AMLO y los medios

Foto: Internet/Jesús Ramírez Cuevas será el coordinador de Comunicación Social de AMLO
 
Opinionez Lunes, 27 Agosto, 2018 12:00 PM

La relación desde hace muchos años entre Andrés Manuel López Obrador y los medios de comunicación ha sido distante. El ahora Presidente electo siempre ha dicho que la televisión, radio y prensa están al servicio del gobierno en turno, por lo cual –desde su óptica– era atacado por órdenes de sus dueños afirmando que la mayoría forman parte de la “mafia en el poder”.

En algunas de sus tesis sobre los ataques en su contra tiene razón, en los matices es donde comete errores de apreciación. Para los medios de comunicación tradicionales siempre Andrés Manuel ha significado una seria amenaza, el momento más difícil y tenso fue en la elección donde triunfó por estrecho margen Felipe Calderón. Ahí los medios “jugaron” con el panista y defendieron esa victoria. Hoy en día, si bien se percibe la construcción de puentes con poderosos directivos aún persiste una gran incertidumbre por lo que viene.

Para “calentar la plaza” anunció un recorte del 50% de la publicidad que reciben los medios tradicionales, de confirmarse lo anterior significaría un duro golpe para las finanzas de estas empresas. Sin tener un dato exacto el recurso que destina el gobierno de Enrique Peña Nieto mínimo es de 12 mil millones de pesos, una barbaridad de recursos en un país con enormes rezagos económicos, sociales y hasta políticos.

En los gobiernos panistas desde Vicente Fox y Felipe Calderón pasando por el del priista Peña Nieto, los medios de comunicación, en particular la televisión se ha visto altamente beneficiada con la inversión gubernamental, por eso es de llamar la atención lo que sucederá en esta nueva forma de relación entre el poder y los medios.

Será por demás interesante conocer cómo será la política de comunicación del nuevo gobierno, es decir, saber los criterios de asignación del gasto publicitario hasta la construcción de los flujos de información. Es importante agregar que AMLO anunció la desaparición de dependencias de comunicación social para concentrarlas en un solo aparato que genere los insumos hacia los medios.

Sobre este último punto se maneja la versión que las dependencias responsables de comunicación no desaparecerán del todo, sino que se convertirán en enlaces con los medios de información (logística, relación con líderes de opinión y reporteros, etc.), pero lo que se difunda o se deje de hacer, así como la repartición de los recursos será bajo la directriz que marque comunicación social de la Presidencia de la República.

Por su parte, los medios de comunicación tienen frente a sí mismos un reto por demás complicado: ¿cómo detener esa hemorragia generada por el recorte en los recursos que el gobierno invierte en ellos? Seguramente tendrán que revisar hacia el interior de sus empresas y prescindir de personal que va desde gente con salario precario hasta líderes de opinión con un alto sueldo.

Es probable que los medios inmediatamente enfilen sus baterías hacia los gobiernos estatales, pero éstos –salvo en casos como la Ciudad de México, Veracruz, Puebla, Estado de México y Guanajuato– no cuentan de ninguna manera con el potencial de inversión económica que posee el Gobierno Federal.

El dilema verdaderamente es grande máxime que el nuevo gobierno es muy sensible a las críticas y los medios, por lo pronto no quieren confrontarse con López Obrador. En pocas palabras, ambos están como en el boxeo en el round de estudio.

Es muy probable que durante todo el primer año se mantengan las cosas como hasta hoy, lo interesante vendrá cuando Andrés Manuel cometa sus primeros errores, ahí es donde veremos de qué está construida la relación entre ambos poderes. Al tiempo.

 

Alejandro Caso Niebla es consultor en políticas públicas y comunicación; se ha desempeñado como vocero en la Secretaría de Hacienda y Secretaría de Desarrollo Social en el Gobierno Federal, así como Director de Medios en la Presidencia de la República. También fungió como Director de Comunicación Social en el Gobierno del Estado de Baja California. @CasoAlejandro

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio