19 C
Tijuana
jueves, octubre 6, 2022
Publicidadspot_imgspot_imgspot_img

Renta de bodegas y cobros de menos, entre irregularidades detectadas a Admicarga

Admicarga cobró a una empresa un millón 849 mil 344 pesos por el servicio de arrendamiento de dos bodegas, sin tener la autorización de su Junta de Gobierno

La renta de bodegas a una empresa sin tener autorización, cobros inferiores a las tarifas autorizadas y presentar información contable con errores y omisiones “significativas”, fueron algunas de las irregularidades detectadas a la Cuenta Pública 2020 de la Administradora de la Vía Corta Tijuana-Tecate (Admicarga).


Publicidad


Admicarga cobró a una empresa un millón 849 mil 344 pesos por el servicio de arrendamiento de dos bodegas, sin tener la autorización de su Junta de Gobierno, ni haberse contemplado tales servicios en el objeto de la paraestatal.

Además signó un contrato con una empresa por 41 mil 733 dólares, cobrando 927.41 dólares sin IVA por cada arrastre de vagón; cifra menor a la que debió obtener. En total, la variación no cobrada fue de dos mil 277 dólares, correspondiente a 45 arrastres, detalla el dictamen aprobado por legisladores del Congreso de Baja California.

Por otro lado, el titular de Sidurt, Arturo Espinoza Jaramillo, informó que hace un mes el gobierno estatal interpuso ante un tribunal administrativo de la Ciudad de México un juicio de lesividad para anular, sin ninguna repercusión económica, el contrato del tren interurbano Tijuana-Tecate, que fue firmado por la pasada administración, de Jaime Bonilla Valdez y la empresa BCE Expressway, S.A.P.I. de C.V.


Publicidad


“No hay un estimado de tiempo de cuánto llevará este proceso, dado que ni siquiera se ha podido notificar a la empresa, porque no se ha localizado”, aseveró el funcionario. En el contrato se encontraron “términos que iban demasiado en contra del Estado y a favor de la empresa; además, en dos años no hubo avances técnicos ni en infraestructura en el proyecto, motivos por los que se está buscando su cancelación”, explicó.

En contraste, el gobierno de Marina del Pilar Ávila Olmeda “revivió” el proyecto del tren elevado, proyectado para construirse sobre el bulevar Fundadores, de la garita de San Ysidro a Santa Fe.

El 19 de agosto pasado se publicaron modificaciones a la concesión (otorgado por Bonilla a la empresa Jeca Railway Corporación, S.A de C.V.), con las que la empresa se compromete a iniciar la obra a más tardar el 15 de diciembre próximo. Ello, pese a que originalmente se había comprometido a hacerlo antes del 30 de marzo de 2022.

- Publicidad -spot_img

Autor(a)

Julieta Aragón
Licenciada en Comunicación Social por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) Xochimilco. Cursé la maestría de Periodismo Político en la Escuela de Periodismo Carlos Septién García y sigo en proceso de tesis. Soy reportera de ZETA desde 2017.
- Advertisement -spot_img

Puede interesarte

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

-Publicidad -spot_img

Notas recientes

Destacadas