25 C
Tijuana
martes, junio 25, 2024
Publicidad

Biden advierte que la frontera de EU con México “será caótica durante un tiempo”; habla con AMLO

El presidente de Estados Unidos, Joseph Biden, dijo, el 9 de mayo de 2023, que la frontera de dicho país con México, sería “caótica durante un tiempo”, mientras se implementan controles ante el fin de las medidas del Título 42, que obliga a los migrantes a permanecer en territorio mexicano.

Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense señaló que estaban recibiendo un apoyo “abrumador” de México y que su Administración estaba tomando una serie de medidas para reducir el impacto de quitar dicha política. Asimismo, recordó que, el mismo 9 de mayo de 2023, habló alrededor de una hora, con su homólogo mexicano Andrés Manuel López Obrador, respecto al mismo tema.


Publicidad


“Pasé cerca de una hora con el presidente mexicano hoy, estamos haciendo todo lo que podemos, la respuesta está por verse. Tenemos una cooperación abrumadora de México, también estamos en el proceso de establecer oficinas en Colombia y otros lugares donde usted puede o alguien que busca [permiso] puede ir primero. Pero queda por verse, va a ser caótico por un tiempo”, enfatizó Biden.

“Puedo confirmar que el presidente habló con el presidente Andrés Manuel López Obrador hoy por la mañana. Les proporcionaremos más tarde un comunicado con el contenido”, dijo, también el 9 de mayo de 2023, la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, en una rueda de prensa.

En un comunicado respecto a la llamada sostenida entre ambos mandatarios, la Casa Blanca reafirmó que EE.UU. seguirá devolviendo a migrantes irregulares de Cuba, Haití, Nicaragua y Venezuela, a territorio mexicano, pero ahora bajo la figura de “deportaciones”, bajo el Título 8 de sus leyes migratorias.


Publicidad

 


“Discutieron la urgencia de reducir efectivamente las aglomeraciones en el Norte de México. Los dos mandatarios afirmaron que después del 11 de mayo continuarán implementando la exitosa iniciativa conjunta que, en cuatro meses, logró una caída del 95 por ciento en los encuentros fronterizos de personas de Cuba, Haití, Nicaragua y Venezuela en la frontera entre Estados Unidos y México”, dijo la Casa Blanca.

“Ambos discutieron la estrecha coordinación continua entre autoridades fronterizas y las fuertes medidas de control en preparación al regreso a aplicar las reglas migratorias del Título 8, y que tiene consecuencias más graves para las personas deportadas que la expulsión bajo el Título 42”, señaló la sede del Poder Ejecutivo Federal estadounidense.

Por su parte, el presidente López Obrador confirmó que conversó por teléfono con su homólogo estadounidense, Joseph Biden, para abordar el tema de la migración desde una dimensión “humanista”. Según el político tabasqueño, ambos acordaron reforzar la cooperación para el bienestar de los pueblos más pobres del continente. “Somos buenos vecinos y amigos”, enfatizó el mandatario mexicano, quien también indicó que en la llamada dialogaron respecto al tráfico de drogas y de armas.

“Conversamos alrededor de una hora con el presidente Biden. Reafirmamos el compromiso de seguir trabajando juntos en temas como la migración con dimensión humanista, el tráfico de drogas y armas y, sobre todo, en cooperación para el bienestar de los pueblos más pobres de nuestro continente. Somos buenos vecinos y amigos”, señaló López Obrador, en su cuenta de la red social Twitter.

FRONTERA DE EU CON MÉXICO NO ESTARÁ ABIERTA TRAS FINALIZAR EL TÍTULO 42, ADVIERTE MAYORKAS DESDE TEXAS

Alejandro Mayorkas, titular del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos (DHS, por sus siglas en inglés), previó, el 5 de mayo de 2023, que las autoridades estadounidenses enfrentaron circunstancias “extremadamente desafiantes” a lo largo de la frontera sur con México, cuando se levante el Título 42.

No obstante, el funcionario federal estadounidense advirtió, que la frontera de Estados Unidos con México “no estará abierta” desde el 11 de mayo de 2023, cuando expiren las restricciones sanitarias impuestas durante el Gobierno del presidente Donald Trump.

Durante una visita a la ciudad fronteriza de Brownsville, en Texas, Mayorkas dijo que habían tomado medidas para evitar que el sistema fuera sobrecargado por un incremento masivo de la llegada de migrantes, cuando expire la normativa llamada Título 42, que obliga a los migrantes a permanecer en la frontera de dicho país con México.

“Estamos construyendo vías legales que proporcionarán un camino seguro y ordenado para que las personas que reúnan los requisitos para recibir ayuda en virtud de la legislación estadounidense lleguen a Estados Unidos de forma segura”, indicó Mayorkas, en declaraciones a los medios.

“Al mismo tiempo, quienes lleguen a la frontera sur terrestre de forma irregular enfrentarán consecuencias. El mensaje es muy claro. Ayudaremos a quienes lo necesiten de acuerdo con lo establecido en nuestro marco legal. La frontera no está abierta, no ha estado abierta y no estará abierta el 11 de mayo”, agregó el titular del DHS.

“El 11 de mayo es una pesadilla para los estadounidenses. En los próximos 90 días verán entre 900 mil y 1.1 millones de migrantes cruzando la frontera [con México]”, aseguró, antes, Lindsey Graham, senador del Partido Republicano por Carolina del Sur.

EU NO ESPERA RECIPROCIDAD DE MÉXICO EN REFUERZO MILITAR EN LA FRONTERA COMÚN, ADVIERTE LA CASA BLANCA

John Kirby, uno de los voceros de la Casa Blanca apuntó, el 4 de mayo de 2023, que no esperaban reciprocidad por parte del Gobierno de México en el refuerzo de la frontera común, cuando faltaban pocos días para el fin de la normativa Título 42, que supondrá el despliegue de mil 500 militares estadounidenses para apoyar en tareas migratorias.

“No esperamos que este despliegue de fuerza adicional precise de algún tipo de acción recíproca por parte de México”, apuntó Kirby, durante una conferencia de prensa, en la cual el vocero añadió que entre ambos países, hay “un buen diálogo”.

Ello “para abordar el narcotráfico como la inmigración ilegal”, por lo cual Estados Unidos se encontraba “agradecido por la disposición del Gobierno mexicano, de continuar recibiendo y alojando a los inmigrantes que estaban intentando ilegalmente entrar en Estados Unidos”.

Kirby insistió en que esos militares “no van a participar en actividades de aplicación de la ley”, sino que iban a desarrollar “tareas administrativas, ayudando con la logística y el sostenimiento y ese tipo de cosas”, como refuerzo a la misión existente del Departamento de Defensa de EE.UU.

Días antes, Alejandro Mayorkas, titular del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos (DHS, por sus siglas en inglés), viajó a Texas, una visita que, según la también portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, tuvo el objetivo de “ayudar en los preparativos en curso para el regreso al proceso de inmigración del Título 8”.

Para ello, según añadió la vocera, Mayorkas visitaría un centro de procesamiento y puertos de entrada, además de que también observaría algunos de los vuelos de expulsión que el DHS estaba incrementando. “Hemos presentado cuáles son las herramientas para lidiar con este problema y enfrentar los desafíos en la frontera”, dijo la portavoz de la Casa Blanca.

“Esto es algo que el presidente se ha tomado muy en serio desde el inicio de su gestión y le hemos pedido al Congreso que tome medidas”, afirmó Jean-Pierre, quien insistió en que la actual Administración, encabezada por el presidente Joseph Biden, se había tomado muy en serio, “desde el primer día”, los desafíos existentes en la frontera.

Por su parte, la ciudad texana de El Paso declarará un “estado de emergencia” a partir del lunes 8 de mayo de 2023, en previsión del posible aumento de la afluencia de miles de migrantes con el fin del Título 42, según anunció el alcalde Oscar Leeser, en una conferencia de prensa.

“Nos estamos preparando ahora para lo que llamamos lo desconocido”, agregó Leeser, el domingo 30 de abril de 2023, explicando que la declaración de emergencia permitiría a la ciudad fronteriza con México, abrir refugios temporales para los migrantes indocumentados.

EU ENVIARÁ 1,500 SOLDADOS A FRONTERA CON MX, ANTE AUMENTO DE INMIGRACIÓN ILEGAL, POR FIN DEL TÍTULO 42

El Gobierno de Estados Unidos, encabezado por el presidente Joseph Biden, enviará temporalmente mil 500 soldados más, para ayudar a asegurar la frontera con México, según dijo, el 2 de mayo de 2023, un funcionario estadounidense a la agencia británica Reuters.

Dicha medida es parte de los preparativos para un posible aumento de la inmigración ilegal, cuando, el 11 de mayo de 2023, se levanten las declaraciones de emergencia nacional y emergencia de salud por la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 (que causa la enfermedad COVID-19), por lo que también se suspenderá el Título 42.

El Departamento de Justicia del Gobierno de Estados Unidos -encabezado por el presidente Joseph Biden- planea poner fin, el 11 de mayo de 2023, al Título 42, una ley que obliga a los migrantes a permanecer en la frontera de dicho país con México, sin la posibilidad de solicitar asilo en EE.UU.

Las tropas complementarán el trabajo de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos (U.S. Border Patrol, por sus siglas en inglés), pero no llevarían a cabo ninguna operación policial, según dijo el funcionario citado por Reuters, que habló bajo condición de anonimato.

En cambio, los soldados -que se sumarían al despliegue en curso de la Guardia Nacional- llevarían a cabo actividades de monitoreo e ingreso de datos en tierra, para apoyar a los oficiales de la Patrulla Fronteriza estadounidense, según agregó el funcionario a la agencia británica.

Las tropas militares se han usado para ayudar a asegurar la frontera durante las administraciones presidenciales anteriores, incluido los republicanos George W. Bush y Donald Trump, así como el demócrata Barack Obama, quienes desplegaron miles de soldados en servicio activo y de la Guardia Nacional.

Según otras fuentes citadas por la cadena Fox News, el despliegue de tropas del Ejército estadounidense, en apoyo a las agencias fronterizas de EE.UU., sería similar al ordenado en octubre de 2018, por el Gobierno encabezado por Trump, que desplegó 5 mil 800 soldados, en apoyo ante la llegada de una caravana migrante.

Ante el fin de las expulsiones de migrantes de terceros países a México bajo el llamado Título 42 de la Ley de Servicios Públicos de Salud de 1944, la Administración encabezada por el presidente Biden, ha advertido que el promedio de arrestos diarios de migrantes en la frontera sur, pudiera aumentar de 7 mil a más de 10 mil.

El Gobierno encabezado por Biden dice tener la expectativa de seguir devolviendo migrantes de terceros países a México a través del Título 8 de la Ley de Inmigración, que implica “deportaciones” con consecuencias criminales y prohibiciones de entrada.

Hasta el momento, el Gobierno encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador, no ha confirmado que aceptará a los migrantes devueltos bajo el llamado Título 8, pero, el 2 de mayo de 2023, la asesora de Seguridad Interna de EE.UU., Liz Sherwood-Randall, sostendrá un encuentro con el mandatario mexicano, en el cual abordarán migración, según lo indicó Reuters.

GOBIERNO DE BIDEN LEVANTARÁ EN MAYO EL TÍTULO 42, QUE OBLIGA A MIGRANTES A PERMANECER EN FRONTERA CON MX

El Departamento de Justicia del Gobierno de Estados Unidos -encabezado por el presidente Joseph Biden- planea poner fin, el 11 de mayo de 2023, al Título 42, una ley que obliga a los migrantes a permanecer en la frontera de dicho país con México.

En un documento presentado ante la Corte Suprema, la Administración encabezada por Biden aseguró que, el 11 de mayo de 2023, cuando se levanten las declaraciones de emergencia nacional y emergencia de salud por la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 (que causa la enfermedad COVID-19), también se suspenderá el Título 42.

“En ausencia de otros desarrollos relevantes, el final de la emergencia de salud pública terminará con el Título 42”, sentenció el documento presentado ante el Tribunal Supremo de EE.UU., mismo que estudia una demanda de varios estados, que buscan mantener la restricción migratoria.

A partir del 11 de mayo de 2023, el Poder Ejecutivo estadounidense también planea imponer una nueva restricción al asilo en la frontera con territorio mexicano, para quienes no hayan solicitado refugio en un tercer país, ni tampoco hayan pedido un permiso humanitario para entrar a EE.UU., serán expulsados a México, según detalla el documento.

“El Gobierno estadounidense también anunció recientemente su intención de adoptar nuevas políticas del Título 8 para enfrentar la situación en la frontera una vez que concluyan las órdenes del Título 42”, escribió la procuradora general Elizabeth Prelogar, en el documento presentado ante la Corte Suprema de EE.UU.

“El final anticipado de la emergencia de salud pública el 11 de mayo, y el vencimiento resultante de la orden operativa del Título 42, harían que este caso quedara sin efecto: debido a que la orden del Título 42 habría ‘expirado según sus propios términos’, esta demanda que solo busca alivio futuro “ya no presentaría un ‘caso real o controversia’”, afirma el documento.

“En ese caso, el Gobierno le pedirá al tribunal de apelaciones que anule el fallo del tribunal de distrito y lo devuelva con instrucciones para desestimar la demanda de los demandados privados como discutible”, insistió la Administración encabezada por Biden.

A finales de enero de 2023, un grupo de 80 congresistas demócratas, encabezado por el senador Robert Menéndez, criticó en una carta la decisión de Biden de expandir el Título 42, calificando la regla de una “burla de la ley nacional e internacional”.

SUPREMA CORTE DE EU MANTIENE TÍTULO 42, QUE OBLIGA A MIGRANTES A PERMANECER EN FRONTERA CON MÉXICO

Con 5 votos a favor y 4 en contra, la Corte Suprema de Estados Unidos determinó, el 27 de noviembre de 2022, que mantendrá vigente el Título 42, una ley que obliga a los migrantes a permanecer en la frontera de dicho país con México.

El Título 42 permite a los funcionarios estadounidenses expulsar rápidamente a los migrantes atrapados en la frontera entre EE.UU. y México. Sin embargo, 19 estados podrían impugnar el fin de la política.

El máximo tribunal estadounidense concedió una solicitud de un grupo de fiscales generales estatales republicanos, para suspender la decisión de un juez que invalidaba la orden de emergencia.

Los fiscales de los 19 estados habían argumentado que levantar dicha política podría conducir a un aumento en los cruces fronterizos ya registrados.

John Roberts, juez principal de la Corte Suprema de EE.UU. miembro de la mayoría conservadora, emitió, el 19 de diciembre de 2022, una suspensión administrativa temporal manteniendo el Título 42, mientras el máximo tribunal estadounidense consideraba mantener la política vigente por más tiempo.

Antes de la orden de Roberts, la póliza vencía el 21 de diciembre de 2022. El Título 42 se implementó por primera vez en marzo de 2020, al comienzo de la pandemia de COVID-19, durante la Administración del presidente republicano Donald Trump .

Joe Biden, actual mandatario demócrata, mantuvo las restricciones vigentes durante más de un año después de asumir el cargo en enero de 2021, a pesar de prometer alejarse de las políticas de inmigración de línea dura adoptadas por Trump.

Los agentes de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos detuvieron a un récord de 2.2 millones de migrantes en la frontera suroeste en el año fiscal 2022, que finalizó el 30 de septiembre del presente año. Cerca de la mitad de los arrestados fueron expulsados rápidamente bajo la política del Título 42.

La Administración de Biden intentó levantar el Título 42 después de que las autoridades sanitarias de EE.UU. dijeran en abril de 2022, que la orden ya no era necesaria para evitar la propagación de la COVID-19, pero fueron bloqueadas por un juez federal en Luisiana, designado por Trump, en respuesta a un desafío legal liderado por republicanos.

Por otra parte, un grupo de migrantes solicitantes de asilo representados por la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés), había demandado al Gobierno Federal de EE.UU. por la política, argumentando que las expulsiones a México los exponían a daños graves, como secuestros o agresiones.

En ese caso, el juez federal de Distrito en Washington, DC, Emmet Sullivan, dictaminó, en septiembre de 2022, que el Título 42 era ilegal. El juzgador, designado por el expresidente demócrata Bill Clinton, dijo que el Gobierno Federal no demostró que el riesgo de que los migrantes propaguen el COVID-19 era “un problema real”.

Asimismo, Sullivan dijo que el Gobierno Federal tampoco sopesó el daño que los solicitantes de asilo enfrentarían por la orden del Título 42. El juez le dio hasta el 21 de diciembre de 2022, a la Administración de Biden, para prepararse para el final de la política.

Inconformes con la decisión del tribunal inferior, un grupo de fiscales generales estatales republicanos trató de intervenir para seguir defendiendo la política. Sin embargo, el 16 de diciembre de 2022, cuando una corte federal de apelaciones se negó a permitirles intervenir y suspendió la orden de Sullivan, llevaron el asunto a la Corte Suprema de EE.UU.

Autor(a)

Carlos Álvarez Acevedo
Carlos Álvarez Acevedohttps://www.carlosalvarezacevedo.com
Corresponsal del semanario ZETA de Tijuana y del periódico Noroeste de Sinaloa, desde febrero de 2016. Durante varios años fungí como editor de opinión y jefe de redacción del diario digital SinEmbargo.
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas