9.6 C
Tijuana
jueves, febrero 2, 2023
Publicidadspot_imgspot_img

SCJN prohíbe que deudores de pensión alimentaria y delincuentes sexuales, accedan a cargos públicos

El Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ratificó, el 17 de enero de 2023, la prohibición para que deudores de pago de pensiones alimentarias puedan acceder a cargos públicos, incluidos, por primera vez, los de elección popular.

Por 9 votos contra 2, los ministros avalaron una reforma que se realizó en junio de 2022, a varias leyes de Yucatán, en la que se estableció el requisito de “no ser deudor alimentario moroso” para ostentar múltiples cargos, tanto de elección popular como de designación.


Publicidad


Dicho veto se extiende a la titularidad de las 16 secretarías del Gobierno estatal, los órganos descentralizados o paraestatales y la Presidencia de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, pero también para las candidaturas independientes a cargos de elección popular.

“La medida está construida con el objeto, no necesariamente, de impedir que el deudor alimentario moroso pueda acceder a cargos públicos en ninguna circunstancia, sino lo que se pretende es actuar como un medio de presión para obligar a que quien aspire a ocupar determinado cargo público, deba estar al corriente de sus obligaciones alimentarias”, indicó el Pleno de la SCJN.

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) impugnó dicha reforma, al considerar que dicho requisito viola los derechos a la igualdad y no discriminación, de acceso a un cargo público, de libertad de trabajo y a ser votado.


Publicidad

 


Incluso, la ombudsperson, María del Rosario Piedra Ibarra, sostuvo, en agosto de 2022, que inhabilitar a deudores alimentarios morosos, para que accedan a un cargo público, era contraproducente, ya que impedía que obtuvieran recursos para cumplir sus obligaciones.

Respecto a la reforma de Yucatán, el ministro Juan Luis González Alcántara Carrancá advirtió que era necesario distinguir los puestos de nombramiento de aquellos que son de elección popular.

“Ser o no ser deudor alimentario moroso de ninguna forma se relaciona con las calidades para ejercer los cargos a que aspiran los candidatos independientes, y no se puede justificar el impacto negativo que tiene este requisito en el derecho a ser votado”, expuso González Alcántara Carrancá.

Por su parte, Norma Lucía Piña Hernández, ministra presidente de la SCJN, aclaró que, en una reforma posterior a la Constitución estatal, el Congreso de Yucatán había extendido el veto a todos los aspirantes a cargos de elección popular que tuvieran deudas de este tipo, no sólo a los candidatos independientes.

El ministro Javier Laynez se sumó al voto en contra de González Alcántara, además de que destacó que, por ejemplo, los burócratas de Yucatán están sujetos a descuentos automáticos para pagar pensiones, por lo que se veta de acceder a estos cargos a personas a las que es mucho más fácil obligar a pagar, que aquellas que no tienen un empleo estable.

Mientras que la ministra Loretta Ortiz Ahlf aclaró que el veto a los deudores debe ser entendido como temporal, sólo mientras no paguen las pensiones respectivas. En Yucatán es considerado como moroso quien deja de pagar la pensión durante más de 90 días, existiendo orden judicial para que lo haga, y el veto para los cargos públicos aplica, aunque no exista alguna acusación penal contra el deudor.

El 16 de enero de 2023, el Pleno de la SCJN avaló, por primera vez, el veto para acceder a cargos de elección popular para personas sentenciadas por delitos sexuales, de violencia familiar o de incumplimiento de pago de pensiones alimentarias.

Sin embargo, el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación aclaró que dicha inhabilitación solo aplica cuando exista sentencia condenatoria definitiva y el delincuente esté cumpliendo su pena, que una vez purgada, se debe considerar que es elegible de nuevo.

Los ministros discutieron una reforma electoral de marzo de 2022 en Nuevo León, que aplicará para el proceso 2023-2024, y fue impugnada por el titular del Poder Ejecutivo Federal, la CNDH, así como los partidos Morena y Movimiento Ciudadano.

De los 10 ministros que participaron, ocho se pronunciaron a favor de la inhabilitación por los delitos mencionados, y por el de violencia política de género contra las mujeres, respecto al cual el Pleno de la SCJN ya tenía precedentes.

La ministra Margarita Ríos-Farjat, autora del proyecto, afirmó que dicha medida era idónea, necesaria y proporcional, y tenía incidencia en la educación cívica para eliminar este tipo de conductas contra las mujeres y la infancia.

Al votar en contra, el ministro Javier Laynez Potisek consideró que inhabilitar a sentenciados solo por estos delitos en particular, es redundante con lo que ya prevé el Artículo 38 de la Constitución, que ordena suspender los derechos políticos de toda persona que está en prisión, o a la que se le inhabilite en la sentencia condenatoria respectiva, por cualquier delito.

-Con información de Reforma.

- Publicidad -spot_img

Autor(a)

Carlos Álvarez Acevedohttps://www.carlosalvarez.mx/
Corresponsal del semanario ZETA de Tijuana y del periódico Noroeste de Sinaloa, desde febrero de 2016. Durante varios años fungí como editor de opinión y jefe de redacción del diario digital SinEmbargo.
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

-Publicidad -spot_img

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas