“Si la ciudadanía mostrara el valor de mis hombres…”, militar emboscado en Sinaloa

Foto: Captura de pantalla de YouTube
 
Destacados Martes, 18 Octubre, 2016 08:52 AM

La periodista Denise Maerker presentó anoche, en el noticiero estelar de Televisa, una entrevista con un mando castrense de nombre “Roberto”, sobreviviente al ataque contra un convoy militar, la madrugada del viernes 30 de septiembre, en Culiacán, Sinaloa, donde murieron 5 soldados y 10 más quedaron heridos.

La entrevista se realizó el sábado pasado, en un hospital militar regional, y en esta “Roberto” narró cómo sucedieron los hechos en los que un grupo de sicarios intentó rescatar a Julio Óscar Ortiz Vega, alias ‘El Kevin’, a quien los soldados habían auxiliado después de que resultó herido en un enfrentamiento previo suscitado en Badiraguato.

El mando piensa que ya los estaban esperando, porque es un lugar donde no hay para cubrirse y un paso obligado, ya que es el acceso a Culiacán. Indicó que lo motiva a seguir en el Ejército por “el dolor en su corazón” al haber perdido 5 de sus hombres.

Llorando, “Roberto” dijo a Maerker que no desea venganza. También reprochó que muchos en la sociedad civil saben de las actividades ilegales y que no denuncian. Dijo, por último, que si los ciudadanos tuvieran el valor que mostraron sus hombres, la situación en México sería muy distinta.

LOS HECHOS PREVIOS A LA EMBOSCADA

El mando militar narró que él estaba a cargo de un destacamento del Ejército mexicano en el poblado de Bacacoragua. Allí pernoctaron hasta que visualizaron un vehículo sobre la carpeta asfáltica en dirección a Huixiopa, mismo que no se detuvo ante las indicaciones de los elementos castrenses.

Momentos después, narró “Roberto”, los pasajeros del vehículo disparó contra su destacamento, por lo que los militares repelieron la agresión. El mando castrense ordenó que se siguiera a los agresores.

En la búsqueda de los civiles que agredieron al destacamento militar, encontraron armas largas tiradas en el camino y a una persona escondida entre el monte, que pidió auxilio, ya que se encontraba herido en una pierna y en un hombro.

El cabo “Cristian”, quien después murió en el ataque en Culiacán, fue el elemento que prestó los primeros auxilios a quien ahora se sabe era “El Kevin”.

El cabo le indica a “Roberto” que deben de evacuar a este civil, ya que de no hacerlo podría perder la vida. Fue en ese momento que el mando militar ordena que sus 16 elementos trasladen al presunto criminal a Badiraguato.

Allí llegaron primero al Centro de Salud, el cual estaba cerrado. Posteriormente se dirigieron al Hospital Integral del mismo municipio, donde los médicos residentes sólo le pusieron suero y les dijeron a los militares que se llevaran al herido a otro nosocomio donde si pudieran atenderlo.

En ese momento fue que una ambulancia de la Cruz Roja se presta a trasladar al herido. Allí, aseguró “Roberto”, la Policía municipal de Badiraguato les solicitó informes sobre el detenido, e incluso indica que los elementos policíacos interactuaron con “El Kevin”.

El mando castrense le dijo a la periodista que nunca se imaginó que los fueran a atacar, porque aseguró desconocer si el herido fuera de importancia en el mundo criminal, y que la prioridad de él y de la Institución (El Ejército), era preservar la vida de la persona.

“Roberto” narró que el trayecto hacia Culiacán transcurrió sin novedad sobre la Carretera 15 Federal, hasta que llegaron a la capital de Sinaloa, donde dijo, “la avenida se ensancha a cuatro carriles”, hasta parar en un semáforo “a la altura de los hoteles”.

A ese lugar llegaron dos camionetas “estacas”, de tres y media toneladas, aseguró “Roberto”. Uno de esos vehículos hizo “un quiebre brusco” y embistió la unidad militar, al tiempo que abrió fuego en contra de los elementos castrenses.

El mando contó que aunque los militares repelieron la agresión, se dieron cuenta de que donde se transportan los agresores eran vehículos blindados. Fue en ese instante en que “Roberto” dijo darse cuenta de que los transportes castrenses se incendiaron y debajo o al lado de estos había elementos del Ejército envueltos en llamas.

Nada pudo hacer por ellos ya, indicó. Los sicarios siguieron disparando. Entonces, uno de los civiles giró instrucciones por altavoz para que fueran por “El Kevin”. Allí ejecutaron al cabo de sanidad “Cristian”.

“Roberto” narró que solicitó ayuda a un taxista que pasaba por el lugar, pero no supo si lo hizo. También recordó cómo muchos vehículos alentaban su marcha al pasar por el sitio, pero no se detenían.

También contó como unas patrullas -de las cuales dijo desconocer de qué corporación se trataba- llegaron al lugar de la emboscada, pero momentos después se retiraron.

Fue hasta minutos después que llegaron otras patrullas a auxiliarlos. El militar les preguntó si podían confiar en ellos [en los policías]. “Roberto” vio entonces un panorama desolador. Sus hombres yacían en el suelo. Aseguró que en sus 20 años en Ejército nunca vio un ataque de tal magnitud.

Comentarios

comentarios

Tipo de Cambio