Justicia para Roxana (Primera parte)

Foto: Internet/Su vida cambió el día 8 de mayo
Opinionez lunes, 9 agosto, 2021 12:00 PM

“A veces el exceso de justicia se convierte en la mayor de las injusticias”

Desiderio Erasmo

 

“Sé que seré condenada por defender mi cuerpo, por defenderme como mujer, por haber castigado a mi agresor, por no haberme quedado callada y por haber actuado. Pido justicia para mí y para todas aquellas mujeres que estamos presas por haber cometido el peor delito que en este país se puede cometer: ser mujer”. Estas son las palabras de Roxana Ruiz, detenida en el mes de mayo pasado, por haber privado de la vida a su atacante sexual, un violador del Estado de México.

Roxana Ruiz es una joven de apenas 21 años de edad, originaria de Pinotepa Nacional, Estado de Oaxaca. Actualmente lleva tres meses de estar detenida, se encuentra como interna en el penal del Bordo de Xochiaca, localizado en el municipio de Nezahualcóyotl, Estado de México, por haberse defendido de una agresión sexual, y en el acto haber privado de la vida a su atacante.

Ahora Roxana ha pedido ayuda a través de una carta pública difundida por el Colectivo “Asamblea Vecinal, Nos Queremos Vivas en Neza”, cuyas integrantes han apoyado su caso desde el día en que su madre, Ana Ruiz, les pidió ayuda cuando acudió al reclusorio para visitar a su hija. La siguiente audiencia durante el proceso que se instruye a Roxana, tuvo lugar el día lunes 2 de agosto del año en curso a las 14:00 horas, en la cual el juez definiría el rumbo de este proceso.

Un grupo muy numeroso de personas acompañaron ese lunes a las 13:00 horas en los Juzgados citados en Neza-Bordo, para exigir la libertad de Roxana, víctima del delito de violación, y, según anotan sus simpatizantes, de la justicia machista patriarcal:

“Desde el 8 de mayo soy conocida por los medios como la mujer que fue detenida en flagrancia con un cuerpo dentro de un costal. A los policías les dije que sí lo había asesinado, pero que él primeramente me violó y yo solo quise defenderme. Los policías me hablaron con groserías y vulgaridades e inmediatamente me trasladaron a la Procuraduría, allí, insistía en que fui violada, pero nunca me quisieron realizar pruebas periciales en materia de Psicología y de Medicina Forense. Me presentaron golpeada, pero no me tomaron fotografías, no me mandaron certificar con un médico legista para que describiera las lesiones que presentaba, se negaron a tomarme fotografías del aumento de volumen que tenía en la frente y pómulos y diversos hematomas que presentaba en mi rostro, el personal de la Fiscalía se limitó lisa y llanamente a tomarme mi declaración”.

Fue el 8 de mayo de 2021 cuando la vida de Roxana, quien también es madre de un niño de 4 años, dio un giro dramático. La joven llevaba siete años viviendo en el municipio de Nezahualcóyotl, adonde migró desde Oaxaca por la pobreza y en busca de empleo, el cual consiguió en un puesto de papas frente a una tienda de conveniencia.

Ese día, al salir de su jornada laboral, una compañera de trabajo le invitó una cerveza, misma que aceptó y bebió para retirarse junto con un compañero de trabajo que se ofreció a llevarla. Pero ahí daría comienzo el drama que hoy mantiene a Roxana en la cárcel.

 

Benigno Licea González es Doctor en Derecho Constitucional y Derecho Penal. Fue Presidente del Colegio de Abogados “Emilio Rabasa”, AC

Correo: liceagb@yahoo.com.mx

Comentarios

Tipo de Cambio