Salud en alerta por Ómicron BA.5 y viruela del mono

El 41% de los casos activos, es decir más de 900 personas cuentan con vacunación completa y se contagiaron de COVID
Edición Impresa lunes, 1 agosto, 2022 2:03 PM

 

Autoridades sanitarias se preparan para prevenir contagios en la entidad en temporada alta de turismo

 

Nuevo León, Jalisco, Ciudad de México y Estados Unidos, han sido los principales puntos de propagación de variantes de coronavirus, particularmente de Ómicron, según reconoce la iniciativa de ciencia global para compartir datos genómicos GISAID, con más de 400 secuenciaciones de Ómicron obtenidas en 2022.

Especialistas en Epidemiología de la Secretaría de Salud (SSA) establecen que todos los linajes fuertes de COVID, los de mayor circulación, han sido detectados en la entidad y causaron la quinta ola de contagios en el país.

“Todas estas subvariantes son derivadas de Ómicron, es la variante original, por decirlo así, es la BA.1 y todas las otras variantes que se han encontrado circulando ahorita son subvariantes de Ómicron, se ha ido viendo cómo tienen diferentes grados de transmisibilidad. Empezamos evidentemente desde diciembre con la transmisión de Ómicron, sabiendo que fue reportada desde noviembre y predominó prácticamente todo enero y hasta abril. Cuando se empezaron a notar ya estos casos de BA.2, que sabíamos que era un poco más transmisible, en mayo vimos la aparición de BA.4. y BA.5”, detalló Alfredo Ojeda, subdirector de Epidemiología de la SSA.

Autoridades sanitarias reconocen que conforme siga avanzando la pandemia, continuarán los linajes del virus SARS-CoV-2. En el mundo existe una nueva subvariante de preocupación, también emanada de Ómicron -Centaurus- y en Europa la ven como una amenaza, al ser la más contagiosa.

“Centaurus es un sublinaje de BA.2, se refiere a BA.2.75, van a existir muchos linajes de las distintas variantes, lo importante es que es una subvariante que está en el Sur y aún no se determina si es más transmisible o no que BA.5; está circulando en otros países, se detectó en la India, también en Europa, hay que esperar la información oficial”, expresó el epidemiólogo.

Dos mil 132 casos más se contabilizaron en la última semana de julio, y aunque el Comité Estatal de Seguridad en Salud confirmó que los casos van a la baja, hay una media diaria de 304.5 nuevos contagios al día.

“Tenemos actualmente 2 mil 139 pacientes activos, mil 136 se encuentran en La Paz, 681 en Los Cabos, 170 en Comondú, 130 en Mulegé y 22 en Loreto. Tenemos 39 pacientes hospitalizados, cuatro de ellos bajo intubación, de los 39 hay seis menores de edad”, detalló Zazil Flores Aldape, secretaria estatal de Salud.

Variante de Ómicron BA.5 provocó quinta oleada COVID en BCS

El linaje BA.5 ya se ha registrado en BCS, aunque en baja proporción, sin embargo, el Comité Estatal de Seguridad en Salud estima que podría ser el causante de la quinta ola COVID, que aunque no fue letal, generó múltiples contagios.

Y es que las pruebas de laboratorio a los casos sospechosos, fueron enviadas al Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE), y la respuesta es muy lenta, tardan casi un mes en entregar los resultados, lo que retrasa las acciones de prevención y las estadísticas.

“En los próximos días esperamos ya información sobre las muestras enviadas en julio, que se envían semana con semana, generalmente tenemos un retraso de aproximadamente cuatro semanas para dicho reporte”, reconoció Alfredo Ojeda.

Ha quedado muy claro que en la quinta oleada de coronavirus, las personas adultas mayores, con comorbilidades y que no cuentan con sus vacunas, son las principales presas de la enfermedad. Así lo dijeron especialistas del Comité Estatal de Seguridad en Salud: “Un total en esta quinta ola de 29 decesos, y vemos que por grupo de edad, continúa un promedio de 66.4 años, una media de 69 años, lo que significa que en estos 29 casos, la mitad de las personas que han fallecido lamentablemente tenían más de 69 años. La distribución por sexo se mantiene, siendo predominante el masculino al 59% por 41% del femenino; por estado de vacunación, 59% no tenía un esquema de vacunación”, contabilizó el epidemiólogo estatal.

VIGILANCIA POR VIRUELA SÍMICA

Hay nuevos riesgos sanitarios en curso en todo el mundo que ya llegaron a México, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), se ha identificado la conocida como viruela símica o viruela del mono, que está afectando a las personas, y aunque no es de fácil transmisividad, autoridades sanitarias están atentas en la entidad.

Esta viruela es una pandemia en curso, deriva de la enfermedad causada por el virus Monkeypox, detectado inicialmente en África y extendiéndose a todo el mundo.

Zazil Flores Aldape, Secretaria de Salud Estatal

“De viruela símica efectivamente en el país se ha reportado ya un número considerado de casos sospechosos y confirmados, no todos confirmados; desde el inicio del reporte, por la Organización Mundial de la Salud se emitió desde mayo, el aviso de epidemiológico dirigido a todas las instituciones de salud para que pudiéramos estar prevenidos. Afortunadamente contamos con toda la información pertinente, incluso se acaba de hacer el 24 de julio una actualización de este aviso epidemiológico, estamos preparados para hacer las tomas de muestra correspondientes, tenemos todos los insumos”, explicó Zazil Flores Aldape.

En Baja California Sur, personal del sector salud ya se capacita para enfrentar esta nueva pandemia que ha sido detectada en México y que contabiliza 60 casos activos en el país.

Lo más riesgoso para Sudcalifornia es que se detectaron casos en Jalisco, Sinaloa y Baja California, entidades de flujo constante de pasajeros vía terrestre, marítima y aérea, además, en Ciudad de México hay decenas y es uno de los principales puntos de visitantes.

“El personal ha sido capacitado progresivamente para, en caso sospechoso, seamos capaces de tomar las muestras y eventualmente hacer la confirmación. El día 25 se hizo la publicación de los lineamientos a nivel federal para manejar esta enfermedad, la semana pasada fue declarada por la OMS como emergencia de salud pública de alcance internacional. Es importante recordar que es una enfermedad que en general es leve, se autolimita y además la transmisión es muy baja”, aclaró la funcionaria.

Seguramente gran parte de las familias han pasado por una simple varicela, el contagio es similar, así como los síntomas: fiebre, cefalea, dolor muscular, dolor de espalda, falta de energía y ganglios linfáticos inflamados; así como pequeños puntos rojos que se convierten en ampollas hasta llegar a una erupción, que puede durar de dos a tres semanas.

“Tenemos que estar tranquilos porque no es de fácil transmisión, la mayor posibilidad de contagio, es a través del contacto físico piel con piel, con alguna persona que tuviera lesiones en particular. Es una enfermedad que también se puede transmitir, no de forma tan fácil, pero a través de gotitas, no es lo mismo que COVID, esta enfermedad si llegara a transmitirse por esta vía tiene que ser gotas que sean visibles; otra forma de transmisión es tener contacto con objetos que hayan estado directamente en contacto con las lesiones, ropa, utensilios de uso personal”, afirmó Flores Aldape.

Sin embargo, la OMS confirmó que hay casos graves que requieren especial atención médica urgente, por lo que hizo un exhorto a la comunidad mundial para tomar las debidas precauciones y aplicar medidas preventivas y de control.

En la entidad las capacitaciones se aplican al personal de manera urgente, pues además de enfrentar al COVID, deben estar prevenidos para estos casos.

“Se está llevando a cabo una capacitación nuevamente para que todos los médicos y el personal de salud esté enterado de los signos y síntomas más comunes, sobre todo que tenemos la capacidad para hacer la toma de muestras y enviarlas a InDRE, que es la institución reconocida para hacer diagnósticos de precisión, no son diagnósticos que se puedan hacer en este momento en laboratorios particulares porque no están autorizados, y es importante recordar que es a través de esta técnica que se llama PCR, como se pueden hacer estos diagnósticos”, comentó la representante del Comité Estatal de Seguridad en Salud.

La Secretaría de Salud en Baja California Sur informó que, hasta el momento, “no tenemos ningún paciente confirmado con el diagnóstico”.

BCS se mantiene sin incidencia por viruela del mono, pero los estados vecinos ya tienen casos positivos

CASOS ACTIVOS SE MANTIENEN

Junio y julio han sido críticos para BCS, al encontrarse entre los primeros estados del país con la mayor incidencia de casos COVID. Apenas en la última semana, los casos se estabilizaron en la mayor parte de la entidad, excepto La Paz, donde siguen en aumento.

Pero apenas están las vacaciones de verano y los destinos turísticos abiertos para recibir a turistas nacionales y extranjeros. Sería hasta mediados de agosto cuando se sabrá el impacto de contagios.

“La tasa de casos activos en los últimos 14 días para nuestro Estado sustituye 260.5 por cada 100 mil habitantes respecto a la semana pasada, que teníamos una tasa de 277.5 los activos. El corte de la semana es de 2 mil 139. Por municipio tenemos disminución en cada uno, a excepción de La Paz, que prácticamente se mantiene; 170 al corte en Comondú, mil 136 en La Paz, ocho más que hace siete días; 681 en Los Cabos; 22 en Loreto; 130 en Mulegé y a nivel estatal 2 mil 139, una disminución del 6.1%”, reveló Alfredo Ojeda, epidemiólogo estatal.

En la última semana, Baja California Sur registró cuatro lamentables defunciones, una en Comondú, otra en Los Cabos y dos en La Paz. En promedio de casos por día, la Capital del Estado sigue en aumento, con 150 nuevos pronósticos a COVID; en Comondú 16.4 casos, 80 en Los Cabos, 1.8 en Loreto, 14 el Mulegé y, a nivel estatal, 263 diarios.

“Representa una disminución del 7% en cuanto a la tasa de incidencia de esos días, la positividad continúa siendo elevada, si bien, vemos una menor cifra en Comondú, con 68.9%, en La Paz incrementa ligeramente de 3% a un 67.36%. Los Cabos disminuye a 63.55%, Loreto 29.7%, Mulegé a 55.2% y a nivel estatal se mantiene en 64.7%, respecto a 64.8 sin una diferencia significativa. Se realizaron en la última semana 2 mil 513”, reiteró el subdirector de Epidemiología de la SSA.

Muestras son enviadas al INDRE para conocer variantes que están provocando brotes, pero tardan un mes en llegar

Para el Comité Estatal, julio presentó el pico máximo de contagios por la quinta ola de COVID, y se espera que en próximos días los casos se mantengan y poco a poco vayan a la baja.

“En cuanto al análisis de incidentes de acuerdo al inicio de signos y síntomas, vemos en definitiva que aparentemente habrá llegado el pico de esta quinta ola en la Semana 26, con 2 mil 289 casos; la Semana 27 cerró con mil 882 casos; y la Semana 28 ha reportado mil 708 casos. Es posible que la cantidad de casos en total sea semejante a la (Semana) 27”, finalizó Ojeda.

“De los pacientes activos, el 54.79% no cuentan con vacuna, entonces, de los pacientes hospitalizados, de 39, 13 tienen esquema completo de vacunación y el resto no. La mayor parte de los pacientes que lamentablemente han fallecido en esta ola, eran mayores de 60 años, con un promedio de 66 años, definitivamente la edad sigue siendo un factor de riesgo ante COVID”, puntualizó la autoridad de Salud estatal.

 

 

Comentarios

Tipo de Cambio