Irregulares salidas de internas del penal femenil de Puente Grande 

Destacados miércoles, 1 septiembre, 2021 2:44 PM

Al menos 23 veces fueron trasladadas en grupos numerosos a prisiones de varones

La Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ) emitió una recomendación al Secretario de Seguridad Pública y al Director del Sistema Penitenciario de la entidad por las irregulares salidas de decenas de internas del penal femenil, en al menos 23 fechas diferentes en 2020, para ser llevadas a los reclusorios de varones con pretextos de eventos deportivos y ensayos de obras teatrales.

De acuerdo con la recomendación 147/2021, el 23 de abril del año próximo pasado se recibió la primera queja del asunto, por parte del representante de la Organización Nacional de Derechos Humanos y Laborales de los Policías de México, sobre hechos que consideraban ilegales realizados en los penales del complejo carcelario de Puente Grande, entre ellas la libertad entregada de una mujer interna que se otorgó el 10 de marzo, la cual se realizó sin respetar los protocolos de seguridad.

Después vendrían diversas quejas e investigaciones de egresos de grupos de internas que eran trasladadas a las prisiones de hombres procesados, sentenciados y máxima seguridad, estatales, con la finalidad de que participaran en torneos deportivos inter-reclusorios o simplemente señalados como “eventos sociales”.

Así ocurrieron por lo menos 23 excarcelaciones reclusas, en grupos que llegaron a contarse hasta 80 personas, en el periodo entre el 13 de febrero de 2020 y el 27 de agosto del mismo año, siendo reportado como el caso más grave el ocurrido el 24 de marzo cuando 64 internas fueron trasladadas al Reclusorio Preventivo (Comisaría de Prisión Preventiva) y 11 de ellas regresaron al penal femenil con aliento alcohólico de acuerdo a los partes médicos que les fueron practicados. Dos de las mujeres son pacientes psiquiátricas, detalló la CEDHJ.

De los traslados, 14 se dirigieron al Reclusorio Metropolitano, considerado de máxima seguridad; ocho al Centro de Reinserción Social (Comisaría de Sentenciados); y uno al Reclusorio Preventivo, donde habrían ingerido bebidas embriagantes. En seis ocasiones se argumentaron “eventos deportivos”, y en el resto de las visitas, 17 traslados, “ensayo de la obra de teatro”.

Debido a que fue personal seguridad penitenciaria quien denunció estas anomalías, dos custodias fueron separadas del cargo y ya no les fueron renovados sus nombramientos, otras cuatro elementos fueron readscritas a otros centros, algunas de ellas fuera del Área Metropolitana de Guadalajara. También en ese lapso no les fue renovado el contrato a personal técnico, entre ellas a una criminóloga inconforme por las políticas de privilegio a algunas internas, y a algunos otros servidores públicos los enviaron a otros penales para que no entorpecieran las operaciones ilegales.

En este caso se menciona insistentemente a la entonces directora del penal femenil, a la subdirectora y otras funcionarias de dicha institución, pero poco se menciona al coordinador general de seguridad penitenciaria o a los directores y subdirectores de los reclusorios para varones que admitían los irregulares ingresos de mujeres, algunas de las cuales ya no regresaban durante el traslado, sino hasta el día siguiente tras pernoctar como “visita íntima”, sin registro.

Ver otras notas: https://zetatijuana.com/2020/07/acusan-corrupcion-en-penal-femenil-de-puente-grande/

 

Sin meterse a fondo en el asunto, que podría encubrir incluso actividades de trata de personas o incluso algún delito, la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco determinó que en este caso se probó la violación al derecho a la legalidad y seguridad jurídica, en relación al incumplimiento de la función pública por transgresión al principio de la debida custodia; a la igualdad; y no discriminación; al trato digno, así como al acceso a la procuración de justicia con perspectiva de género.

La investigación se basó en los traslados irregulares, contrarios a la Ley Nacional de Ejecución Penal y a las internas que regresaron con aliento alcohólico después de uno de estos “eventos deportivos”. El cuarto visitador de la CEDHJ, Javier Perlasca Chávez, expresó “que el traslado, por ejemplo, debe solicitarle la autorización y notificación al juez de ejecución de pena o al juez de control según sea el caso, cosa que no aparece documentado”.

De hablar, las custodias separadas del cargo, tal vez podría conocerse el fondo de las misteriosas visitas de mujeres reclusas a las cárceles de hombres, pues ocurrieron fenómenos como el hecho de que algunas internas solicitaran que ya no se permitiera el acceso a sus parejas para que las visitaran.

Comentarios

Tipo de Cambio