Valiendo madre

Foto: Internet/México y el tema de la corrupción
 
Opinionez Lunes, 6 Febrero, 2017 12:00 PM

Todos estamos hablando de temas como Donald Trump, sus políticas anti-inmigrantes, así como el gasolinazo y su repercusión económica, en ambos damos argumentos con razón y otros más con el corazón, pero afín de cuentas reflejan nuestra preocupación.

Mientras estos temas están en el “top of mind” hay otros que son muy relevantes pero que nos pasaron de noche.  Uno de éstos son los resultados que hace unos días dio a conocer Transparencia Internacional en su Índice de Percepción de la Corrupción 2016 (IPC)

El IPC mide el grado de corrupción del sector público en 176 países.  La medición se realiza a través de una combinación de encuestas y evaluaciones que efectúan diversas instituciones de prestigio. Ante las posibles descalificaciones de este estudio es necesario aclarar que el IPC es indicador de corrupción más usado en todo el mundo.

Para nuestro pesar México cayó 30 puntos lo que significa colocarnos en el lugar 123 de 176 países. Si hacemos una comparación con el año 2015 nos daremos cuenta que pasamos del lugar 95 al 123.  Estamos al mismo nivel de Honduras y Paraguay. En América Latina se ubican en una mejor posición países como Bolivia, Perú, Jamaica, El Salvador, Panamá, Cuba, República Dominicana, San Vicente, Santa Lucía, Barbados. Solo somos superiores a países como Haití, Venezuela y Nicaragua.

En el resto del mundo países como Armenia, Costa de Marfil, Argelia, Etiopía, Malí, Pakistán, Tanzania, Vietnam, nos superan. México solo está mejor evaluado en el resto del mundo que Irak, Libia, Sudán, por citar algunos.

Para información general los países que encabezan la lista como los menos corruptos son Dinamarca y Nueva Zelanda, mientras que los países considerados más corruptos son Afganistán, Corea del Norte y Somalia.

Desafortunadamente este tipo de información sobre México no nos sorprende, pero sí indigna. La corrupción en nuestro país está soportada en tres grandes rubros: policías, partidos políticos y gobierno (federal, estatal, municipal y poderes como el Legislativo y Judicial). En la parte de seguridad la policía municipal siempre es la considerada más corrupta, es el eslabón más débil ya que las bandas delincuenciales son a los primeros que sobornan para todo tipo de delitos. Los partidos políticos viven una crisis de credibilidad enorme, ahí está Enrique Ochoa del PRI y sus placas de taxis o el modo de vida poco transparente de Ricardo Anaya en el PAN.

En el rubro de gobierno tan solo basta recordar la casa blanca del Presidente Enrique Peña Nieto y su esposa o los gobernadores involucrados en casos de corrupción como Javier Duarte (aún prófugo), César Duarte, los Moreira, Guillermo Padrés o Rodrigo Medina. Pero también y es un tema que poco se toca la lacerante corrupción de los jueces que en lugar de impartir justicia fomentan su desaseo.

Ante este panorama tan lamentable pareciera que poca esperanza tenemos de mejorar, en lo personal tengo serias dudas sobre el Sistema Nacional Anticorrupción que se aprobó meses atrás porque la rendición de cuentas no es lo suficientemente potente. Algunos dirán que por algo se empieza, si es así entonces esperemos las siguientes evaluaciones. Desde ahora anticipo que no habrá ganancia.

Sigo sosteniendo que en México ya no hacen faltan más leyes o sistemas, lo que hace falta es aplicar las existentes. ¿A poco no tenemos leyes y reglamentos que castigan al que se roba el dinero? ¿En verdad no tenemos leyes que sancionan al que pide un “moche” sea policía, político o juez?

Dejemos los pretextos y apliquemos las leyes ya existentes, si no seguiremos valiendo madre en este tema por muchos años más.

 

Alejandro Caso Niebla es consultor en políticas públicas, comunicación y campañas; se ha desempeñado como vocero en la Secretaría de Hacienda y Secretaría de Desarrollo Social en el Gobierno Federal, así como Director de medios en la Presidencia de la República. También fungió como Director de Comunicación Social en el Gobierno del Estado de Baja California. @CasoAlejandro

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio