Buscan a sospechoso en asesinato de Janeth


 
Ezenario Lunes, 16 Febrero, 2015 08:00 PM

Ahora el principal sospechoso de la desaparición y el asesinato de la niña Janeth en Mexicali, es quien fuera vecino de la menor, Emanuel López Espinoza; quien residía en la casa donde el cuerpo violentado de la menor fue localizado el miércoles 11 de febrero. Es un hombre de 25 años de edad, señalado de consumir de drogas, empleado en una fábrica de tarimas, que vivía con su pareja y dos menores de edad, con quienes Janeth tenía muy buena relación. Se ha dado a la fuga. Los Agentes Ministeriales asignados al caso no han podido localizarle, pero interrogan a la mujer para dar con el paradero del sospechoso. De acuerdo a la reconstrucción de los hechos realizada por la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), a las 12 de la tarde la niña de 12 años de edad, salió de su domicilio ubicado en la calle Fauno de Residencial Victoria para realizar una recarga telefónica en una tienda de autoservicio localizada a una cuadra. El sábado 7 de febrero, como era común, sus padres le pidieron que fuera a la tienda Oxxo que está entre las calles Paseo Afrodita y Cronos. Pero la niña Janeth Bibriesca Lemus no hizo solo una recarga. Por las investigaciones ministeriales se supo que pagó otra más para la línea telefónica de su vecino, quien le habría pedido el favor antes de llegar al establecimiento. De la menor ya no se supo nada más. Fue el miércoles 11 de febrero cuando su cuerpo fue localizado en el patio del vecino al que le realizó la recarga telefónica. Janeth fue violada y asesinada. Su vida terminó a cinco casas de la suya. Vestida con pijama y chanclas. Recostada de lado, y fuera de algunos moretones, a simple vista no presentaba huellas de violencia. La autopsia realizada por el Servicio Médico Forense (Semefo), arrojó la causa del fallecimiento: traumatismo craneoencefálico provocado por un golpe en la cabeza. De acuerdo al titular del Semefo, Francisco Acuña Campa, el cuerpo que tenía entre 2 y cinco días sin vida, también presentó sangrado en los órganos sexuales ocasionados por un abuso sexual y huellas provocadas por estrangulamiento. Janeth se entretenía de camino a casa Le gustaba salir a jugar en las calles del fraccionamiento con varios amigos, razón por la que sus padres no se alarmaron al ver que la recarga telefónica llegó, pero ella no.  Como era recurrente, Janeth se entretenía de camino a su casa, sobre todo con una vecina con la que pasaba el tiempo. Pero cerca de las tres de la tarde, tres horas después de que la mandaron a la tienda, Pedro Alberto Bibriesca y Janeth Valdez empezaron a preocuparse. Decidieron marcar al número de emergencia para alertar sobre la desaparición de su hija, lo que provocó una movilización de agentes municipales y ministeriales en la zona, pues también se alertó a la Unidad de Personas Extraviadas o Ausentes (Capea) de la PGJE. Por la grabación de una cámara de vigilancia del Oxxo, se pudo verificar que la niña acudió esa mañana, pagó y salió del autoservicio. Pero la alerta Amber no fue activada al “no cumplir con los protocolos necesarios”, según afirmó el gobernador del Estado, Francisco Vega. Fue en las redes sociales donde se informó a la ciudadanía sobre la desaparición, pero también se responsabilizó a un joven que aparece en el video de la tienda pagando después de Janeth, versión que tuvo que ser desmentida por la PGJE. La mala información También a través de las redes sociales se responsabilizó a los padres, por la tardanza de tres horas para avisar a las autoridades y por lo “sospechoso” de sus actitudes durante entrevistas televisivas y radiofónicas. Además, el día que se encontró a Janeth, apresurado, un medio de información afirmó que el cuerpo había sido localizado dentro de su propia casa. Al final de un pasillo Las autoridades ministeriales tomaron diversos testimonios dentro del Residencial Victoria e implementaron un operativo policiaco al confirmarse que la niña no salió del fraccionamiento. Con el trabajo de un elemento canino (K9), el cuerpo pudo ser localizado el miércoles 11 de febrero dentro del predio vecino, donde tiene su domicilio el ahora sospechoso. El cuerpo de Janeth fue enterrado al final de un pasillo, en la parte trasera de la vivienda marcada con el número 4224 de la calle Cronos, ubicada exactamente entre su casa y la tienda Oxxo. “Parecía dormida de costado”, afirmó el subprocurador Contra de la Delincuencia Organizada, José María González. Elementos de la PGJE pudieron ingresar a la casa hasta después de las 12 del día del jueves12, cuando se les otorgó la orden de cateo. El funcionario estatal confirmó la muerte de Janeth, afirmó que entrevistas y tareas de inteligencia realizadas –como el análisis de las conductas de los habitantes de la casa cateada–, marcaron la pauta para inspeccionarla. Dijo que aún no se les puede acusar de complicidad –a los habitantes de la casa–, toda vez que continúan siendo investigados. A la esposa del sospechoso le hacen entrevistas para esclarecer lo ocurrido. González Martínez planteó lo que después se confirmó: “La experiencia nos dice que hay una cuestión sexual, de intimar con ella, conste, no tenemos aún necropsia, no podemos adelantar que exista una agresión sexual”. 32 menores desaparecidos en 2014, 24 fueron encontrados Fernando Ramírez Amador, subprocurador de justicia en Mexicali, señaló que de acuerdo a registros de Capea, en 2014 se reportaron 66 desapariciones, 32 correspondientes a menores de edad, de los que 24 fueron encontrados. Aclaró que de los ochos niños que quedan por localizar, siete son por reportes de otras entidades del país que piden la colaboración y el restante corresponde a una menor de 16 años que se comunicó con su madre para manifestarle que ya no volvería. Afirmó que es incorrecta la información que se difunde en las redes sociales respecto al robo de niños en la ciudad. Otra menor encontrada El martes 10 de febrero fue reportada como extraviada la menor Gygden de 13 años ante la Unidad de Atención a Menores de Edad y fue encontrada el miércoles 11, cuando se contactó con una compañera de escuela, indicando que se encontraba fuera de la casa de su abuela. Había salido de la Secundaria 90 ubicada en la colonia Esperanza Agrícola desde la tarde de ese día y no llegó a pasar la noche, por lo que familiares y amigos también organizaron su búsqueda. Según la Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM) se averiguó que la niña faltó a clases el día de su desaparición y luego llegó a la escuela a la hora de salida junto a una compañera, a quien le dijo que no regresaría con sus hermanos debido a problemas en su entorno familiar.   Tanto la menor como los padres recibieron asesoría psicología debido a conductas “auto-agresivas” de Gydgen, informó la dependencia municipal. 

Comentarios

comentarios

Notas relacionadas

Tipo de Cambio