En busca de 12 asesinos

Fotos: Cortesía.- Ángel David Gómez Mendoza / Eduardo Solís Gutiérrez / Fernando Gamaliel Ortiz / Francisco Javier Gómez Pérez
Edición Impresa lunes, 17 mayo, 2021 12:00 PM

 

La Fiscalía General del Estado, a través de la GESI y con apoyo de las policías municipales y la Guardia Nacional, busca a una docena hombres con órdenes de aprensión pendientes por asesinato. Los presuntos homicidas están aliados a las diferentes células de los cárteles Jalisco, “Los Chapitos” y Los Uriarte. Mientras comparadas con el año pasado, las muertes violentas aumentan en BC, los puntos de alerta son Tecate, donde las ejecuciones crecieron más de un 200% y Ensenada, con un incremento del 59%, según cifras oficiales

Más de 4 mil 500 personas han sido asesinadas en Baja California entre el 1 de noviembre de 2019 y el 13 de mayo de 2021, en el mismo periodo, la Guardia Estatal de Seguridad e Investigación (GESI) ha capturado a más de 700 homicidas, de acuerdo con lo dicho por el Comisionado Carlos Flores el 11 de mayo frente a vecinos de Villas del Álamo, colonia ubicada en una de las zonas más impactadas por la violencia homicida en Tijuana.

Más de 320 homicidas han sido detenidos en Tijuana en 18 meses, pero eso no ha impedido que en el presente año, este municipio acumule 723 ejecuciones.

A pesar que los cientos de homicidas capturados y que en la comparativa nacional, “el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad, el pasado mes de marzo, consideró a Baja California en tercer lugar en cuanto a la contracción de la incidencia delictiva”, como dijo Flores y boletinaron desde la Fiscalía General, el trabajo de la autoridad no ha mermado la violencia ejercida por las células de los cárteles de Sinaloa (CS), Jalisco Nueva Generación (CJNG) y Arellano Félix (CAF) en la pugna por las calles.

Las mil 160 víctimas muertes violentas que se han cometido entre el 1 de enero y el 13 de mayo de 2021 refleja un promedio de 262 asesinatos mensuales, y un aumento del 7% al comparar con los 244 homicidios al mes que se cometieron en 2020, la mayoría concentrados en Ensenada y Tecate.

A través de la GESI y con apoyo de las policías municipales y la Guardia Nacional, la Fiscalía General del Estado (FGE) continúa en el rastreo y búsqueda de cientos de homicidas. La última cifra pública data de 2019, e indica que la fiscalía había acumulado en seis meses como rezago, un promedio de 300 órdenes de aprehensión por homicidio pendientes de cumplimentar.

En este marco, la FGE tiene objetivos prioritarios considerados relevantes, sea por la cantidad de muertes que han cometido, el nivel de violencia que ejercen, o por la inseguridad que generan en las zonas de mayor incidencia en BC.

Dentro de la lista de más buscados, ZETA tuvo acceso a una serie de nombres y caras que elementos de la GESI están rastreando con orden de aprehensión en mano. Se trata de integrantes de mayor o menor relevancia en las células del Cártel de Sinaloa, mayormente de los grupos de Los Uriarte y “Los Chapitos”, que se aliaron con ex operadores de los Arellano y los Arzate; así como delincuentes al servicio del CJNG.

La mayoría de los crímenes se cometieron por temas de narcomenudeo y la pelea por las calles.

Fotos: Cortesía.- Israel Cervantes Rivera / Jesús Alberto López Barraza / José Antonio Robles Covarrubias / Luis Alfredo Garibay / Manuel Valle Ramírez

Los 12 buscados son:

Félix “El Wicho Garibay” y René Ledesma Jáuregui “El René”. Ambos aliados a la célula de “Los Chapitos”, señalados como responsables de dos operativos criminales en la última semana de febrero, cuando un comando armado irrumpió en los ejidos Colima y Chiapas I, ubicados al Sur del Valle de Mexicali, acribillando a dos personas y levantando a otras dos, además de herir de bala a un niño de 6 años y a una mujer.

Yossio Noé Quiñonez Armenta “El Pariente”. Con historial criminal en la Corte de Arizona en Estados Unidos y una orden de aprehensión pendiente de 2016, bajo el Número Único de Caso 16-6519MJ.

En Baja California, las autoridades lo vinculan al Cártel de Sinaloa en la célula de Los Uriarte; lo buscan por el homicidio de Edgar Flores Santos, supervisor de agricultura del consulado de Estados Unidos en Tijuana, quien fue privado de la libertad y asesinado el 30 de septiembre de 2020. Su se encontró el 1 de octubre y uno de los cómplices de su homicidio fue capturado el 2 de octubre del mismo año; otro, el 27 de enero del año en curso.

Es rastreado como uno de los autores del crimen en que el funcionario estadounidense fue presuntamente confundido con policía. Las autoridades también lo implican en el cuádruple homicidio registrado en Tecate el mismo 2020.

José Alberto López Barraza “El Clofer”. Joven implicado en homicidios desde los 17 años, lo buscan desde 2020. De acuerdo con sus antecedentes, lleva tres años dedicado a la venta de droga al menudeo en Natura, una de las delegaciones de mayor incidencia mortal en Tijuana. Tiene bajo sus órdenes por lo menos a una decena de jóvenes y las autoridades lo tienen grabado cometiendo homicidios junto a su cómplice Roberto Santana Íñiguez.

Lo buscan por los asesinatos de Adalberto González y Fernando García, perpetrados el 21 de mayo y el 25 de junio de 2019, respectivamente.

Está identificado como parte de la célula de “Los Cabos” que operó para el CJNG, después se unió al CAF, al grupo que en fecha reciente se incorporó al cártel de “Los Chapitos”.

 

Fernando Gamaliel Ortiz “El Joker”. La orden de captura en su contra es por el asesinato de dos hombres el 12 de marzo de 2020 en el fraccionamiento Natura, en las inmediaciones de la Privada Rosalía. La acusación indica que en compañía de otros hombres apuñaló y mutilaron a sus víctimas. Las autoridades también lo ubican en la célula que empezó con Jalisco y ahora delinque para Sinaloa.

Israel Cervantes Rivera “El Isra”. Con antecedentes por narcomenudeo, es buscado desde 2017, cuando su imagen se hizo pública después que fuera identificado como el presunto homicida de Delia Alba Gallardo, localizada sin vida en Rosarito el 28 de julio del mismo año.

Ángel David Gómez Mendoza “El Carnalito”. Identificado como presuntos responsable del asesinato de Antonio Medina “El Gato”, acribillado por el copiloto de una Cherokee en las calles de Las Villas en Tijuana. La victima intentó huir corriendo, pero lo persiguieron hasta que lo mataron.

Raúl Sánchez Martínez “El Tío”. La GESI lo busca como parte del rezago por un asesinato cometido en la delegación La Mesa de Tijuana hace más de cuatro años. La orden de aprehensión por homicidio calificado en contra de este hombre de 39 años data de 2017.

Eduardo Solís Gutiérrez “El Gordo”. Extrañamente, la fiscalía tiene una doble búsqueda.

En abril de 2021 publicaron una pesquisa reportándolo como desparecido desde el 10 de noviembre de 2020, fue visto por última vez en la avenida San Antonio de los Buenos, colonia Independencia en Tijuana, desde entonces se desconoce su paradero”.

Fotos: Cortesía.- Raúl Sánchez Martínez / Raúl Sánchez Martínez / Yossio Quiñones Armenta

Pero también lo buscan porque el 20 de septiembre del año pasado, en la privada Niños Héroes y Calle 8, en compañía de otros sujetos, golpearon a David Martínez “El Pelón”, dejándolo malherido, pero según testigos, “El Gordo”, de 34 años, regresó después y le disparó en la cabeza.

José Antonio Robles Covarrubias. Identificado como cabeza de una célula del CJNG con por lo menos diez integrantes identificados, al que rastrean desde el año pasado.

Lo siguen con una orden de aprehensión por homicidio calificado, obtenida después que participara en un robo violento el 20 de septiembre de 2020, cuando presuntamente ingresó a un domicilio en la colonia Planicie en Tijuana para llevarse 2 mil dólares y disparar en abdomen y tórax de dos hermanos de apellido Arellano.

Manuel Eleazar Valle Ramírez “El Meño”, se busca por los asesinatos de Héctor Santos y Oscar Aquino, cometido el 24 de agosto del 2020, la balacera fue reportada a los números de emergencia del C4, testigos reportaron que Valle y dos hombres más descargaron sus armas largas en contra de Eduardo Martínez Alcalá a víctima quien se libró del ataque armado escondiéndose en su casa ubicada en el Paseo del Águila de la colonia Cuauhtémoc en Tecate, pero al ingresar encontró los cadáveres de sus dos conocidos

Francisco Javier Gómez Pérez “El Fraude”. La orden de aprehensión en su contra es por el homicidio de un hombre, cometido alrededor de las 14:00 horas del 7 de enero en una cuartería localizada en el callejón México de la colonia Munguía en Ensenada.

En los casos de estos homicidas, la Mesa de Coordinación tiene identificados como jefes directos a: Carlos Adrián Casas Reyes “El Mercenario” (CS), Manuel Garibay en Mexicali, José Luis Mendoza Uriarte “El Güero Chompas” (CS), Rodolfo López Arellano “El Cabo 30” (CJNG) y David López Jiménez “El Lobo” (CAF-“Chapitos”) en Tijuana; y Danny Isaac Ortiz Covarrubias “El Moreno” (indeterminado) en Tecate.

 

TECATE, ENSENADA Y MEXICALI AL ALZA

La ola de sangre que azota a Baja California ha impactado con mayor fuerza las zonas rurales de Tecate, como Cerro Azul, El Hongo, Paso del Águila, Valle de las Palmas y Nueva Colonia Hindú. Al comparar la cantidad de muertes violentas cometidas entre el 1 de enero y el 13 de mayo, resulta que en 2020 el Pueblo Mágico contabilizó 36 víctimas y este año la suma va en 130 muertos, lo que representa un incremento del 260%.

Además de las personas identificadas por estar involucradas en la venta de droga al narcomenudeo, en 2021 han asesinado a cinco conductores de Uber, a una mujer policía el 26 de abril y a tres políticos: el 19 de abril a Blanca Estela Beltrán Segura, integrante del partido Movimiento Ciudadano; el 9 del mismo mes a Luis Roberto Don Félix, candidato a regidor en la planilla de Celso Arturo Figueroa Medel; y el 3 de febrero, a Alfonso Zacarías Rodríguez, regidor del Ayuntamiento de Tecate.

En Ensenada, la comparativa refleja un aumento del 59% en la incidencia, ya que las muertes violentas crecieron de 117 a 186; 171 corresponden al municipio porteño y 15 al nuevo municipio de San Quintín.

En lo que va de mayo, Ensenada suma 13 homicidios que incluyen el cadáver del hombre que el 6 de mayo fue tirado en el parque Mundo Infantil con una amenaza escrita en cartulina rosa: “ESTO LES PASA A LOS RATAS!! ATE: CARTEL ENSENADA!!”.

Al comparar 2020 con 2021, el alza en Mexicali ha sido del 46%, 56 homicidios el año pasado contra 82 asesinatos el presente año. Cifra que ha incrementado por el avance de grupos armados de “Los Chapitos” en el Valle de Mexicali, procedentes de San Luis Río Colorado, Sonora.

La cifra estatal muestra un incremento del 7%, debido a la reducción de la incidencia homicida en Rosarito y Tijuana: el primero bajó de 66 a 38 muertes violentas un 42%; y el segundo se redujo mínimamente un 3%, al pasar de 751 muertes en 2020 a 729 ejecuciones en el transcurso de 2021.

En los primeros 13 días de mayo, Tijuana registró 71 homicidios dolosos, elevando la cifra a 724 víctimas en el año en curso.

La violencia continuó durante la semana en distintos puntos de la ciudad, siendo la Zona Este donde se suscitaron más incidentes violentos, entre estos, la muerte de un menor de seis meses de edad, víctima de maltrato infantil.

El pequeño Diego Gael ingresó al hospital de la Cruz Roja el 6 de mayo con golpes en diversas partes del cuerpo, padecía el Síndrome del Niño Maltratado. Luchó por su vida mientras permanecía en la Unidad de Cuidados Intensivos, donde finalmente perdió la batalla el martes 11. Según la necropsia, la causa de su deceso fue traumatismo craneoencefálico. Hasta el momento no se reportan personas detenidas, aunque la fiscalía ya investiga a familiares.

El crimen más reciente se registró ayer jueves 13 al interior del restaurante Yoshi Ramen en el fraccionamiento Playas de Tijuana, donde un hombre fue ejecutado. Los delincuentes sustrajeron dinero de la caja fuerte y robaron la memoria de las cámaras de seguridad.

Comentarios

Tipo de Cambio