21.6 C
Tijuana
jueves, julio 25, 2024
Publicidad

Casos COVID suben 49%

El 21 de marzo de 2020, Baja California Sur registró el primer caso de coronavirus (COVID-19) con un extranjero que llegó a una boda a Los Cabos.

Tres años después, las fiestas del Carnaval La Paz y las Fiestas Tradicionales de San José del Cabo en el municipio de Los Cabos fueron los puntos de generación de más contagios, con más de mil 148 casos activos en un mes. El mayor pico ocurrió el 6 de marzo, con 86 casos en un sólo día, 40 positivos en hombres y 46 mujeres.

El Carnaval se celebró del jueves 16 al martes 21 de febrero, y las Fiestas de San José, del jueves 16 al martes 21 de marzo. El último día de los festejos arrojó 85 contagios en un día, 28 hombres y 57 féminas.

De acuerdo con “los datos epidemiológicos acerca de COVID-19, actualmente tenemos 428 pacientes activos en todo el Estado, de los cuales 287 se encuentran en La Paz, 95 en Los Cabos, Comondú con ocho pacientes activos, 30 pacientes en Mulegé y ocho pacientes en Loreto catalogados como activos; de estos pacientes activos, 26 son menores de edad. Es importante mencionar que tenemos ocho pacientes hospitalizados, uno de ellos bajo intubación”, anunció Alfredo Ojeda, subdirector de Epidemiología de la Secretaría de Salud (SSA).

El máximo número de activos alcanzado durante los efectos entre las dos fiestas más importantes para La Paz y Los Cabos, se dio el 23 de marzo, con 466,  que comparado con los resultados antes de las festividades, cuando al 16 de febrero se tenían 312 activos, indica un incremento de 49.35%.

Pero el Comité Estatal de Seguridad en Salud dio a conocer otros datos de contagio: “Vemos la situación estatal, donde efectivamente hay un incremento de un 37% en el global, y la mayor parte de los casos nuevos que corresponden al corte previo, corresponden al municipio de La Paz, que registra el mayor incremento en cuanto al número de casos. Vemos poca diferencia en cuanto a Comondú, Los Cabos y Loreto, y Mulegé presenta una reducción del 42%. En las entidades de mayor a menor incidencia de casos activos, Baja California Sur se mantiene, únicamente después de Ciudad de México, en el segundo sitio”, sostuvo Alfredo Ojeda.

Con el periodo de springbreak, aunado a la presión de hoteleros y restauranteros que buscan una recuperación económica, el Comité Estatal se vio obligado a limitar las restricciones, por lo que el único acuerdo fue mantener como obligatorio el uso del cubre bocas al interior de unidades médicas y para manejadores de alimentos.

“Este Comité acuerda por unanimidad el uso opcional de cubre bocas a partir del 16 de marzo de 2023, se ratifica la obligatoriedad en unidades médicas y manejadores de alimentos, se recomienda a las personas que sean parte de poblaciones de riesgo, como adultos mayores, embarazadas, con alguna comorbilidad o padecimiento que afecta su sistema inmune, así como las personas con fiebre o síntomas respiratorios, priorizar el uso de cubre bocas”, añadió el especialista de la SSA.

“La curva epidémica, es decir, los casos nuevos por signos y síntomas, donde la Semana 8 cerró con 235 casos, la Semana 9 registra al momento en esta sexta ola por COVID-19, que se decreta en la Semana 49 a nivel nacional, 349 casos. Ya esperábamos este incremento, y en la Semana 10 se han registrado al corte 210 casos”, reconoció el funcionario estatal.

SEMANA SANTA BAJO VIGILANCIA

Con Semana Santa a la vuelta de la esquina, en los últimos siete días se contabilizaron 271 casos nuevos, es decir, en promedio hubo 38.7 casos por día, lo que deja en claro que la pandemia está más que activa.

“Dado las cifras de COVID, no vemos ningún riesgo adicional. Se mantienen las mismas medidas que hemos mantenido hasta este momento, incluso en los puntos de entrada turística a este Estado”, lanzó Zazil Flores Aldape, secretaria de Salud.

Con el Spring Break encima se generaron en la última semana 271 casos nuevos, es decir en promedio hubo 38.7 casos nuevos por día, Foto: Antonio de Jesús Cervantes G.

Estados Unidos padece los estragos de la variante altamente contagiosa XBB del Ómicron, ya presente en BCS, además, en California, Estados Unidos se cuenta con registro de más de 2 mil casos al día.

Justamente el 98% de los turistas que visitan Los destinos de playa en BCS durante Semana Santa, provienen de Estados Unidos, lo que incrementa el riesgo de un mayor número de contagios, sin embargo, para la Secretaría de Salud, pese el aumento reciente de casos, “no representa una situación de riesgo”.

“Tendremos el ingreso de personas de diferentes países, pero somos un Estado cuya principal actividad es la turística en materia económica, y todo el tiempo estamos recibiendo personas de diferentes lugares, precisamente porque a nivel nacional, incluso a nivel mundial, no hay ninguna situación de riesgo, los controles serán exactamente los mismos que siempre hemos tenido en el Estado, y evidentemente siempre con la vigilancia en los aeropuertos, con la presencia de alguna persona que presente signos o síntomas más francos, se busca asistencia de estos visitantes”, citó la funcionaria estatal.

Asimismo, confirmó que el uso obligatorio de cubre bocas se mantiene para centros médicos y manejadores de alimentos. Para el resto de la población, aunque se encuentren en sitios humanamente imposibles de guardar sana distancia, es opcional.

La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Coepris) estará vigilante de que las medidas sanitarias se respeten.

“Dentro de lo que se requiere para los manejadores de alimentos, siempre ha sido el uso de cubre bocas, precisamente creo que son de estas cosas que la pandemia nos ha enseñado y lo que tenemos que hacer es simplemente darle seguimiento. Es algo que hace Coepris puntualmente cuando hacen las verificaciones en los establecimientos donde se comercializan productos alimenticios”, adelantó la secretaria de Salud.

José Manuel Larumbe Pineda, titular de Coepris, destacó que se han intensificado los operativos en los comercios de mayor demanda durante la temporada de Semana Santa, exhortando a establecer mecanismos de protección de visitantes y atender los lineamientos sanitarios.

“No solamente pescaderías, también plantas de agua y otros negocios que se están haciendo verificaciones, hasta el momento llevamos más de 215 en este periodo de inicio, en oficios de recomendación llevamos 194, acciones de fomento 258, material de fomento entregado 364, monitores de cloro en agua, más de 255. Vamos a reforzar precisamente ahorita que viene la temporada de calor,  todo lo que conlleva ciertos alimentos que pueden provocar un riesgo sanitario”, adelantó.

Por su parte, Zazil Flores Aldape precisó que si bien se ha levantado la restricción del uso de cubre bocas, se debe cuidar a los habitantes con comorbilidades y aquellos sectores de la población en riesgo, con el fin de que no se enfermen y sufran graves afecciones.

“La de los manejadores de alimentos de todas maneras debería de cumplirse porque así es como está la normatividad, por supuesto que se sigue haciendo la recomendación de que las personas que sean parte de poblaciones de riesgo, como adultos mayores, embarazadas, alguna comorbilidad o padecimiento que afecte su sistema inmune, así como las personas con fiebre, los síntomas respiratorios, prioricen el uso de cubre bocas. Estamos sugiriendo fuertemente que todos estos grupos utilicen el cubre bocas por su propia protección y para evitar contactos”, sugirió la titular estatal de la Secretaría de Salud.

COVID, ENDÉMICO

Luego de tres años de iniciada la pandemia por coronavirus, podría pensarse que se le consideraría endemia, que refiere a una enfermedad que constantemente se aparece en la zona y adoptada por los habitantes como estacionaria.

“Estamos en etapa de transición hacia el estado endémico, estamos ya de hecho en una endemia, y no dejemos de perder de vista que continúa siendo una enfermedad y estará presente, que es altamente transmisible, un virus respiratorio de gran velocidad de mutación y aparecerán nuevas variantes de manera continua, hay que estar conscientes de esta situación y continuar con la vigilancia y las medidas de prevención”, confirmó Alfredo Ojeda.

Económicamente hablando, el inicio de la pandemia orilló a los gobiernos a destinar mayores recursos, incluso desviar de otros sectores para atender prioritariamente las necesidades sanitarias.

Las repercusiones fueron muy fuertes para la educación, la economía y por supuesto para la salud, lo que dejó también grandes inversiones, muchas veces no programadas.

“Una vez que una enfermedad se convierte en endemia, nos toca ir viendo cuáles son las consecuencias e ir resolviendo estas en el aspecto económico, y por supuesto ver las consecuencias a nivel social, incluso educativo, de desarrollo psicomotor para la infancia y la adolescencia, y a partir de allí tendremos que ir avanzando para resolver lo que nos haya quedado pendiente en los tres años previos”, puntualizó Zazil Flores.

En tanto, Ojeda, especialista en epidemiología de la Secretaría de Salud, manifestó recientemente que el nivel de positividad es alto, 36 personas de cada 100 dan positivo al virus SARS-CoV-2, además del aumento del flujo de habitantes que recurren a una unidad médica para solicitar una prueba COVID.

“Los indicadores continuarán mostrándonos que hay circulación de la enfermedad, ya que la positividad se sitúa en un 36% y aproximadamente en el rango cada una de las últimas cuatro semanas da entre 35 y 40%. Asimismo, en la última semana realizamos una mayor cantidad de muestras, derivada de la mayor demanda en las unidades de atención médica”, concluyó el funcionario.

Autor(a)

Antonio Cervantes
Antonio Cervantes
Antonio Cervantes Antonio Cervantes Antonio T 42 antonio@zetatijuana.com
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas