Vinculan a “La Yuli” por homicidio de pareja en Chapultepec; presumen que los mandó matar

Foto: Cortesía
Destacados martes, 26 julio, 2022 8:40 PM

Durante un cateo cumplimentado en su domicilio de Punta Banda, le hallaron las dos armas utilizadas en el doble homicidio ocurrido frente a la gasolinera de Chapultepec; al dar su testimonio ante el juez, un testigo -detenido por homicidio- se retractó de la entrevista dada a un agente de investigación, pero los datos aportados inicialmente han sido claves hasta el momento.

ENSENADA.- Claudia Yuliana D fue vinculada a proceso como presunta responsable en el homicidio de José Abel Monreal Osuna, empleado de Vialidades del Ayuntamiento de Ensenada, y su esposa Lluvia Cristal Galván Estrada el 2 abril de 2022 en el ex ejido Chapultepec.

Si bien el Ministerio Público no pudo ubicarla en el lugar de los hechos ni que haya disparado, es decir, atribuirle la autoría material del doble homicidio, como le formuló imputación, el juez de control concluyó que puede ser la autora mediata: haberse servido de otros para cometer la privación de la vida.

Dentro de los datos de prueba que obran en la carpeta de investigación, se reveló que durante un cateo cumplimentado por la Fiscalía General del Estado en la casa de Claudia Yuliana se encontraron dos armas calibre .9 milímetros, mismas que en el dictamen de balística y comparativa resultaron ser las mismas con que privaron de la vida a la pareja.

Una de las pistolas, marca Taurus con número final de serie 8479, tiene relación con ocho casquillos, mientras que la otra con cinco; en la escena del crimen se hallaron los 13 casquillos calibre .9 milímetros.

Diversos testigos, según se reveló en la audiencia de vinculación a proceso celebrada este martes 26 de julio bajo NUC2-1-2022-4745 y Causa Penal 01020/2022, vieron a dos hombres disparar contra la pareja que viajaba a bordo de un Charger azul y después huir a bordo de un carro.

En el automóvil de los agresores fue encontrada una huella dactilar que corresponde a un hombre identificado como Jaziel Arce “El Jazo”, quien aún no ha sido ubicado ni tampoco se ha establecido si tiene relación con la imputada y vinculada a proceso.

TESTIGO DETENIDO SE RETRACTA, PERO SU PRIMER TESTIMONIO FUE CLAVE

La audiencia de vinculación inició a las 12:09 horas en la sala 1; inmediatamente se decretó un receso hasta las 15:00 horas, debido a que un testigo clave para la teoría del caso de la defensa, que no había sido notificado por no haberlo podido ubicar, se encuentra preso por homicidio desde el 14 de mayo bajo causa penal 1060/2022.

El testimonial de Irwing Serrano, de 20 años, hasta antes de estar preso era empleado de una maquiladora, era clave para la defensa en su intento de desestimar el caso contra la imputada, ya que de acuerdo con los abogados era la base de la imputación por parte de la Fiscalía.

En el interrogatorio de la defensa, dijo conocer de vista a Claudia Yuliana porque ambos vivían por Punta Banda; aceptó saber que ella estaba presa por el homicidio en Chapultepec.

La defensa le presentó una entrevista por escrito que él brindó a una agente estatal de investigación, alrededor del 6 de abril, en la que declaró que un día antes del asesinato Claudia Yuliana le reveló los planes de matar a unas personas de un Charger azul.

El testigo reconoció su firma en el documento, pero dijo que no todo el contenido estaba correcto, tales como datos personales y que Yuliana movía droga y estaba relacionada con el homicidio.

LEER TAMBIÉN:

Arrestan a “La Yuli” por el homicidio de una pareja en el ex Ejido Chapultepec en Ensenada

 

Relató que después de ser liberado del Cereso por un asunto de drogas, agentes ministeriales se lo llevaron, lo hicieron firmar unas hojas sin saber el contenido, le sacaron sangre, sin presencia de un abogado, desconociendo que se podía oponer; “nadie me obligó a declarar porque sólo firmé sin saber lo que decía (el documento de la entrevista)”, recalcó.

Luego remató diciendo que no tenía información relevante del homicidio de la pareja en Chapultepec.

En el contrainterrogatorio por parte del Ministerio Público, insistió en que sí firmó la entrevista, pero que no tenía conocimiento de lo que quedó plasmado por escrito, es decir, no reconocía la entrevista.

A pregunta expresa del MP, negó temer por su seguridad y la de su familia, como lo había declarado en la entrevista,

Negó haber recibido visitas para amenazarlo o que se retractara de la entrevista y dijo no temer por su seguridad ni la de su familia.

La defensa insistió en que la Fiscalía solamente contaba con un dato de prueba, la entrevista de Irwing, y acababa de quedar desestimada por el propio testigo.

Si bien se hallaron las armas en la casa de la imputada, no hay evidencia de que ella participó en el homicidio, recalcó el abogado defensor.

En contraparte, el Ministerio Público resaltó que la información proporcionada por Irwing llevó a la Fiscalía a localizar las armas de fuego utilizadas en el doble homicidio en la casa de la imputada.

Con la información de Irwing se obtuvo la orden de cateo, se constató que ahí vivía Yuliana, que sí la conocía, que en ese lugar se guardaban armas, que ella las proporcionaba y que le reveló los planes de matar a unas personas de un carro azul.

Los casquillos encontrados en la escena están relacionados con las armas halladas en la casa, existe una corroboración científica, agregó el MP.

También recordó que, en la entrevista por escrito, Irwing dijo temer por su integridad y la de su familia, que no hubo coacción al momento de brindar los datos y concluyó que “ella dio la orden de asesinarlos”.

En el turno de la defensa, recurrió de nuevo a señalar que las armas no tenían las huellas de Yuliana, que no había un solo dato de prueba que probara que ella disparó ni que estuvo en el lugar de los hechos ya que testigos vieron a dos hombres disparar contra la pareja.

HAY OTRO TESTIGO IMPORTANTE

En la parte final de la audiencia se dio a conocer que durante la audiencia inicial de formulación de imputación quedó al descubierto que Irwing estaba acompañado de otra persona y también escuchó cuando Yuliana le reveló los planes de matar a la pareja.

El juez de control reconoció que en ningún momento se ha establecido que ella disparó, que haya sido coautora, pero que sí se presume su autoría mediata.

Las deficiencias de la investigación no son suficientes para dejarla en libertad, dijo el juez, por lo que la vinculó a proceso por homicidio calificado con ventaja en número de dos y la dejó en prisión. Se estableció un plazo de dos meses para la investigación complementaria.

Comentarios

Tipo de Cambio