14.5 C
Tijuana
sábado, diciembre 17, 2022
Publicidad

Niños explotados, “un secreto a voces”

Grupos de empresarios

habían denunciado en


Publicidad


2008 y 2013 la presencia

de menores en la zona

turística de Los Cabos

que eran utilizados al

parecer por grupos

organizados para pedir

dinero a los visitantes.

Situación que quedó

evidenciada el 3 de

diciembre, tras un

operativo sorpresa en

el que 15 víctimas

fueron rescatadas en

el área de la marina y

bares aledaños

“Me pedían que pidiera dinero, mínimo 500 pesos como cuota para poder irme a dormir, era muy cansado pero sí se juntaban. Sí nos llevaban a la escuela, pero saliendo nos mandaban para allá”, fue el testimonio de un menor de 12 años, el cual estaba siendo explotado en la marina de Cabo San Lucas.

Desde el sábado 3 de diciembre, en un operativo coordinado y prácticamente simultáneo, fueron rescatados 15 menores de edad, los cuales estaban siendo explotados en la zona de la marina y bares de Cabo San Lucas, en el municipio de Los Cabos.

Durante el operativo participaron visitadores de los Derechos Humanos, psicólogas del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) y especialistas de la Subprocuraduría de Atención al Menor y la Mujer (SAMM), con ello se pretende que los menores sean atendidos mientras se lleva el proceso legal y puedan ponerse bajo resguardo.

Aunque de momento “están en casa hogar y albergues, ni el gobierno tiene donde resguardar a tantos menores de edad”, dijo un agente de investigación del Grupo de Coordinación de Seguridad Pública.

El operativo conjunto fue encabezado por la Procuraduría General de la República (PGR), a los menores de edad que eran víctimas de explotación laboral, se les veía constantemente en la zona turística de Cabo San Lucas. Para algunos habitantes de la comunidad era una escena constante, incluso algunos ciudadanos ya lo consideraban normal.

“La verdad daba pena cómo los niños en algunos casos solo sabían decir one dollar, de ahí en fuera eran las únicas palabras que sabían hablar, ni siquiera el español”, expresó un habitante y trabajador del Ayuntamiento de Los Cabos, que por obvias razones solicitó anonimato.

Mujeres con bebé en brazos y un menor de aprxomadamnete cinco años a mitad de la noche pidiendo dinero a turistas

Mujeres con bebé en brazos y un menor de aprxomadamnete cinco años a mitad de la noche pidiendo dinero a turistas

El tema ya era una denuncia sentida por empresarios, al menos desde 2008, el suceso quedó evidenciado a través de un escrito que hizo el Grupo Erco, dedicado a la seguridad de Plaza Bonita en Cabo San Lucas, el cual data del 17 de noviembre de 2008:

“… siendo las 23 horas cuando efectuábamos un recorrido por el pasillo del Now Here Bar nos percatamos que a un costado del bar se encontraba una menor recargada en una mesa dormida y encima de la mesa una charola con chicles y otra con figuras de yeso (…) procediendo a localizar a su señora madre de ella, para que se percatara del estado de su hija y al llegar al lugar, la jaloneó del brazo despertándola, misma que dijo responder al nombre de Emy y la madre María de Jesús…”.

De acuerdo a las denuncias escritas, los niños acuden con los turistas con una charola, acosándolos para obtener monedas o en su caso dólares. Y así con cuanto  transeúnte ven.

Los niños caminan y corren por la calle, cruzando la misma vialidad sin el cuidado de los adultos, incluso se ha visto a pequeños grupos de hasta cinco infantes solos, lo cual preocupa a los empresarios, pues abusan de los menores para aprovechar y sacar dinero.

“Es más sensible para los turistas que andan en la fiesta gastando dinero el hecho de que tengan ahí a la criatura, incluso con discapacidad, hay un par de personas en sillas de ruedas, jóvenes, hay uno de 14 o 15 años que está en silla de ruedas, y uno más pequeño, causándoles lástima”, expresó Carlos Tinoco, presidente de la Asociación de Empresarios del Centro de Cabo San Lucas.

Los niños asegurados en el operativo sorpresa del pasado fin de semana están siendo atendidos física y psicológicamente por especialistas, así lo dio a conocer Álvaro de la Peña Angulo, secretario general de Gobierno, ya que fueron extraídos del seno familiar para trabajar o, en su caso, ser explotados.

“Es un tema de gran importancia el que se vulneren los derechos de las niñas y los niños y adolescentes, y en la marina ya estaba a la luz, a la vista de todos el que estos niños estuvieran en la madrugada siendo explotados, vendiendo dulces y pidiendo dádivas, es un tema en el que todos debemos unirnos y denunciarlo cuando sea así”, comentó.

Durante la noche y madrugada del operativo, los menores estaban solicitando dádivas a turistas nacionales y extranjeros en la Zona Dorada de Cabo San Lucas. Por lo delicado del tema, autoridades informaron que las investigaciones continuarán caiga quien caiga.

“La PGR está atendiendo, la detención se hace en flagrancia cuando estaban siendo explotados en horas de la madrugada, y por supuesto que se está haciendo en total cuidado. Una investigación de PGR es hasta donde resulte y contra quien resulte responsable, yo ahorita no te pudiera señalar a nadie en especial, pero lo que tenga que hacer la PGR lo tendrá que hacer contra quien resulta responsable”, señaló De la Peña.

Desde 2012, la Asociación Amigos de Cabo San Lucas ya había denunciado este hecho ante la PGR, se hizo una carpeta en la cual al menos 30 negocios de la Zona Dorada de Cabo San Lucas relataron los hechos, pero se sabe que desde 2003 había indicios que fueron dados a conocer a las autoridades municipales, las cuales ignoraron el problema.

De puño y letra, empresarios externaron a la PGR los motivos por los cuales se debe atender el problema de la explotacion de menores desde 2012

De puño y letra, empresarios externaron a la PGR los motivos por los cuales se debe atender el problema de la explotacion de menores desde 2012

La denuncia se hizo porque los empresarios consideraron lo siguiente:

“… los niños deben de estudiar y disfrutar su niñez, y no trabajar; los padres deben ser los trabajadores, y los que motives a sus hijos a salir adelante en sus estudios; finalmente, exponerlos a una vida nocturna los afectará en su vida futura por estar rodeados a los traficantes de sexo, drogas y la mala vida…”.

A mediados del mes de mayo fue instalado oficialmente el Sistema Estatal de Protección a Niñas, Niños y Adolescentes, con la toma de protesta a los servidores públicos que buscarán la salvaguarda y garantizar una sana convivencia para los menores.

“Tengamos por seguro que solo garantizando las condiciones de progreso de nuestras niñas, niños y jóvenes, nos permitirá tener un Estado y una sociedad mejor. Nos queda muy claro que un Estado con visión de futuro y desarrollo es aquél que se centra en la figura de las próximas generaciones”, expresó en su momento Carlos Mendoza Davis, gobernador de Baja California Sur.

 

Era un secreto a voces

“Aquí fueron rescatados 15 menores de edad que eran sometidos a largas jornadas nocturnas de trabajo, con mucha vulnerabilidad en la zona de la marina de Cabo San Lucas, y este caso tenía mucho tiempo que se estaba denunciando, seguramente los medios de comunicación lo tienen muy identificado, existía una averiguación previa de 2013”, reconoció Álvaro de la Peña Angulo.

Este suceso ya era un secreto a voces por más de cinco años y las autoridades tardaron en actuar, de acuerdo a las investigaciones, los menores de edad fueron asegurados bajo el cuidado de nueve personas del sexo femenino, pero “por obvias razones no son los que coordinan la red, ese es el detalle que nos ha faltado, por años los hemos visto, traficar con infinidad de cosas, nunca se había podido actuar como ahora, que eso es lo plausible”, determinó el miembro de Seguridad Pública.

El detalle se centra en que las autoridades siempre buscaron pretextos para no actuar, hasta cierta medida hubo colaboración de las mismas al dejar que el suceso prevaleciera sin poner un alto, o por lo menos buscar regular la venta de chicles, artesanías y demás en la zona turística.

Esto es claro tras un documento enviado por Amigos de Cabo San Lucas, AC al XI Ayuntamiento de Los Cabos, que encabezaba Antonio Agúndez Montaño, el cual fue recibido el 17 de febrero de 2012: “Solicitamos a ustedes su intervención para que se regularice el horario de venta de los niños ambulantes en el centro de Cabo San Lucas, ya que hasta muy altas horas de la noche están ‘vendiendo’ Chiclets y la integridad de los niños de 2 a 16 años está en riesgo…”.

Más adelante, narran las condiciones en que se observaba a los menores:

“Les vemos dormir en las banquetas escondidos detrás de macetas de nuestras plazas, mientras hay turistas del que suponemos no queremos en Cabo pueden abusar de ellos. También hay niños que se están convirtiendo en carteristas, dándole una imagen nada agradable a nuestro destino, especialmente después de las 9 pm…”.

Según los empresarios, tuvieron que rodar cabezas de ahí, “procuradores han desfilado por ahí y se habían dado diferentes iniciativas, pero primeramente no era un delito, no estaba tipificado como delito, después se hizo una reforma en la Ley, en la cual se hace responsable a quien está manejando a estas criaturas, sin embargo la salida en aquel entonces era que no había donde resguardar a esas criaturas sin hogar”.

Ahora afirman que una vez que se tienen los mecanismos legales, es momento de que se actúe contra quienes violentan los derechos de los niños.

En el último operativo se pudo evidenciar que la manera de trabajar y protegerse quienes están detrás de la red, es llevándoles con mujeres al parecer la “madre” de los menores, “es lo que se ha sabido durante los recorridos, pero no se ha podido ubicar, como que están protegidos”, dijo el agente consultado por ZETA.

Pero lo que ya conocen empresarios, es que todos lo saben y nadie le había querido entrar, pues es un tema delicado que debe atenderse, aunque consideran, todos dejaban el problema para la administración siguiente, con un que se hagan cargo los que vienen. Nadie intentó atenderlo, y cuando se hizo algún movimiento, se integraba mal la investigación, de manera que los presuntos responsables gozan de plena libertad.

“La gente que anda de fiesta gastando dinero les comparte algo, desafortunadamente esto se desvirtuó y se convirtió en una red de trata de personas”, reiteró Carlos Tinoco, de la Asociación de Empresarios.

 

Operaban con menores de edad

La explotación y la trata de personas no es un tema nuevo en Baja California Sur, el caso se ha dado en campos agrícolas, donde menores de edad han sido encontrados en condiciones precarias, en algunos casos trabajando en el campo. Pero para eso se necesita trabajar en instrumentos jurídicos que permitan que la delegación federal del Trabajo, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, el Instituto Mexicano del Seguro Social y demás autoridades puedan atender el problema de inmediato y verificar si hay una violación en contra de menores de edad y de los propios adultos que laboran en los ranchos.

“Cuando llegas a un rancho agrícola con el pretexto de que es propiedad privada, no dejan entrar a las autoridades de forma inmediata, y entre lo que hacen antesala aprovechan para arreglar la casa, necesitamos tener instrumentos jurídicos, es lo que estamos trabajando para que puedan llegar sin pedir permiso casi, por las condiciones que hay ahí para que se lleven a cabo”, lamentó Camilo Torres Mejía, diputado del Partido del Trabajo y presidente de la Comisión de Derechos Humanos.

Aunque los hechos fueron denunciados desde 2008, fue hasta el 2016 que se pudo actuar, fue un secretato a voces

Aunque los hechos fueron denunciados desde 2008, fue hasta el 2016 que se pudo actuar, fue un secretato a voces

El caso que evidenció la trata de personas, la posible explotación sexual, la privación ilegal de la libertad, abuso de menores, entre otras cosas, es el hecho reciente en la comunidad de Todos Santos, Pueblo Mágico, donde existió una red de prostitución de jovencitas de entre 14 y 17 años, comandada por un agente municipal de La Paz, de nombre Mauricio Martínez Orozco “El Mauri” o  “El Guapo”, el cual fue detenido junto con dos personas en marzo del presente año.

La Confederación Patronal de la Republica Mexicana (COPARMEX) en Baja California Sur lamentó que la denuncia llevara años ante las autoridades correspondientes y que se haya dejado de lado, después de tanto tiempo de tenerse en carpeta. Más que reconocer y agradecer el trabajo, es obligatorio que las autoridades actúen de inmediato para castigar a culpables, así lo dijo Fabricio González, titular del organismo en la entidad.

“Ya había denuncias por parte del sector empresarial de Los Cabos, acerca de que en algunos lugares se estaba dando la trata de personas, agradecemos, reconocemos, pero es obligación y responsabilidad de la autoridad de ante unas denuncias de este tipo, ejercer investigación”, sostuvo.

De igual forma, consideró necesario que la autoridad sancione y castigue a los responsables, que se llegue a fondo y verdaderamente haya un responsable de operar estos delitos en Los Cabos, pues las acciones se contraponen con el programa que encabeza el gobernador del Estado, denominado “Vivir en Paz”.

“Se debe esclarecer verdaderamente este hecho, y obviamente que se castigue con toda la fuerza de la Ley a los que hayan ejercido este tipo de acciones totalmente contrarias a las buenas costumbres, a la cohesión social y a la Ley que priva y debe privar en Baja California Sur, es necesario que los ciudadanos tengamos información donde verdaderamente nos quede claro que así era, que si eran responsables”, finalizó.

Una de las líneas de investigación lleva a zonas remotas de las sierras en Oaxaca y Chiapas, incluso Guerrero, donde los niños son adquiridos a modo de enganchadores y éstos pagan una renta a los papás y luego los trasladan al Estado, en muchos de los casos los padres los acompañan para trabajar en otros encargos, algunos en ranchos agrícolas o construcciones.

Una vez en la entidad, los menores, que en muchos de los casos no hablan español, “aprenden sus primeras palabras, pero no en español, para nada, ellos aprenden a pedir one dollar y es así como llegan al turista, pero no al nacional, sino al extranjero, y cómo terminar con estos casos: si estas personas que están detenidas, en primera hablen y pongan a sus jefes, quiénes los contrataron, porque esos no son los buenos, y vas a ver que sí hablan. No lo digo yo, lo dicen las investigaciones, van a caer funcionarios”, advirtió un miembro de inteligencia federal.

Según las indagatorias, los menores pedían dinero y ofrecían diversos artículos a los turistas, esto ya ha sido confirmado, lo que deja un poco de temor, es que posiblemente se trafique con los menores, o bien los renten. Así lo saben autoridades, pero también los empresarios, ya que los propios trabajadores dan cuenta de lo que ocurre en sus negocios.

Agentes de la PGR, Derechos Humanos y DIF actuaron para asegurar a 15 menores y 9 mujeres que al parecer explotaban a los niños

Agentes de la PGR, Derechos Humanos y DIF actuaron para asegurar a 15 menores y 9 mujeres que al parecer explotaban a los niños

“Hay a quienes se les tiene detectado por las autoridades que están al frente que incluso rentan a los niños, hay quienes los rentan y les piden un cuota, por ahí en alguna de las investigaciones hay un testimonio de una niña de 12 a 13 años, en la tarde-noche la llevan a trabajar y tan pronto ella junte la cuota de 500 pesos, ella ya se puede ir a dormir, ya sean las diez de la noche, doce, una de la mañana, mientras juntes 500 pesos ya te puedes ir a dormir”, expuso el presidente de la Asociación de Empresarios del Centro de Cabo San Lucas.

Lo peor de esta situación es que los menores también son explotados por el crimen organizado, una investigación que desarrollaron miembros del Grupo de Coordinación de Seguridad Pública dio a pie a indagar entre narcomenudistas de la Zona Dorada de Cabo San Lucas, “allí detectamos que los niños no solo venden chicles u otras cosas, algunos incluso sirven como mandaderos para entregar dosis de droga y de paso se llevan su propina”, expresó un agente de investigación.

Lo que temen los empresarios es que una vez que se detuvieron, se cumpla el plazo de la investigación y puedan abandonar a la justicia absueltos, primero, por una mala integración de los elementos en el proceso, y la segunda, que sean absueltos por no encontrar pruebas suficientes; de ser así, esto llevaría a que la red de trata de personas incremente su fuerza, pues es sabido que de no buscar una alternativa tanto para el agresor o las víctimas, el agresor buscaría otros medios para evitar ir a la cárcel.

“Lo preocupante es que vuelva a suceder la omisión en contra de las personas que quedaron detenidas o que no se le dé seguimiento a la rehabilitación de estas criaturas, estas criaturas en las calles no están principios, no están aprendiendo a ser respetuosos, al contrario: están aprendiendo la vida de la calle, faltar al respeto a la autoridad, robar, vender sustancias ilícitas”.

En un recorrido e investigación que realizó este Semanario desde 2013 a la fecha, las formas de operar han ido evolucionando; en primera instancia se puede observar a la “madre” con bebé en brazos sentada no muy lejos del menor -según inteligencia, para no perder de vista las ganancias y evitar que el menor pueda quedarse con un aparte del dinero, ya que en ocasiones reciben propinas-. El niño es el que se acerca con el producto a venderlo y los turistas alcanzan a pagar por el producto; en otros casos, las mujeres se colocan junto al adolescente en silla de ruedas y solicitan apoyo para su “hijo”, pero siempre con otro menor en brazos. Es decir, sensibiliza al turista  a “soltar más fácil el dólar”.

Otra de las vertientes que consideran investigadores y que es ahora una manera evolucionada de operar y hacerse de dinero más fácilmente, es que ya no son solo artesanías: se tienen detectados niños que roban teléfonos celulares y carteras, sobre todo en el área de la marina y de noche, además de que se meten a los cajeros automáticos de las compañías particulares y tienen un procedimiento para robar el dinero.

En la bandeja donde estas máquinas dan el dinero, meten un papel para trabar esa salida de los billetes, el turista, confundido después de hacer la operación y ver que no sale dinero, saca el plástico y se va, acto seguido llegan los infractores y sacan el papel atascado junto con los billetes que quedaron ahí.

“Esto lo tenemos detectado empresarios de la zona, que no tenemos mayor experiencia en técnicas de seguridad ni nada, cualquier ciudadano común se da cuenta, pero la autoridad sorprendentemente no los tiene detectados, o si los tiene, se les ha permitido crecer, y pues en un padrón de equis número de niños se ha duplicado o triplicado”, dijo el empresario.

Pero más allá de fuertes dispositivos, la Zona Dorada de Cabo San Lucas teme que una vez más los detenidos, los cuales ya tienen abogados trabajando en su caso y no uno de oficio, sino particular, puedan encontrar mecanismos u errores en la integración del caso, y puedan librarse de la cárcel; lo que sí es cierto es que los detenidos no son los responsables de la red que maneja a los niños, pero esperan se pueda llegar con ello.

“Si vamos a estar al pendiente de que se tomen las medidas necesarias de que se aplicarse las sanciones, de no aplicarse las sanciones y salir con justificaciones de que no hubo elementos, si estas personas vuelven a salir libres, esta situación puede convertirse en algo realmente de magnitudes exorbitantes, una persona cuando roba y no se le da castigo, lo va a volver a hacer”, finalizó Carlos Tinoco.

- Publicidad -spot_img

Autor(a)

- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

-Publicidad -spot_img

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas