Indolencia en la CESPT

Columnaz lunes, 8 agosto, 2022 12:00 PM

Don José tiene más de tres meses denunciando una fuga de agua que brota de una vivienda abandonada en las inmediaciones de la colonia Garita de Otay. A la Comisión Estatal de Servicios Públicos de Tijuana ha llevado imágenes, videos, entre otros testimonios que constatan el desperdicio constante de agua, ahora que escasea en infinidad de viviendas en la ciudad y el Estado. Pero sus reportes han sido en vano; se siente ignorado. La fuga se ubica en una casa situada en Privada Josefina Rendón, y el chorro de agua recorre toda la calle Garita de Otay. La vivienda fue invadida por vagos de la zona, por lo que los vecinos temen enfrentarlos. Entre los daños que ha dejado la evasión, destaca el reblandecimiento de tierra de un predio contiguo, cuarteaduras, daños en la carpeta asfáltica, moho y hasta accidentes entre los transeúntes que pasan por el lugar. Pero don José no se da por vencido. A sus reportes presenciales, por teléfono, por WhatsApp, se agregan los escritos dirigidos a la paraestatal y Ayuntamiento de Tijuana, a fin de que contengan por alguna vía el desperdicio de agua. “Yo no vino por ahí, pero es mi camino al trabajo y me da coraje el desperdicio de agua. En mi casa mínimo dos veces por semana tengo que bañarme a jicarazos y aquí despreciándose. Ya hasta de memoria me sé el número de reporte, 80607151. Pero nadie hace nada”. El ciudadano se cuestiona si de algo sirve la cultura de la denuncia, ya que en su caso ha sido nulo: “Recibo insultos, groserías, me dicen que no hay solución, que llame a un plomero, que hable con el fraccionador; cuando ellos son los que tienen que solucionarlo. No me cansaré de denunciar”. Ya háganle caso a don José, para eso están en la CESPT.

Comentarios

Tipo de Cambio