El brillo de la Catedral

Foto: Ramón T. Blanco Villalón
 
Dichoz y Hechoz lunes, 8 abril, 2019 12:00 PM

Ahora sí que a Tijuana le faltarán luminarias por todos lados después del frustrado negocio que hizo Carlos Bustamante Anchondo cuando, como alcalde de la ciudad, “vendió” la idea de un convenio de cientos de millones de pesos para la adquisición de luminarias, y luego que Juan Manuel Gastélum Buenrostro no instalara una sola lámpara, la Catedral de la Zona Centro de Tijuana ya está iluminada. La obra no fue de ningún gobierno, sino de un empresario, Rolando Escobedo Ortiz, de IPEC Industrial, entre otros negocios. En colaboración con el Arzobispo Francisco Moreno Barrón y con alrededor de quince personas, ingenieros, técnicos y auxiliares del proyecto instalaron luces con tecnología LED de tres mil grados Kelvin. Además, filtros para dar realce al color ámbar que ha significado a la Catedral. El trabajo requirió de seis semanas en las que se instaló el equipo en el exterior para iluminar módulos exteriores, fachada, parte dela cubierta, las dos cruces en la parte frontal y una en la parte posterior. La Catedral no es la primera iglesia que ilumina Escobedo. Anteriormente hizo lo mismo en las parroquias Divina Providencia de la colonia Libertad, y la del Señor de la Misericordia en la Francisco Villa. Ahora pretende iluminar también la Iglesia San Francisco de Asís en la calle Tercera de la Zona Centro y el Sagrado Corazón en Calle 10, en cuyas instalaciones alberga el Seminario Mayor.

Comentarios

comentarios


Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio