La Semar niega que haya matado a una familia desde un helicóptero artillado en Nuevo Laredo, Tamaulipas


 
Nacional Lunes, 26 Marzo, 2018 11:43 AM

La Secretaría de Marina Armada de México (Semar) negó este lunes que elementos de dicha dependencia hayan dispararon la madrugada de ayer domingo, en Nuevo Laredo, Tamaulipas, desde un helicóptero artillado, hacia la camioneta donde viajaban cuatro civiles -dos adultos y dos menores de edad-, lo que ocasionó que los 4 integrantes de una familia fallecieran por los impactos de bala.

A través de un comunicado, la Semar afirmó que “bajo ninguna circunstancia fue excedido el uso de la fuerza por parte del personal de esta Institución”, en referencia a diversas notas informativas publicadas en medios de comunicación como el diario local el Mañana de Nuevo Laredo y las redes sociales.

“Los resultados preliminares de la investigación que desarrollan las autoridades competentes, indica que los impactos de bala que recibió el personal civil fueron a causa de fuego cruzado a nivel tierra y no desde el aire, asimismo el calibre de los impactos que presenta el vehículo no corresponden al armamento orgánico con el que cuentan las aeronaves de la Armada de México”, señaló la Semar.

“El personal naval brindó en todo momento la atención médica necesaria en el área del incidente a personas que resultaron heridas, además se cuenta con información de que una persona civil de sexo masculino, que supuestamente había fallecido, recibe atención médica especializada en un hospital de Nuevo Laredo, Tamaulipas”, indicó la Secretaría de Marina.

Ayer, medios de comunicación como el diario local El Mañana de Nuevo Laredo, señalaron que elementos de la Semar atacaron desde un helicóptero a un grupo armado que había sorprendido en tres ocasiones sucesivas a efectivos de la Armada en dicha ciudad fronteriza, la madrugada del domingo.

Pero según los medios locales, los marinos se equivocaron, y mataron a los 4 miembros de una familia: el padre, de 25 años de edad; la madre, de 28; y dos niñas de 6 y 4 años, quienes circulaban a las 02:20 horas por la carretera a Piedras Negras, Coahuila, para ir a su casa en la colonia El Nuevo Progreso.

Ayer domingo, por la tarde, la Marina Armada de México informó únicamente que en las emboscadas murieron un marino y 13 más resultaron heridos. La Semar también indicó que cuatro presuntos atacantes habían muerto cuando elementos que llegaron de refuerzo repelieron los ataques.

Indicó que en la tercera emboscada “se realizaron acciones con apoyo aéreo desde un helicóptero de esta institución”. Sin embargo, no otorgó más detalles; sólo dijo que lo hizo para “disminuir el nivel de agresión y reducir el peligro de bajas civiles y de personal naval”.

El Mañana de Nuevo Laredo informó que el ataque a la familia fue dado a conocer por dos de los sobrevivientes, entre ellos una menor de edad. El rotativo añadió que el padre, Efraín Rojas Santos, había quedado herido, pero los marinos impidieron la llegada de auxilio médico.

Tras la agresión, “del helicóptero de la Marina descendieron en rapel, cuatro elementos, quienes en lugar de prestarle ayuda a Efraín, quien se estaba desangrando, impidieron el paso de una ambulancia, causando su muerte”, publicó el diario en su página web. Según el rotativo local, familiares llegaron en auxilio y atestiguaron la obstrucción de los efectivos de la Marina para que atendieran a Rojas Santos.

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio