Feminicidios y esquemas rotos

Fotos: Cortesía/Basada en hechos reales
Espectáculoz lunes, 6 septiembre, 2021 12:00 PM

Inspirada en situaciones reales de violencia de género y feminicidios, la serie episódica “No fue mi culpa” retrata una sucesión de historias desgarradoras del México actual, común denominadora de sociedades latinoamericanas, a través de una innovadora línea narrativa de rompecabezas que arribará en exclusiva a la nueva plataforma de streaming Star+, al mismo tiempo que el país suma 508 víctimas en lo que va del año.

Con el protagónico de Paulina Gaitán, Raúl Méndez, Damián Alcázar y Giovanna Utrilla, la serie de Ana Lorena Pérez Ríos se estrenará el 17 de septiembre. La directora conversó con este Semanario respecto a su producción:

“Es un proyecto con un proceso que emerge en la narrativa colectiva de este problema. Los feminicidios, las desapariciones forzadas llamaron mi atención para ponerlos en la mesa de la conversación, hacer representaciones con más presencia, y provocar el diálogo y cambios en nuestra cotidianidad”, explicó Pérez Ríos, a ZETA sobre la serie de 10 capítulos de 45 minutos, replicada en Colombia y Brasil.

Paulina Gaitán y Damián Alcázar

Filmada en la Ciudad de México, esta serie dramática relata la historia de Mariana (Paulina Gaitán), una mujer que enfrenta la peor tragedia de su vida cuando su hermana menor, Lily (Giovanna Utrilla), a quién educó como una hija, una noche desaparece misteriosamente sin dejar rastro. Dos años más tarde encuentra su cadáver, detonando su empoderamiento al buscar la verdad y descubrir estadísticas aterradoras, compartiendo el dolor provocado por la violenta pérdida, y hallando la manera de ayudar a otros en su búsqueda.

“Los feminicidios siguen aumentando, y aunque hace 21 años se empezaba a ver como una tragedia, hoy se ha convertido [también] en una pandemia, un efecto de violencia que ya nos traspasó”, subrayó la realizadora, quien recalcó la apuesta de Star+ por retratar la realidad.

Demuestran respeto y empatía

“Me emociona que Walt Disney Company lo tenga como uno de sus proyectos más importantes, y que tengamos la oportunidad de lanzarlo. Eso habla del gran peso e interés que se está ejerciendo, con compromiso y responsabilidad”, agregó.

Referente a la ficción basada en hechos reales y el reto de producirla al margen del respeto hacia las víctimas añadió: “Realizamos un proceso de investigación con Paulina Gaitán para poder lograr el enfoque correcto, acercarnos a estos sucesos que marcan la vida de padres, madres, hermanos y amigos, de manera constante; y que deja huecos que duran años y años, y que rompen esquemas de vida por la desaparición”, enfatizó la directora, quien deja un mensaje de lucha y reivindicación.

“Platicamos con gente que lleva 15 años buscando a sus hijas, hermanas, sobrinas, y es hablar de esos sentimientos, de los vacíos, del cómo nos colocamos, cómo nos apoyamos y desde dónde los abordamos. Fue muy complicado porque intentamos hacerlo con mucho respeto hacia todas las víctimas; y, por otro lado, tratando de ser empáticos y que tendríamos que estar ahí para acompañar y ver de qué manera abordar estas conversaciones”, especificó Pérez Ríos, quien abunda en las trágicas historias de mujeres de diversas edades, clase social, lugares de origen, y personas afectadas.

“Tristemente nuestras historias están basadas en hechos reales, y cuando empezamos a investigar nos dimos cuenta de que cada tipo de violencia que se genera contra la mujer tiene millones de historias reales: aquélla que es asesinada por su marido, aquel que por celos la golpea, el familiar que abusa de su sobrina… y esta serie es la voz de todas ellas”, puntualizó la directora, quien también ha dirigido las obras “Bésame Mucho” y la telenovela “Un Refugio para el Amor”.

La serie “No fue mi culpa” contó con las actuaciones de Rebeca Manríquez, Paloma Alvarado, Regina Alcalá, Leidi Gutiérrez, Esmeralda Pimentel, Lisa Owen, Andrea Chaparro, Luz María Zetina, Yatzini Aparicio, Pía Watson, Gabriela Cartol, Edmundo Vargas, Marcos de la O, Alejandro de la Madrid y Rodrigo Murray.

Comentarios

Tipo de Cambio