Congreso de BCS aprueba despenalización del aborto

Fotos: cortesia
Ezenario BCS martes, 7 junio, 2022 12:00 PM

Ahora la media península es el noveno estado que aprueba la despenalización y legalización del aborto en México. El gobernador Víctor Castro se manifestó a favor de la iniciativa y aplaudió que los sudcalifornianos se unan a este “concierto nacional” a favor de los derechos de las mujeres

La XVI Legislatura del Congreso de Baja California Sur aprobó, con 17 votos a favor y 3 en contra, la despenalización y legalización del aborto hasta la semana 12 de gestación, esto en una sesión pública donde estuvieron presentes grupos manifestantes que exigieron un alto a la reforma y activistas que respaldaron la decisión del Poder Legislativo.

Activistas feministas aseguraron que se trata de un día histórico para los derechos de las mujeres y personas gestantes. Con esto, Baja California Sur se convierte en la novena entidad en despenalizar la interrupción del embarazo, uniéndose a estados como Sinaloa, Guerrero, Oaxaca, Hidalgo, Veracruz, Colima, Baja California y Ciudad de México.

Las y los diputados de la XVI Legislatura dieron lectura a la iniciativa ciudadana presentada por la doctora Mónica Jasis; previamente el gobernador del Estado, Víctor Castro Cosío, manifestó su apoyo a la reforma.

El diputado del Partido Acción Nacional (PAN), Rigoberto Mares, expuso que más allá de estar a favor o en contra de la iniciativa, se requiere más tiempo para análisis de las reformas al Código Penal y Ley de Salud del Estado de Baja California Sur.

Asimismo, la presidenta del PAN, Guadalupe Saldaña, dijo postura “a favor de la vida”; sin embargo, aseguró que el albiazul está en contra de la criminalización de mujeres. La dirigente reclamó dispensar la segunda lectura viola y acota el proceso legislativo, ignorando las expresiones de un sector de la sociedad.

Mientras tanto, grupos religiosos rodearon el Congreso del Estado para exigir un alto a la reforma, argumentando que “el primer derecho que existe es el derecho a la vida”.

En contraste, colectivas feministas celebraron la determinación de quienes votaron a favor, señalando que se trataba de un pendiente histórico que las legislaturas ignoraron, a pesar de resoluciones de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que encaminaron hacia los derechos reproductivos de las mujeres.

Las instalaciones del Congreso del Estado fueron cerradas durante la sesión ordinaria para respetar el aforo establecido por el incremento de contagios de COVID-19 en Baja California Sur, que permite hasta un 70 por ciento de capacidad máxima de establecimientos cerrados.

“IV.- Iniciativa Ciudadana con Proyecto de Decreto mediante la cual se reforman diversos artículos al Código Penal y a la Ley de Salud, ambas para el estado de Baja California Sur, que presenta la Dra. Mónica I. Jasis Silberg”, así entró la iniciativa al Congreso el 26 de mayo de 2022.

La doctora Mónica Jasis expuso que muchas mujeres han practicado abortos de manera insegura y clandestina, poniendo en riesgo sus vidas por la persecución judicial que sufren, al estar penalizada la interrupción del embarazo.

En la exposición de motivos, expuso que el alto comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas señaló que negar el acceso a los servicios de salud que solo las mujeres requieren, incluyendo el aborto, es discriminación, y puede constituirse como violencia de género, tortura o tratamiento cruel e inhumano.

Con la aprobación de la reforma, se modificaron los artículos 151, 152, 153, 154 y los párrafos primero, segundo y las fracciones de la I a la IV del artículo 156; la adición de un segundo párrafo al artículo 152 y las fracciones V y VI del párrafo primero del artículo 156 y se derogan el artículo 155 y el párrafo tercero del artículo 156 del Código Penal de Baja California Sur.

Asimismo, aprobaron cambios a la Ley de Salud del Estado de Baja California Sur en la fracción del artículo 60 y los párrafos primero, segundo, tercero, cuarto y quinto del artículo 62, así como la adición de los artículos 32 BIS, 32 TER y 32 QUATER.

Con respecto a las modificaciones del Código Penal, se establecerá que el aborto es la interrupción del embarazo después de la decimocuarta semana de gestación.

En caso de que la mujer o persona con capacidad de gestar voluntariamente procure un aborto o que otro le haga abortar después de la decimocuarta semana de gestación, se impondrá una pena máxima de hasta dos meses de trabajo comunitario.

Ahora se establece como excluyentes de responsabilidad penal en el delito de aborto: cuando el embarazo sea resultado de una violación o de una inseminación artificial no consentida, independientemente de que exista o no, causa penal sobre estos delitos.

El aborto forzado queda definido como la interrupción del embarazo, en cualquier momento de la gestación, sin el consentimiento de la mujer embarazada o persona embarazada.

Con respecto a la Ley de Salud del Estado de Baja California Sur, no solo se garantizará el acceso seguro y gratuito al aborto, sino también pone candados a la objeción de conciencia.

Con esta reforma, las instituciones están obligadas a garantizar, en todo momento, la presencia de personal médico profesional y de enfermería de carácter no objetor.

Los jefes de servicio de las instituciones de salud no podrán ser objetores de conciencia; únicamente podrá ejercer el derecho a la objeción de conciencia el personal médico y de enfermería que participe directamente en los procedimientos sanitarios sujetos a la objeción.

El personal no podrá invocar la objeción de conciencia cuando su ejercicio ponga en riesgo la vida del o la paciente, tampoco cuando se use como argumento para negar atención médica con motivos de discriminación o de odio.

De acuerdo con los supuestos permitidos en el Código Penal del Estado de Baja California Sur y en la NOM-046- SSA2-2005, el artículo 62 de la Ley de Salud establecerá que las instituciones públicas deberán otorgar el servicio de interrupción del embarazo, en forma gratuita y en condiciones de calidad.

En un escenario donde ya se había intentado, sin éxito, despenalizar el aborto, Gabriela Montoya recalcó que no pueden seguir los rezagos en el Congreso de Baja California Sur.

Reiteró que la intención es avanzar, evolucionar y no seguir guardando iniciativas para que queden en el tintero, como ha ocurrido en legislaturas pasadas.

“Nosotros no podemos entrar en desacato, tenemos que acatar las instrucciones federales; y en ese, como en otros temas que están pendientes, siempre considerando la importancia de cómo suceden las cosas”, dijo.

Expuso que habrá separación de creencias al momento de tomar una decisión, tomando en cuenta que la presentación de la reforma se llevó a cabo en tranquilidad y sin protestas.

 

Antecedente

Esta fue la segunda ocasión que se presentó la iniciativa para despenalizar el aborto al Congreso de Baja California Sur. En junio de 2021, la XV Legislatura sometió a votación la interrupción del embarazo; sin embargo, con 8 votos a favor, 6 abstenciones y dos en contra, se desechó la reforma.

En esa ocasión cinco legisladores y legisladoras abandonaron el recinto ante de la votación: Carlos Van Wormer (Morena), Esthela Robledo Galaviz (Morena), Soledad Saldaña (Sin partido), Ramiro Ruiz (Sin partido) y Sandra Moreno (sin partido) abandonaron la sesión antes de la votación.

La Ley Orgánica del Congreso establece que basta la mitad más un voto de los diputados presentes para aprobar la iniciativa.

Ahora que fue aprobada la despenalización y legalización del aborto, entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Boletín Oficial del Gobierno del Estado de Baja California Sur.

Comentarios

Tipo de Cambio