada por las unidades de inteligencia, están en espera de identificar a los cadáveres, para así definir a qué grupo pertenecían y las posibles células criminales que usaban ese cementerio clandestino.

Ni las autoridades, ni la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas hicieron el hallazgo de las fosas clandestinas, fueron colectivos ciudadanos que buscan a sus desaparecidos, a través de una llamada anónima semanas atrás.

Familiares de desaparecidos fueron los más indignados cuando se enteraron que desde la Secretaría General y del propio Gobernador habrían solicitado que no se diera a conocer el informe del narcocementerio.

Fallida estrategia de seguridad, el Gobierno de Castro es el de mayor número de inhumaciones clandestinas

“Búsquedas X El Valle”, “Búsquedas X La Paz”, “Sin Ellos No Ac” y “Sin Ellos No Comondú” rápidamente compartieron los resultados preliminares a través de sus distintas redes sociales. Por estos hechos, la Procuraduría abrió la carpeta: CST/335/2022/NUC.

“Es muy lamentable que se quiera ocultar la información, siendo que en los primeros dos días, de las 10 que ya habían sido encontradas con resultados positivos, eran cuatro cuerpos ya procesados y que había más, porque de las 14 fosas han sido procesadas ocho hasta este momento, y con 10 personas que estaban enterradas en ese sitio, y todavía faltan seis, o eso también nos lo van a ocultar”, denunció un miembro de los colectivos de búsqueda en Comondú.

La zona donde fueron encontrados los restos humanos se localiza a 80 kilómetros de Ciudad Insurgentes, justo en ese kilómetro hay un camino de terracería en dirección hacia el Pacífico, del cual hay que avanzar 2.2 kilómetros del tramo carretero y a 18 metros de ese camino hacia el lado izquierdo es que se localizó el cementerio del crimen organizado.

El sitio es un terreno desértico, arenoso y con matorrales secos, choyas y cardones, algunas de las fosas estaban marcadas con pedazos de ramas, otros sitios con restos semiescarbados, y algunos huesos fueron hallados desenterrados, bastante afectados por los rayos solares, debido a que fueron desenterrados por animales; la mayoría contaba con profundidad de más de un metro.

“La autoridad sí puede dar a conocer los hallazgos que se tienen, que están trabajando en coordinación con los colectivos, pero tratar de ocultar el trabajo, eso no se ve nada bien, abusan de que nosotros no queremos que se sepa que estamos trabajando como civiles en los sitios por seguridad, porque es un punto caliente del narco, y se notan por los cuerpos que no son muy antiguos. Una vez concluida la búsqueda daremos los datos exactos y certeros de cada encuentro que hayamos tenido, nosotros estamos para informar a las familias, no para guardar las apariencias”, dijo una persona de los colectivos.

La información preliminar compartida por agentes de investigación y servicios periciales, es que algunas fosas oscilan entre los tres y cinco años, otras de uno a dos años, y no se descarta que haya restos muy recientes; aún están en procesamiento.

Además, una nueva llamada anónima, ahora en La Paz el pasado sábado 30 de abril, reveló el hallazgo de una osamenta humana ubicada atrás del cerro Calafia, allí acudieron colectivos de búsqueda.

“Gracias a otra llamada anónima pudimos localizar una osamenta más a espaldas del cerro de Calafia. Gracias a todas las personas que nos están dando llamadas anónimas que son de mucha ayuda para todas las familias que sufrimos este terrible problema. La vestimenta localizada fue: Tenis negros o color oscuro Nike, cinto negro, pantalón de mezclilla, camisa de vestir oscura con puntitos blancos, sandalias, camisa de vestir azul claro y una tarjeta Bancomer”, reveló el colectivo “Búsquedas X La Paz”.

 

LAS PRIMERAS 9 FOSAS

Mientras que el Gobernador del Estado, Víctor Caso, no se ha pronunciado respecto a este tema, en la entidad se siguen reportando levantones de personas presuntamente vinculadas con el narco. Además, está el caso de turistas que han sido privados de su libertad y cuyo paradero aún se desconoce. Tal es el caso de la joven Valeria Carrillo Jasso, jalisciense desaparecida hace tres meses en el municipio de Los Cabos, misma que no ha sido localizada.

“Ha sido muy lento el procesamiento de las fosas, están trabajando una fosa por día, es demasiado lento. Siguiendo el procesamiento de las dos zonas en el municipio de Comondú, de las 14 fosas clandestinas localizadas por colectivos de búsqueda de personas desaparecidas o no localizadas, han sido procesadas hasta el momento ocho fosas, de las cuales se han recuperado y trasladado a las instalaciones de SEMEFO en Ciudad Constitución 10 osamentas”, comunicó el colectivo “Sin Ellos No Comondú”.

El trabajo de la autoridad ha sido muy pobre, según lo califican los colectivos de búsqueda. Esto se debe a que el personal es muy escaso, cuando hay resultados positivos sólo hay un equipo que ayuda en el procesamiento de las osamentas.

Afirman colectivos que, si ya se tienen hallazgos positivos, deben agilizar el trabajo para procesar cada punto, pero pareciera que quieren “que nos enfademos, pero no saben que estamos ansiosos de resultados y más nos mantiene ahí esa fuerza”, que llevan varios años en búsqueda.

Hoy, gracias a llamadas anónimas, grupos civiles de búsqueda han podido dar con personas desaparecidas, trabajo que no ha resultado de las autoridades estatales.

“La llamada anónima nos llegó a los colectivos con la misma ubicación con coordenadas. Sí fue tanta la insistencia a los colectivos, fue que dijimos vamos, solicitamos apoyo en transportación porque sí es algo retirado de la zona urbana y seguridad con la Guardia Nacional. Llegando al sitio fue que dio positiva la primera, segunda, tercera, hasta encontrar nueve. Se hicieron las excavaciones y servicios periciales se hizo cargo de hacer los levantamientos”, confirmó un civil de colectivos de búsqueda.

Osamenta encontrada en La Paz a finales de abril

“La llamada anónima fue clara y contundente, pero sobre todo esperanzadora, que ahí hay muchos más, que podrían estar todos los de Comondú, fue el informe, seguiremos escarbando en la zona, y ya que concluya la búsqueda vamos a publicar el conteo total de cuántas fosas fueron, cuántas osamentas hallamos, si son recientes, si no son recientes, pero ahorita estamos pidiendo a los familiares que se hagan sus pruebas de ADN y que estén en la base de datos”, refieren colectivos.

 

Familias de personas no localizadas han hecho un importante llamado a quienes buscan a su familiar, para que acudan a las oficinas de la Procuraduría para hacer entrega de muestras de ADN, y con ello agilizar las pruebas genéticas para que sean identificados rápidamente los restos humanos recolectados.

Van ocho fosas procesadas al cierre de esta edición, donde se han encontrado 10 osamentas. A la fecha faltan seis fosas clandestinas y es muy probable que superen la cantidad de 14 restos de personas que fueron enterrados en el narcocementerio de Comondú.

“La información, obtenida de manera extraoficial, es que puedan haber víctimas de diferentes partes, no sólo de Comondú, eso no podemos confirmar aún hasta que se tengan los resultados de las pruebas de ADN, que en eso estamos esforzándonos, a la par de la búsqueda, para que las familias con un desaparecido en ese municipio puedan tener certeza de haber encontrado su desaparecido”, puntualizó el representante de colectivos de búsqueda de personas.

Las ubicaciones son las siguientes:

– Fosa 1: localizada en coordenadas 25°55’6″N, 112 6’45″W.

– Fosa 2: ubicada en coordenadas 25°55’6″N, 112°6’45″W.

– Fosa 3: señalada en 25°55 63″N, 112°6’4″W.

– Fosa 4: se halló en 25°54’53″N, 112°6’47″O.

– Fosa 5: en el mismo sitio en 25°95’5″N, 112°6’32″O.

– Fosa 6: con resultados positivos en coordenadas 25°55’2″N, 112°6’45” O.

– Fosa 7: hallazgo de restos humanos en coordenadas 25°55’2″ N, 112°6’45″O.

– Fosa 8: osamenta enterrada en 25°55’2″N, 112°6’45″O.

– Fosa 9: con resultado positivo ubicada en 25°55’2″N, 112°6’45″O.

Hallando en las primeras dos fosas, tres restos óseos, 11 piezas dentales, 27 restos óseos y cuatro piezas dentales.

 

SOSPECHAN ENFRENTAMIENTOS ENTRE CÁRTELES

Lo que parece ser un “hecho aislado” puede ser el inicio de la guerra anunciada entre miembros del Cártel de Sinaloa, Jalisco Nueva Generación y Los Beltrán Leyva, grupos criminales con operaciones en Baja California Sur.

Manuel Alberto “N”, presunto operador financiero del Cártel Jalisco Nueva Generación, fue asesinado de dos tiros la tarde del viernes 29 de abril cuando salía de una empresa de construcción, en la que presuntamente laboraba, alrededor de las 16:00 horas, la víctima se disponía a subirse a su vehículo, cuando fue interceptado por dos individuos que abrieron fueron en repetidas ocasiones.

“Fue un ataque directo al grupo criminal de Jalisco, las investigaciones se iniciaron de inmediato debido al impacto que tuvo en el destino turístico, se trata de un operador importante para las células criminales, aún con su escolta fue asesinado a tiros por presuntos miembros de un centro de rehabilitación, la investigación va muy adelantada”, dijo a ZETA la fuente de investigación criminal federal.

Los sicarios disfrazados de adictos en rehabilitación se aproximaron a la víctima y le dieron dos tiros por la parte frontal; testimonios indican que una vez herido de muerte, los agresores le hablaban al herido, “algo le referían” a la persona lesionada, manifiestan oficiales primer respondientes.

Los hechos se suscitaron en la Carretera Transpeninsular entre Francisco Payen y Ciencias Sociales en la colonia Guaymitas, en la localidad de San José del Cabo, municipio de Los Cabos, desde donde trasladaron a la víctima a un hospital privado; sin embargo, no resistió las heridas.

“Los primeros datos que nos brindan los testigos, incluidos el socio de la víctima, es que llegaron dos personas que se hicieron pasar por miembros de un centro de rehabilitación y que estaban pidiendo cooperación a cambio de dulces. Las personas se mantuvieron cerca del sitio y esperaron a que Manuel Alberto saliera del lugar. Al tenerlo a la vista, los sospechosos abren fuego y dejan malherida a la víctima. Una persona trata de detener a uno de los sicarios, pero éste disparó en repetidas ocasiones, hiriéndolo”, señalan agentes de investigación.

Testigos informaron a las autoridades que los dos sicarios abordaron un vehículo tipo Jetta de color blanco, unidad que los esperaba muy cerca de los hechos, huyendo del sitio sin que hasta el momento se tengan mayores informes.

En el lugar de los hechos fueron recolectados por lo menos cuatro casquillos percutidos calibre 9 milímetros y seis más calibre 380. La Procuraduría confirmó que abrió la carpeta de investigación, y aunque van adelantadas las investigaciones no se ha revelado la captura de alguno de los involucrados.

“En la estación de gasolina que se encuentra poco antes de llegar a dicha colonia, se escucharon detonaciones de arma de fuego y que había dos personas del sexo masculino lesionadas, por lo que personal de la PGJE se trasladó al lugar en donde testigos aseguraron que los lesionados fueron transportados en un vehículo particular. Minutos más tarde, personal de una clínica reporta el ingreso de dos masculinos lesionados por arma de fuego, uno de los cuales ya no presenta signos vitales”, refiere el informe de la PGJE.

Este ataque ha despertado mucha preocupación entre las diferentes corporaciones de seguridad, el propio alcalde de Los Cabos, Óscar Leggs Castro, ha instruido recorridos desde la zona rural a la turística de Los Cabos, para tener mayor presencia en las calles e inhibir el delito.

“Se reforzará la zona rural de Los Cabos con el apoyo de la Policía Rural. Debemos comprender que no sólo se vigilará la parte turística, sino brindar atención a todos los ciudadanos y que estos hechos puedan ser inhibidos en coordinación con las diferentes corporaciones del estado y Federación, la municipal ha sido instruida de redoblar esfuerzos, no podemos permitir que esto crezca”, añadió el alcalde de Los Cabos.

Comentarios

Tipo de Cambio