22.3 C
Tijuana
viernes, julio 12, 2024
Publicidad

Reelección de “Alito” llevaría a la extinción del PRI, advierten

Hasta cuándo Alejandro Moreno va a querer seguirse apropiando de prerrogativas, candidaturas?”, reclamó disidente. “Se están escuchando todas las voces”, aseguró dirigente estatal. Mesas temáticas arrancaron el 3 de julio

Aun con el descalabro del Partido Revolucionario Institucional en los comicios del 2 de junio, en los que perdió más de la mitad de espacios en la Cámara de Diputados y no logró una sola gubernatura, el dirigente nacional de esa fuerza política, Alejandro Moreno Cárdenas “Alito”, admitió tener intenciones de repetir en el cargo, en el que de acuerdo con una sentencia del Tribunal Electoral debe concluir este año.

“Quienes lo van a decidir son las y los priistas”, atajó el ex gobernador de Campeche en declaraciones periodísticas, en alusión a la XXIV Asamblea Nacional del PRI programada para este domingo 7 de julio, en la que, según sugirió, el tema de la reelección se someterá a discusión.

En un pronunciamiento difundido el 1 de julio, el Frente Amplio de Renovación Interna solicitó que se posponga la XXIV Asamblea Nacional y se lleve a cabo una vez que “el mes de agosto” concluya el período de Moreno Cárdenas como presidente del PRI. La portavoz de esa corriente partidista, Dulce María Sauri, había declarado días atrás que el presidente del CEN pretendía modificar los estatutos del partido para poder reelegirse.

El representante de la corriente de opinión Movimiento Líder del PRI, José Encarnación Alfaro Cázares, recordó que en abril de 2023 el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación resolvió ampliar el mandato de Moreno Cárdenas por un año, con el pormenor de que una vez concluyera el proceso electoral, el PRI debía convocar a la renovación de la dirigencia. De ahí que el disidente criticara que el dirigente pretenda someter a discusión el tema de la reelección, en el curso del período comicial.

“Estamos en pleno proceso electoral. Aún no concluye el proceso, pero la actual dirigencia encabezada por Alejandro tiene prisa para que la Asamblea se haga antes de que concluya el proceso electoral, y así poder tener el marco legal para asegurar su reelección”, manifestó en entrevista con ZETA.

De la propia Asamblea, mencionó que ni siquiera Moreno Cárdenas debería emitir la respectiva convocatoria.

“De acuerdo a lo que marca la Ley y los Estatutos, debería celebrarse después de que concluya el proceso electoral y debería ser una nueva dirigencia quien convocara y dirigiera esa asamblea, porque están convocando anticipadamente”, expuso.

Leonor Vizcarra Acosta, ex candidata del PRI a diputada local, Foto: Eduardo Andrade /Guadalupe Gutiérrez Fregoso, Foto: Eduardo Andrade / José Encarnación Alfaro Cazares, representante del movimiento lider del PRI, Foto: Tomada de Internet

Detalló que “aún no se cumplen los tres años de que se llevó la anterior Asamblea Nacional” y aseguró que tal es el período que debe transcurrir entre cada encuentro de esa envergadura.

“No es correcto que una dirigencia que ha entregado tan malos resultados ahora pretenda reelegirse utilizando una simulación de Asamblea Nacional. Nosotros creemos que es un asunto que debe analizarse; es decir, no rechazamos el tema de la reelección por la reelección misma sino por la reelección de este personaje que es Alejandro Moreno”, refirió.

El 7 de junio, el PRI dio a conocer que la sesión plenaria de la XXIV Asamblea Nacional Ordinaria se llevaría a cabo el 7 de julio. Informó que para tales efectos Moreno Cárdenas (quien se perfila para ocupar un escaño en la LXVI Legislatura) había tomado protesta a los miembros de la Comisión Organizadora, integrada por el propio dirigente, la secretaria general del CEN, Carolina Viggiano Austria, así como por distintas comisiones y comités partidistas.

“Vamos a iniciar con foros por todas las entidades para establecer una definición clara sobre temas que hoy son relevantes para el priismo, como entender las causas y las implicaciones de fondo que arrojan los resultados del proceso electoral”, habría dicho Moreno Cárdenas con motivo de los preparativos de la Asamblea.

“Es realmente una mascarada, una tomada de pelo a la militancia el hecho de querer decir que en menos de un mes, todavía dentro del proceso electoral en términos legales, cuando hay compañeras y compañeros que fueron candidatos que siguen en impugnaciones frente a la autoridad electoral, cuando no se ha hecho un serio análisis que han provocado estas derrotas, estas pérdidas no sólo de votos, sino también de militantes. Es un contrasentido, un despropósito, pensar que en menos de un mes el priismo nacional va a analizar temas tan importantes como estos”, indicó Alfaro Cázares, quien se identificó como integrante del Frente Amplio de Renovación Interna.

Reiteró que “el único propósito que tiene la dirigencia para convocar a esta Asamblea es asegurar la permanencia de la actual dirigencia” y dijo que para ello el presidente del CEN se podría valer de “una reforma a modo”.

Observó que en el período de “Alito” como presidente del CEN, las dirigencias locales se han visto mermadas en sus capacidades y atribuciones, de forma tal que en la Asamblea el dirigente no tendría dificultades para consumar la modificación a los Estatutos, en busca de la reelección.

El líder nacional “cuenta con el control de los órganos de dirección y el apoyo de incondicionales a quienes les ha respondido con posiciones y prerrogativas. Alejandro Moreno ha convertido al partido en una franquicia electoral al servicio personal y de su grupo de incondicionales”, estableció.

En coincidencia con la ex diputada y otrora dirigente Dulce María Sauri Riancho, José Encarnación Alfaro afirmó que en caso de que Moreno Cárdenas consumara la reelección el Revolucionario Institucional, se perfilaría para disolverse como fuerza política.

“La extinción. Gradualmente la extinción”, respondió en alusión a qué le depararía al PRI con “Alito” de nueva cuenta en la dirigencia.

“Cuando él llega de dirigente teníamos 12 gubernaturas. (Ahora) tenemos nada más 2. Teníamos más del 20 por ciento de votación. Ahora estamos casi en el 10. O sea, somos ya intrascendentes en el Congreso de la Unión. En fin, ¿qué sigue? ¿Hasta cuándo Alejandro Moreno va a querer seguirse apropiando de prerrogativas, candidaturas y utilizar al partido como un simple aparato electoral a su servicio?”, indicó.

Sostuvo que de entrada el tricolor corre riesgo de convertirse en “partido satélite” de Morena. “No sé si ése sea el acuerdo de Alejandro Moreno con el Presidente López Obrador”.

Consultada al respecto, la ex candidata del PRI a la diputación local por el distrito 8, Leonor Vizcarra Acosta, se pronunció porque Moreno Cárdenas dé paso a la instauración de una nueva dirigencia.

“Nosotros estamos ahorita en una posición que a nivel nacional en nuestro partido se vengan cambios, como el de cambio de nuestro dirigente nacional, que ya es tiempo que se vaya; que se renueve la dirigencia nacional, estatal y municipal. Por salud mental debemos hacerlo”, sostuvo.

Mencionó que con motivo de la XXIV Asamblea Nacional, Moreno Cárdenas llegó a proponer “el cambio de nombre del partido, el cambio de colores, el cambio de ciertas cláusulas en los Estatutos”, lo que a su modo de ver constituyó un indicio de que “sí quiere reelegirse”.

También expuso que durante la campaña “mucha gente” perteneciente al Revolucionario Institucional se rehusó a decir que formaba parte de ese partido, en razón de “estar en contra de las políticas” impulsadas por “Alito”, circunstancia que desde su punto de vista podría interpretarse como señal de pretender migrar a otro instituto político.

En cuanto a sus propias inclinaciones políticas, Vizcarra Acosta afirmó: “Yo permanezco en el PRI. Yo no me voy del PRI. Siempre voy a ser del PRI y lo dije desde el principio. ¿Cuántos años tienes siendo priista? 50 años. Militante, 20. Pero siempre vamos a ser priistas”.

José Encarnación Alfaro dijo apostar por “un ejercicio amplio, extenso, intenso de reflexión para discutir la situación actual del partido y los mecanismos para su refundación, su reorganización y su renovación democrática”, como parte de un proceso en el que la militancia a nivel nacional apoyara tales modificaciones.

En tal caso “esas voces discordantes, esas voces que hoy señalan que no están de acuerdo, bien valdría la pena que estuvieran en esta asamblea”, sugirió la dirigente del Revolucionario Institucional en Baja California, Guadalupe Gutiérrez Fregoso, quien acudió a la Ciudad de México para participar en las Mesas Temáticas organizadas con motivo de la Sesión Plenaria.

Particularmente, Gutiérrez Fregoso se integró a la Mesa de Declaración de Principios del partido, a la que -de acuerdo con la líder estatal- asistieron alrededor de 300 priistas, entre ellos el diputado federal Rubén Moreira, en calidad de presidente.

“Aquí se están escuchando todas las voces, a favor y en contra, y lo que sí quiero reiterar es que el asunto que tenga que ver con el futuro de nuestro partido va a ser decidido por las mayorías del propio partido. Entonces ese grupo que está ahorita muy activo, yo los invitaría a que participaran en las mesas de debate, donde está abierto”, asentó vía telefónica.

Además de la relativa a Declaración de Principios, se habilitaron mesas en materia de Código de Ética, Programa de Acción, Estatutos; habilitándose cuatro en total.

En referencia a la posibilidad de procurar una modificación para que “Alito” pudiera buscar la reelección, Gutiérrez Fregoso afirmó tratarse de “un tema estatutario” que “sin duda” se manejaría a manera de “propuestas” en voz de distintos asambleístas.

“Hoy (3 de julio) estuvimos en la mañana con el señor presidente, con el presidente del PRI obviamente, antes de arrancar los trabajos de las Mesas Temáticas; y sí hay algunas voces que están hablando de una reforma estatutaria, pero no está decidido todavía”, manifestó al respecto.

Las Mesas se extenderían hasta el 4 de julio, tras lo cual se abriría un espacio dedicado a la relatoría de esos ejercicios, de tal suerte que el domingo 7 tenga lugar la Sesión Plenaria.

Gutiérrez Fregoso negó que la Asamblea se haya programado en desapego a la respectiva normatividad, en el sentido de seguir en marcha el proceso electoral.

“Esta Asamblea se está llevando en cumplimiento de una determinación del Instituto Nacional Electoral”, aseguró.

El proceso electoral “efectivamente no ha concluido porque no se ha calificado la elección, pero prácticamente ya está a punto de. Entonces es en cumplimiento de una indicación del INE y aquí estamos los priistas celebrando nuestra Asamblea y debatiendo y reflexionando el futuro de nuestro partido”.

En cuanto al resto de los paneles, las diputadas Yolanda de la Torre y Marcela Guerra quedaron al frente de las Mesas de Código de Ética Partidaria y Programa de Acción, respectivamente; en tanto que Gaspar Quintal, de la de Estatutos.

La XXIV Asamblea Nacional “es una gran oportunidad para impulsar la reforma que el partido requiere para seguir adelante”, consignó el Revolucionario Institucional durante el arranque de los trabajos deliberativos.

Autor(a)

Eduardo Andrade Uribe
Eduardo Andrade Uribe
Licenciado en Comunicación por la Universidad Iberoamericana Ciudad de México; con certificado de terminación de la maestría en Cultura Escrita otorgado por el Centro de Estudios Sor Juana. Activo en semanario ZETA dese 2005.
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas