24.9 C
Tijuana
domingo, septiembre 24, 2023
Publicidadspot_imgspot_img

El Papa y su ignorancia

Le√≠ por all√≠, que el Papa del Vaticano, all√° en la lejana Roma, Francisco (Jorge Mario Bergolio), dijo o tuite√≥ sobre las personas que se quieren y se aman del mismo sexo, d√≠gase homosexuales lesbianas; que el Papa Francisco pide a los pap√°s-progenitores que no condenen a sus hijos, que la iglesia cat√≥lica lo vea  normal. Y de paso, apoya la legalizaci√≥n de las uniones civiles de parejas del mismo sexo.

Va el mundo veloz y raudo a volver a vivir lo que vivieron Sodoma y  Gomorra, ciudades destruidas por tanto libertinaje, inmoralidad, desorden, y m√°s pecados carnales. Fueron destruidas tales ciudades, llor√≥ lumbre, por tal ira que el Creador Universal supo y su pueblo se desvergonz√≥. Hoy en d√≠a, el Papa debe escudri√Īar bien las escrituras y no seguir, haciendo a su ‚Äúreba√Īo‚ÄĚ ignorante, ciego, pues omite verdades vesiculares de la Biblias, que no se han le√≠do jam√°s en las homil√≠as dominicales.


Publicidad


Los cl√©rigos, religiosos son estudiosos y sabios. Hoy en d√≠a estudian express, quiz√°s, y no conocen bien el contenido de la Biblia, o la omiten para la conveniencia del Vaticano. Por ellos los valores morales, familiares y dem√°s ense√Īanzas hacia estimar la personalidad del hombre y de la mujer van en declive; por leyes religiosas que son torcidas y rechazan la verdad y la buena moral que nos ense√Īa la Biblia.

Por ello existi√≥ el var√≥n y fue hecha la varona; son diferentes, pero hoy en d√≠a tales caracteres son unificados por la ley papal (var√≥n con var√≥n, varona con varona). Los estereotipos son el bien que tiene cada hombre y mujer, y lo consagran desde el nacimiento, sin ning√ļn tipo de desv√≠o, de cambio de sexo o de relacionarse un humano con su mismo g√©nero.

Estamos en una encrucijada y en un modelo liberal; y esa liberaci√≥n de la Iglesia Cat√≥lica da el ‚Äús√≠‚ÄĚ a estas relaciones humanas. Para amolar, llega el enlace civil, que las autoridades gubernamentales ven normal el convivir con una persona similar a √©l/ella para establecerse, casarse, copular y hacer vida en una sociedad con valores amolados, no puestos en uso o manifestados desde el padre o madre a sus hijos.


Publicidad

 


La autoridad m√°xima religiosa y cat√≥lica da luz verde para que se multipliquen estas anormalidades en el mundo: la relaci√≥n de personas con los mismo caracteres sexuales. Se est√° eliminando la verg√ľenza, el pudor, el respeto social, con las leyes que da rienda suelta la misma iglesia bajo el dominio autoritario.

Que lo vea normal el Papa Francisco es grave; es un retroceso humano en pleno siglo XXI, que da como resultado marchas y protestas mundiales a favor de tales defensas que hacen por doquier por estos humanos que se aferran a la vida p√ļblica de estar con su pareja del mismo g√©nero.

La iglesia, fundada por Jesucristo y sus representantes terrenales, hace de las suyas, otorgando leyes y permisos; la misma ley laica secunda tales uniones en muchos pa√≠ses donde la ley cat√≥lica ve -o ver√°- ‚Äúnormal a lo anormal‚ÄĚ. Los jueces civiles leen la ep√≠stola de Melchor Ocampo al matrimoniar personas del mismo g√©nero.

Desconozco el desenlace de todo esto.  El mazo y autoridad del Creador lo pondr√° de manifiesto.

Atentamente,

Leopoldo Durán Ramírez.

Tijuana, B.C.

Autor(a)

- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas