27.9 C
Tijuana
viernes, julio 19, 2024
Publicidad

98 millones de electores, 35 millones por Morena

“¡Cuán grande es la tristeza del arrogante! ¡Cuántos obstáculos se le interponen al proceder con soberbia! ¡Se inventa miles de afrentas, un odio enorme, una gran envidia, Mucho desprecio y una gran fascinación! Si es ofendido por los superiores, se duele; y si no se resuelve contra todos, se muerde”.

-San Juan Crisóstomo, siglo IV, Homilía XVI, Hechos de los Apóstoles

 

63 millones de ciudadanos no eligieron a Claudia Sheinbaum como Presidenta, ni a cientos de alcaldes, gobernadores, legisladores. Un 40 por ciento de votantes potenciales no participaron, y la democracia que fluye a través del INE está a punto de cerrarse en el autoritarismo.

Con cerca de 200 mil crímenes de alto impacto y miles de desaparecidos, las elecciones 2024 han sido de las más violentas de la historia; con nombres, partido y fecha de muerte, las investigaciones. Por ejemplo, el Semanario ZETA de Tijuana ofrece pormenores de todos y cada uno de los crímenes de candidatos o políticos ejecutados.

Patético es, por ejemplo, el caso de la diputada federal Andazola de Tijuana, que falleció el 23 de mayo reeligiéndose, y escondieron su muerte engañando al electorado. Votaron por la difunta, sin permitirle a su familia unas horas fúnebres ordinarias. Su “partido” comunicó su fallecimiento hasta el 1 de junio. Casi diez días en calidad de desaparecida.

Quizás en la frontera los efectos de la avanzada del senador Mier sean menos desastrosas: en Arizona la gasolina anda 10 pesos el litro, en el lado mexicano 20 pesos o más. Una declaración irresponsable y la paridad cambiaria cascabelea… y así hasta el 1 de octubre. En tres meses ya no volveremos a tener mañaneras. Habrá otro esquema mediático.

En México sexenalmente se inventan planes de gobierno, desarrollo. Y necesitamos dar continuidad a los mismos, más allá de partidos o gobernantes en turno. Planificar y evaluar. Muchas acciones del actual gobierno han sido benéficas. Don Lázaro Cárdenas es inolvidable por el ferrocarril Sonora-Baja California, quien planeó y ejecutó el Chihuahua-Pacífico; el Presidente Andrés Manuel López Obrador será inolvidable por el Tren Maya.

Si no fuéramos tan mezquinos entre nosotros mismos, como ha expresado con sinceridad Xóchitl Gálvez, no podemos dejar sola a la Presidenta de México Claudia Sheinbaum Pardo. Ya pasaron las elecciones, ahora no podremos cada quien por su lado si no nos ayudamos entre todos. Quizás se llaman partidos porque “parten” al electorado, pero la nación es otra cosa. México como nación necesita de todos nosotros. Bien expresa el pesador madrileño José Ortega y Gasset: “Yo soy yo y mis circunstancias, y si no las salvo a ellas, no me salvo a mí mismo”.

¿Qué sentido tiene, pues, el Himno Nacional Mexicano? ¿Puro nacionalismo light o falso patriotismo? “Que en el cielo tu eterno destino, por el dedo de Dios se escribió”.

En las manos de los mismos legisladores de Morena, diputados y senadores está la solución simple. Si no es conveniente una o las reformas que sean, en un poder autónomo hay división de poderes: Legislativo, Ejecutivo y Judicial. Se complementan, pero no puede uno suprimir a otro injusta y arbitrariamente.

La Medalla Belisario Domínguez en honor al eminente legislador chiapaneco, es un ejemplo de la grandeza de los diputados y senadores. Ellos pueden y ven mejor que el Poder Ejecutivo o presidencial; están al servicio de la gente que sacrifica millones de pesos para apoyarles, no para que destruyan la democracia, sino para perfeccionarla como todo lo humano.

 

Germán Orozco Mora reside en Mexicali, B.C.

Autor(a)

- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas