21.8 C
Tijuana
viernes, junio 14, 2024
Publicidad

Jefe Silva asesinado porque no dejaba “trabajar” a criminales

La tarde del 22 de mayo, Juan Carlos “N” alias el Cholo, José María “N” apodado el Chema y Jonathan alias Popeye o Popet, fueron vinculados a proceso como presuntos responsables del homicidio calificado con ventaja cometido el 14 de mayo, en contra de Julio César Silva Herrera, jefe de Distrito de la Zona Centro de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana Municipal de Tijuana.

El juez le dio a la Fiscalía General de Baja California tres meses para la investigación complementaria.


Publicidad


Johan, un testigo contextual quien es deportado con antecedentes de consumo de marihuana y que se dedicaba a “entregar cosas” para los tres detenidos, fue quién en su declaración ante la fiscalía, habló del móvil del homicidio:
“…que iban a matar a un policía que les había dado muchos problemas en la zona…que no los dejaba trabajar en la venta de droga y el cobro de piso a los comerciantes ambulantes”.

Explicó que eso fue lo que le dijeron un día antes del ataque, cuando intentaron forzarlo a ser parte de los planes, pero aseguró que se negó, lo amenazaron, pero huyó cuando se quedaron dormidos, y por eso el Chema le advirtió horas después que “iba a chingar a su madre”.

Este mismo testigo informó que en una reunión previa escuchó a los detenidos comentar que el Chema había seguido al policía con antelación para ubicarlo.


Publicidad

 


LEER TAMBIÉN:

Como prueba en contra de los aprehendidos, el agente del Ministerio Público informó del contenido de una serie de video recabados por la FGE, en diferentes puntos de la colonia Villas del Real: del lugar del asesinato en el entronque de la Avenida Cucapah y el Bulevar Dos; de la calle Coruña donde los esperaba Bianca -aun no judicializada-, la conductora del auto de carro de fuga; y de la calle Sevilla, lugar donde abandonaron el auto mencionado.


Así mismo, leyó las declaraciones de tres testigos de la escena del crimen, y otros dos de las otras dos escenas en la que describían lo que vieron y a los atacantes con características similares a las de los detenidos.

Conforme a los testimonios expuestos por el Ministerio Público, el jefe Silva llegó al Gladiator´s Gym en la plaza El Girasol pasadas las 05:21 horas y Bianca de complexión delgada, en sus veintes y de cabello largo, manejaba el Toyota Camry blanco, en el que el grupo de homicidas llegó a la plaza 06:29 horas, recorrieron el estacionamiento y se salieron.

Cuando el jefe policiaco salió a las 06:49 horas ya lo estaban esperando. De acuerdo a los alegatos presentados por la fiscalía:

Juan Carlos alias el Cholo y Jonathan alias Popeye o Popet bajaron del Toyota Camry blanco y se dirigieron al entronque de la avenida Cucapah sobre el Bulevar Dos, uno se colocó en la banqueta y el otro en el camellón, cuando tuvieron el auto del policía de frente, le dispararon. En la escena, los matones dejaron cinco casquillos calibre 40 y cuatro casquillos calibre 45.

Luego corrieron en el entronque de la calle Coruña se subieron al carro y se fueron “hacia arriba” por el bulevar Dos, en la calle Sevilla dejaron el auto encendido, ventanas abajo, frente a una cochera; en el interior abandonaron dos sudaderas y una gorra, y a unos metros, otra sudadera y unos tenis, todo negro.

De acuerdo a la hipótesis ministerial basada en los testimonios y los videos de la zona, en ese punto, Bianca le entregó al Chema un bolso -con las armas- para que se lo llevara. José María, que iba en una moto con un casco blanco y una mochila verde, como si fuera repartidor de comida, también fue captado por cámaras de vigilancia en el área previo al ataque.

Después de despojarse de la ropa negra y entregar las armas, la joven conductora y los dos tiradores huyeron a pie. Y Chema dejó la zona en la motocicleta.

En la audiencia, el Ministerio Público, informó también que José María, el Chema fue detenido el 15 de mayo, junto a diversas personas en flagrancia por delitos distintos, narcomenudeo y la posesión de un arma de fuego, que resultó ser una de las pistolas con las que le quitaron la vida al jefe Silva Herrera. Pero la orden de aprehensión por homicidio se le ejecutó hasta la mañana del martes 21 de mayo, al igual que a los otros dos imputados, identificado como el Cholo y el Popet.

Autor(a)

Redacción Zeta
Redacción Zeta
Redacción de www.zetatijuana.com
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas