13.8 C
Tijuana
martes, octubre 3, 2023
Publicidadspot_imgspot_img

Adi贸s a Leonardo Nierman

A la edad de 90 a帽os, muri贸 el pintor y escultor mexicano Leonardo Nierman, inform贸 este jueves 8 de junio la Secretar铆a de Cultura federal:

鈥淟a Secretar铆a de Cultura lamenta el fallecimiento del pintor y escultor Leonardo Nierman, artista mexicano cuya obra destac贸 por sus colores intensos y formas abstractas鈥, inform贸 la instituci贸n federal que titula Alejandra Frausto.


Publicidad


En julio de 2016, inaugur贸 su exposici贸n escult贸rica 鈥淓spejismos鈥, compuesta por 21 piezas de acero inoxidable, en la explanada del Centro Cultural Tijuana (CECUT); en aquella ocasi贸n, cuando ten铆a 83 a帽os, concedi贸 una entrevista a ZETA publicada bajo el t铆tulo 鈥淓l arte abstracto es un lenguaje que lo lee cada quien con su alma鈥, misma que se reproduce 铆ntegra, a continuaci贸n:

LA ENTREVISTA

Compartiendo en sus an茅cdotas un gran amor por la vida que por supuesto se refleja en su obra, despu茅s de casi tres d茅cadas el maestro Leonardo Nierman regres贸 a Tijuana para inaugurar su exposici贸n 鈥淓spejismos鈥 en la explanada del CECUT.


Publicidad


鈥淓sta brev铆sima visita de dos d铆as a Tijuana fue una vivencia inolvidable para m铆; yo no ven铆a a esta ciudad, no s茅, desde hace treinta a帽os, era otra cosa, era un pueblecito pecador鈥, expres贸 a ZETA Leonardo Nierman, actualmente de 83 a帽os.

Acompa帽ado de su esposa Eugenia P茅rez del Toro y Pedro Ochoa Palacio, director del Centro Cultural Tijuana (CECUT), durante la inauguraci贸n de 鈥淓spejismos鈥, sucedida el jueves 21 de julio de 2016, el maestro Nierman presenci贸 gustoso las danzas de la compa帽铆a Ingr谩vita Esc茅nica con la participaci贸n de los bailarines Pita Zapot, Ra煤l Berm煤dez y Danae Seller, quienes ofrecieron sus ritmos al comp谩s no solo de la m煤sica de Pedro Vargas Madrigal, Edgar Amor y Mart铆n Lord; tambi茅n en torno a la vida y la libertad que simbolizan las 21 majestuosas obras de acero inoxidable que integran la camale贸nica muestra.

鈥淧ara m铆 fue una sorpresa el final en el que bailaron dos muchachas (Pita Zapot y Danae Seller) y un joven (Ra煤l Berm煤dez) semidesnudos, acompa帽ados de dos m煤sicos nada m谩s, pero con un entusiasmo y una sinceridad impresionantes; adem谩s, yo he visto cientos de recitales de danza, pero nunca vi uno que tuviera de fondo una exposici贸n, siempre salen con un tel贸n, con una cortina o con total oscuridad; aqu铆 era como un grito de alegr铆a, no s茅 por qu茅, pero el acero inoxidable con los reflectores y en la noche era un espect谩culo muy impactante鈥, reconoci贸 Nierman en entrevista con este Semanario.

En aquella fresca noche de julio, luego de que unas 450 personas presenciaron el espect谩culo danc铆stico de la compa帽铆a Ingr谩vita Esc茅nica, algunos visitantes no dejaron pasar la oportunidad de tomarse selfies con sus smartphones con el c茅lebre escultor que amable acced铆a, o con sus obras en segundo plano que, por cierto, tienen la cualidad de cambiar de color de acuerdo a la luz del momento o seg煤n la perspectiva del espectador.

鈥淓s una de las exposiciones que m谩s me ha emocionado, porque hab铆a un ambiente muy sincero, la gente que fue, fue realmente porque quer铆a ir, no fue por sus amigos del country club, realmente vi gente que fue con mucha sinceridad, con entusiasmo, sus comentarios me emocionaron mucho鈥, valor贸 Nierman y revel贸 conmovido:

鈥淓n varios momentos sent铆 humedad en mis ojos y creo yo que la humedad en los ojos es el term贸metro de las emociones; entonces, para m铆 fue una vivencia fant谩stica; es m谩s, se termin贸 con los discursos y con todo y yo no me pod铆a ir, sent铆a como que 隆a d贸nde demonios voy, si a aqu铆 soy tan feliz!鈥.

No solamente presenci贸 feliz la inauguraci贸n de su exposici贸n 鈥淓spejismos鈥, sino que una hora antes, a las siete de la tarde, Leonardo Nierman tambi茅n comparti贸 una charla con el p煤blico en el Vest铆bulo de El Cubo, donde narr贸 algunas reveladoras historias sobre c贸mo inici贸 su traves铆a por la pintura cuando su formaci贸n hab铆a sido esencialmente musical.

Un d铆a, cont贸 Nierman con una voz serena, pausada, que mientras estudiaba en la Facultad de Comercio y Administraci贸n de la Universidad Nacional Aut贸noma de M茅xico (UNAM) en la primera generaci贸n, que inici贸 all谩 por 1954, propuso a las autoridades de la m谩xima casa de estudios pintar un mural, pero ante su sorpresa, al joven Nierman le autorizaron su propuesta aun cuando en la infraestructura de Ciudad Universitaria solo hab铆an pintado muralistas como David Alfaro Siqueiros, a quien luego recurri贸:

鈥淪e me ocurri贸 hablarle al maestro David Alfaro Siqueiros, no s茅 ni c贸mo consegu铆 el tel茅fono, pero contest贸, le ped铆 una cita, me trat贸 bien, con paciencia. Me dice: 鈥樎縀n qu茅 te puedo servir?鈥; le digo, 鈥榤aestro, pues para que usted me informe c贸mo se pinta un mural鈥. Y me dice: 鈥楾e voy a resolver tu problema: Vete a una buena librer铆a y c贸mprate un librito que yo escrib铆 que se llama 鈥楥贸mo se pinta un mural鈥, y casi me acompa帽贸 a la puerta, 驴no?鈥, narr贸 Nierman mientras el p煤blico re铆a con 茅l.

鈥淐omo que le dio un poco de pena o l谩stima, o como le digan. Me dice: 鈥楶ero s铆 te voy a dar un buen tip: el hombre que ha inventado los mejores colores para pintar un mural es un mexicano de nombre Julio Gonz谩lez. Yo s茅 que t煤 lo puedes localizar, ahorita no me acuerdo de su tel茅fono, pero t煤 local铆zalo.

鈥淵 lo localic茅 y me encontr茅 que era un ingeniero qu铆mico hijo de un escritor famoso, de Carlos Gonz谩lez Pe帽a, pero 茅l era as铆 como bohemio, viv铆a cerca de Xochimilco, ten铆a en su casa siempre a escritores, poetas, guitarristas, y fue el que me hizo los primeros colores鈥, valor贸 Nierman.

Lo dem谩s es historia que bien sintetiza el maestro al descubrir ah铆 su verdadera vocaci贸n:

鈥淢ientras pintaba yo ese mural, hubo una tarde que sent铆: 鈥楨sto es lo que yo quiero hacer toda mi vida鈥欌.

En las enhiestas alas de las 21 obras de acero inoxidable de Leonardo Nierman como 鈥淔lama del milenio鈥, 鈥淔lama de la sabidur铆a鈥, 鈥淗umanismo鈥, 鈥淗ero铆na鈥 o 鈥淔lama ol铆mpica鈥, habita un simbolismo de libertad y de amor por la vida, tal como revel贸 el escultor, en entrevista con ZETA, en el restaurante Villa Saverios de Tijuana poco antes de la medianoche del jueves 21 de julio:

鈥淓sta exposici贸n es parte de lo que llamamos arte abstracto, el arte abstracto no necesariamente est谩 ligado a una realidad, puede estar ligado a una fantas铆a, a una emoci贸n, o sea, no es una ilustraci贸n de nada, pero las formas que yo uso en la escultura est谩n muy relacionadas con alas de p谩jaros, para m铆 es un s铆mbolo de libertad: el p谩jaro puede cruzar las fronteras sin necesidad de ning煤n tr谩mite burocr谩tico鈥.

Derrochando generosidad, pero sobre todo contagiando su gran amor por la vida a sus 83 a帽os, un jovial Nierman refiri贸 al reportero:

鈥淪iento que el arte abstracto es un lenguaje que lo lee cada quien con su alma, con su coraz贸n, que no est谩 buscando significado, ni mucho menos un significado oculto; es la alegr铆a de vivir, la celebraci贸n de haber nacido, de que tu embarazo tuvo 茅xito.

鈥淵o pienso que el grandioso regalo de la vida no tiene precio: el haber nacido es una celebraci贸n, una celebraci贸n de las estrellas, del viento de la monta帽a, de la caminata a orilla del mar, el enamorarse una y otra vez; y dar gracias a Dios o a los dioses por el gran milagro de haberte dado la vida鈥.

鈥 驴Qu茅 busca Usted lograr en el espectador que tiene la oportunidad de presenciar su obra?

鈥淭anto la escultura como la pintura no est谩n terminadas hasta el momento que tienen la suerte de que alguien las vea y sienta algo, el gran enemigo es la indiferencia. Y cuando tengo una inauguraci贸n como la de hoy, que se me acerc贸 tanta gente para saludarme, para tomarse una foto conmigo, s铆 me dio la tranquilidad de que sienten algo, que se salen de su casa para compartir mi mundo, y me produce una sensaci贸n de gratitud a la vida, a Dios o los dioses o a quien corresponda el haberme dado el gran regalo de la vida que para m铆 es maravilloso; y no me explico c贸mo tanta gente desperdicia su 煤nica vida buscando problemas y disgustos, y que siempre est谩n enojados鈥.

En tiempos donde abunda el arte instalaci贸n en las galer铆as o museos donde m谩s de una vez personal de limpieza no ha dudado en tirar confundi茅ndolo con basura, el maestro Leonardo Nierman tambi茅n reflexion贸 en entrevista con ZETA:

鈥淎 m铆 me da la impresi贸n de que cada quien hace lo mejor que puede. Yo pinto lo mejor que puedo, pero nunca va a ser como un Rembrandt, pero yo le llevo una ventaja a Rembrandt: yo todav铆a estoy vivo鈥, expres贸 contento el artista.

Lleg贸 el momento en que lapid贸 sobre las 鈥渋nstalaciones鈥:

鈥淣o me atrevo a criticar, cada quien tiene su alma, tiene sus limitaciones y sus aciertos; entonces, yo no me siento con derecho a decir, 鈥榚so son puras porquer铆as鈥, a veces lo pienso, pero no lo digo鈥, sentenci贸 con una sonrisa p铆cara.

Luego remat贸 con una par谩bola:

鈥淧ero s铆 tengo conciencia de que cada quien hacemos lo mejor que podemos. Hace poco, conoc铆 a un se帽or que tiene once hijos, le quise preguntar que para qu茅 insisti贸 tanto, pero mejor no dije nada鈥.

Nacido el 1 de noviembre de 1932 en la Ciudad de M茅xico, Leonardo Nierman tambi茅n reflexion贸 en la entrevista con ZETA sobre la delicada situaci贸n del pa铆s donde la violencia no tiene fin y que por cierto hace memoria, no es diferente a la de otras d茅cadas:

鈥淢ira, yo tengo 83 a帽os, en 83 a帽os no he visto muchos cambios, pero s铆 recuerdo que en mi juventud yo escuchaba repetidamente un comercial de una marca de cerveza que dec铆a: 鈥楲a cerveza tal es la cerveza predilecta de los mexicanos, y veinte millones de mexicanos no pueden estar equivocados鈥. Bueno, de aquella 茅poca hasta ahora pasaron unos 50, 55 a帽os a lo mejor, y hoy dir铆a ese comercial algo muy parecido: 鈥楲a cerveza tal sigue siendo la cerveza predilecta de los mexicanos y 120 millones de mexicanos siguen sin estar equivocados鈥欌.

Finalmente, para explicar a M茅xico, Nierman estableci贸 un paralelismo entre el aumento de la poblaci贸n, no as铆 el de las librer铆as, hospitales, escuelas:

鈥淓l pensamiento no es c贸mico -expres贸 con rotunda seriedad-: en m谩s o menos en 50 o 55 a帽os pasamos de 20 a 40, 60, 80, 100, 120 y ya vamos para 130 millones de mexicanos, 驴han aumentado seis veces el n煤mero de fuentes de trabajo?, 驴han aumentado el n煤mero de hospitales, el n煤mero de escuelas, el n煤mero de librer铆as?鈥.

Luego de inaugurar su exposici贸n 鈥淓spejismos鈥, Leonardo Nierman comparti贸 con este Semanario que efectivamente tiene algunas otras invitaciones para exponer, no obstante reconoci贸:

鈥淧ues s铆 tengo algunas invitaciones, otras las tengo que considerar porque ya no tengo tanta energ铆a como antes, entonces no me es f谩cil sobre todo ir a las inauguraciones y dem谩s; pero estoy contento, y no me atrevo a decir que estoy trabajando, eso s铆 que quede claro鈥.

Generoso contador de an茅cdotas reveladoras de la vida y el arte, la entrevista con ZETA concluy贸 al filo de la medianoche todav铆a del jueves 21 de julio de 2016 en el restaurante Villa Saverios de Tijuana, donde confes贸 al reportero una 煤ltima historia que revela su forma de crear:

鈥淵o pinto mucho de noche, tiene una magia la noche y muchos de mis amigos lo saben; un d铆a suena el tel茅fono como a las once y media, de un amigo que estaba saliendo del cine y se le ocurri贸 que qu茅 tal si le invito un caf茅 en mi casa, le dije que c贸mo no, encantado; viene y por un cobertizo, en mi jard铆n, me ve que estoy pintando, me saluda, pero se mantiene como a quince metros de distancia, cosa que yo le agradec铆 porque no me interrumpi贸 lo que estaba yo haciendo, porque cuando estoy pintando yo no pienso, no pinto con una idea, con una meta, no; mi 煤nica motivaci贸n es buscar una emoci贸n, con la idea de que si me emociona a m铆, es probable que emocione a otras personas. Pero pintar para resolver un problema, no. Yo no pienso; yo siento鈥.

Autor(a)

Enrique Mendoza
Enrique Mendoza
Licenciado en Comunicaci贸n por la UABC Campus Tijuana. Periodista cultural en Semanario ZETA de 2004 a la fecha.
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas