Brutalidad en DIF BC

Destacados and lunes, 8 agosto, 2022 12:00 PM

En el albergue DIF de Tijuana, durante dos minutos,

una adolescente sangró, recibió puñetazos y patadas

frente a la mirada de su cuidadora que no hizo nada.

FGE investiga tres casos de abuso sexual y otro de

tortura al interior de los albergues. Videos del interior

de instalaciones DIF muestran el hacinamiento e

insalubridad en que viven los menores. Más de mil

niños han sido abandonados en DIF BC, cifra con la

que el Estado ocupa el segundo lugar nacional

El 11 de julio del 2022, frente a personal del DIF responsable de proteger la integridad de los menores que residen en el albergue temporal de Tijuana, dos adolescentes atacaron a golpes a una tercera por largo tiempo. La victima sangró, se desvaneció, fue pateada de manera sistemática, fue evidentemente herida y el personal indolente no hizo nada. Nada. Una mujer servidora de la institución, fue testigo pasivo de la brutal golpiza que recibió la menor de edad.

Todavía más grave: el director, la supervisora, el encargado de turno y la cuidadora del albergue DIF Estatal en Tijuana, ocultaron el hecho, que quedó videograbado. No reportaron la agresión a las autoridades pertinentes; ZETA no localizó registro de que la víctima haya sido atendida en alguno de los hospitales públicos, ni esa noche, ni en las 72 horas siguientes.

De hecho, el personal estatal falseó la información. Reportaron que las lesiones de la jovencita habían sido provocadas “al intentar brincar por cerco”, dijeron primero, y/o “al caerse de una litera”, manifestaron después.

Las imágenes en los videos, a los que puede tener acceso en la página electrónica de este Semanario (www.zetatijuana.com) evidencian que la menor de edad ni se cayó (intentando huir), ni se desvaneció desde una litera. Fue brutalmente golpeada con la venia producto de la indiferencia y falta de acción de una servidora pública.

Pero al interior de los albergues temporales de DIF en Tijuana, la golpiza no es la única atrocidad que ha ocurrido, por lo menos se tienen denunciadas otras cuatro delicadas situaciones:

  1. El 28 de junio de 2022, la señora Karla “N” denunció la presunta violación equiparada cometida en contra de Manuel “N”, de 10 años, por tres adolescentes: Jonathan de 16 años, Joshua y José, de 15 años, en una casa hogar del Sistema DIF ubicada en la delegación La Gloria en Tijuana, en la que el niño vivió tres años hasta ser adoptado.
  2. El 30 de mayo de 2022, el Hospital Materno Infantil denunció haber atenido el alumbramiento de la niña DIF identificada como Dulce “N”, de 13 años, quien presuntamente había sido embarazada por otro menor de 17 años.
  3. Un menor de 10 años denunció que unos adolescentes lo habían tocado, pero cuando la Fiscalía General del Estado lo sacó a declarar, el niño prefirió retractarse.
  4. En septiembre de 2020, en un recorrido de inspección que realizó de manera coordinada personal de la FGE, la Comisión Estatal de Derechos Humanos y UNICEF, después que la Secretaría de Honestidad iniciara una investigación por la existencia, en algunos albergues y casas hogar, de lo que los niños llamaban “cuartitos de reflexión”, “lo que un niño platicó de lo que sucedía ahí dentro es doloroso”, explicó una autoridad e integrada a los grupos de Coordinación y Seguridad.

Los “cuartitos de reflexión”, son unidades de dos metros por uno, donde los menores son confinados como un escarmiento o castigo. Lo que en una prisión se llamaría “celda de castigo”.

Las condiciones en las que viven los menores en el albergue temporal DIF Tijuana, son de por sí de hacinamiento. En los videos en la página electrónica de ZETA, se puede observar cómo los niños duermen sobre colchones en el piso de manera directa, sin espacio entre unos y otros, hacinamiento total, mientras las niñas están todas en un área de literas en condiciones insalubres y de alta ocupación.

Es evidente, dadas las terribles condiciones que se aprecian en los videos, que el gobierno de Baja California, ahora encabezado por una mujer, Marina del Pilar Ávila Olmeda, y la presidencia del DIF, porque no permiten el acceso a los albergues temporales, ni siquiera a las autoridades de Derechos Humanos: las condiciones que viven los menores son inhumanas. Indignas.

DOS MINUTOS DE PUÑETAZOS, PATADAS Y SANGRE

El video de la golpiza dura 2 minutos con 40 segundos y se aprecia que fue grabado de un monitor de vigilancia, quienes lo facilitaron informaron que es del 12 de julio en el albergue DIF Estatal en Tijuana. El día que, después de los disturbios y la goliza al interior del albergue, varios niños escaparon del lugar.

Las imágenes generan sobresalto en el observador externo mientras es evidente que la menor golpeada necesita ayuda, pero las trabajadoras adultas del albergue DIF en Tijuana decidieron ser simples espectadoras.

Lo que se alcanza a ver en la imagen, es un cuarto que alberga a niñas que aparentan entre 8 y 16 años, mide 12 metros de ancho por 6 de fondo, se ven dos literas de frente, otras dos al costado izquierdo, hay ropa y zapatos regados en el piso, sobre las camas, mientras alrededor de ocho niñas, unas más pequeñas que otras, deambulan.

Una joven vestida con camisa negra con vivos en amarillo y shorts largo negro, quien tiene el cabello largo atado en una cola de caballo, empieza a discutir con otra de altura similar, más delgada, con el cabello suelto rizado, sudadera negra y pantalón de mezclilla azul claro.

La de negro empieza los reclamos y la otra de espaldas a la cámara responde, es evidente que suben la voz y empiezan a manotear, hacen esto durante 30 segundos en el video.

En el minuto 31, la adolescente de negro lanza el primer puñetazo a la cara de la víctima, quien inútilmente mete las manos intentando cubrirse, de inmediato el segundo puño a su rostro y la toma del cabello para jalarla al piso. Entonces se une una segunda atacante que viste shorts negro, camisa oscura con vivos en blanco y el cabello corto teñido de azul agarrado en una pequeña coleta.

Las dos, cada una por su lado, le propinan otros 20 puñetazos a la cabeza y el cuerpo mientras está en el piso. Transcurridos 46 segundos del video, en la imagen se ve cómo ingresa una primera cuidadora, vestida con un mono de enfermera azul y observa la golpiza sin hacer algo por separarlas.

Al mismo tiempo, una niña pequeña sale del cuarto corriendo, al parecer a pedir ayuda, mientras otra seis observan que las otras dos continúan el ataque en el piso, le pegan con la rodilla, empezaron a darle patadas y siguen los golpes a puño cerrado.

La mujer de azul sigue observando, la segunda atacante se retira durante  dos o tres segundos y regresa a golpearla; la que empezó el pleito no suelta a su víctima.

El video marca un minuto con 8 segundos cuando la chica golpeada es levantada por los cabellos y se aprecia que no se puede sostener. Al minuto con 22 segundo la cuidadora de azul sale del cuadro de la cámara y regresa de inmediato con una toalla, en el inter se puede ver entre las piernas de la atacante que hay sangre en el piso.

Al minuto 1:33, finalmente una de las adolescentes intenta -sin éxito- intervenir para que suelten a la víctima, entonces la mujer de azul saca a cuatro niñas del cuarto, 10 segundos después las agresoras levantan a la joven del piso y la estrellan contra una de las literas, después la lanzan al piso y luego la levantan para seguirla golpeando en la litera de abajo.

Minuto 02:06, entra a cuadro quien parece ser una segunda cuidadora vestida de pantalón de mezclilla y camisa azul con blanco, también se dedica a observar.

Fue hasta que transcurrieron 2:06 minutos del video -ya habían agredido a la menor durante un minuto y 36 segundos- cuando llegó un cuidador hombre vestido de playera tipo Polo azul y pantalón caqui, que sí intervino. Físicamente intentó separarlas, pero no pudo hasta que llegó un segundo empleado hombre, y una mujer portando una credencial en el pecho que no metió las manos, pero habló con la agresora para que soltara a la víctima, lo que hizo después de haberla atacado físicamente durante dos minutos.

La última imagen en el video es de la víctima mientras es observada por personal de DIF cuando intenta sin éxito levantarse trastabillando. Está visiblemente herida y conmocionada.

Sin embargo, ese día no hubo reporte en hospital público alguno, de que hubieran ingresado a la menor de edad que fue tundida a puñetazos, patadas, jalones de cabello y estrellada contra piso y literas. Lo único que se sabe es que elementos de la Secretaría de Seguridad del Estado, acudieron a las instalaciones, pero tampoco se les permitió el acceso. En el exterior, entrevistaron a niños y personal.

 

LOS VARONES

Los videos tomados el mismo día, en las mismas instalaciones, en la recamara comunitaria de los muchachos, permiten observar las condiciones en que residen los niños. Se ven colchones forrados de lo que parece plástico café, colocados sobre una base de seis u ocho pulgadas de altura, se ven  doce en el lado derecho y una cantidad aparente similar del lado izquierdo.

Los menores duermen básicamente en el piso, juntos de todas las edades y perfiles. Hay ropa tirada, cobijas regadas y paredes sucias, mientras los niños caminan sobre los colchones con el calzado puesto, tienen que hacerlo para llegar a las “camas” ubicadas al fondo contra la pared.

Mientras uno de los adolescentes patea y arranca los pedazos de tablarroca de una pared que da acceso a una habitación adyacente, algunos lo miran asustados y brincan con cada golpe, mientras otros gritan y brincan excitados.

Los menos se asoman por la única y pequeña ventana que se aprecia en el cuarto, en las imágenes parece que entre 15 y 20 adolescentes comparten el espacio.

Actualmente DIF tiene en Baja California la custodia de mil 300 niños que no han sido reclamados por los padres

 

 

FESC TAMPOCO INGRESÓ, SÓLO A LA EXPLANADA

De acuerdo a los reportes presentados ante la Mesa de Coordinación por la Paz y Seguridad de Baja California, los elementos de la Fuerza Estatal de Seguridad Ciudadana de Baja California (FESC) tampoco ingresaron a las instalaciones internas del albergue DIF Estatal en Tijuana el 11 de julio, como informaron los directivos de DIF. Los elementos de seguridad del Estado únicamente llegaron a la explanada.

El primer reporte que recibieron los agentes estatales, fue que 12 menores trataban de amotinarse e intentaban escapar; el segundo informe indicó que uno había logrado huir; y en el tercero detallaron que 12 menores de sexo femenino lograron escapar por una barda que colinda con el restaurante Lion Fish.

Al final de la jornada, la FESC reportó que las menores no habían sido localizadas, y que, en la explanada, ellos observaron cómo las autoridades de DIF dialogaron con otros niños en el área de la explanada del albergue.

 

INFORME OFICIAL

El 11 de julio, el reporte a los números de Emergencia, atendido por elementos de la Dirección de Prevención del Delito y Participación Ciudadana de la Policía Municipal de Tijuana adscrita al cerro Colorado, indica que atendieron el llamado a las 20:20 horas y se retiraron a las 22:30. El director del lugar, Jonathan López Archuleta, había reportado que en Bulevar insurgentes s/n y camino vecinal, había un intento de fuga por parte de algunos menores en el albergue temporal de DIF Estatal.

La llamada también fue atendida por la FESC, por los agentes de las unidades BC009A-1 y SSC-034, encabezado por un elemento de apellidos Castro Hernández, el supervisor del sector Zúñiga.

La supervisora de DIF, Jasibe Flores; el encargado de turno, Gustavo Marmolejo; así como el director, informaron que “aproximadamente 12 menores se encontraban en el techo de las instalaciones gritando en protesta de ser mal atendidos”, pero que los únicos que tenían autorización para ingresar eran los elementos de la FESC.

FUGAS Y EXPEDIENTES

Oficialmente, del 1 de enero al 4 de agosto de 2022, la FGE ha iniciado expedientes relacionados con albergues DIF por 12 niños fugados en Mexicali, 24 en Tijuana y 20 niños que huyeron en Ensenada.

En la presente administración estatal, la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) ha iniciado cuatro expedientes para documentar fugas de niños DIF en Baja California este año: tres en Tijuana y una en Mexicali. Además, aún tienen en integración una del gobierno del también morenista Jaime Bonilla.

Todos se abrieron de oficio, por “la probable comisión de hechos violatorios a los derechos de niños y niñas”:

– El más reciente se inició para investigar la fuga de tres menores extranjeros del albergue de DIF de Mexicali, en hechos registrados el 26 de julio.

– El expediente 2189/2022, con el objetivo de documentar los hechos y actuaciones de la autoridad durante la noche del lunes 11 de julio, tras un intento de escape del albergue en Tijuana.

– El expediente 313/2022, abierto el 9 de mayo, tras la manifestación realizada por NNA en albergue de Tijuana durante la madrugada entre 6 y 7 de mayo. El 13 de mayo, el organismo solicitó medidas de protección para los menores resguardados por DIF Estatal.

– En cuanto al expediente 3018/2021, abierto en septiembre de 2021, que corresponde al bienio bonillista, se inició tras las inconformidades con las condiciones de internamiento expresadas por las niñas, niños y adolescentes que habitan el albergue.

Los motivos de las fugas mencionadas y acciones de rebeldía expuestos por los menores que todavía se encuentran en investigación, son mala calidad de los alimentos, asilamientos, falta de información de sus procesos, medidas disciplinarias agresivas y deficientes proceso de reintegración a sus familias.

 

INDOLENCIA E INCAPACIDAD QUE SE DEBE SANCIONAR

Los niños en “situación de riesgo y desventaja social” que apenas sobreviven en ambientes de “desintegración familiar, adicciones y violencia”, son retirados de sus familias por DIF en Baja California, pero ante la discapacidad de la institución, son puestos en peligro y sometidos a abusos al interior de los albergues temporales administrados por funcionarios que por Ley están obligados a proteger su integridad física y mental.

ZETA tuvo acceso a tres videos y fotografías tomadas por cámaras de vigilancia y celulares el 11 de julio, día del más reciente intento de fuga del albergue DIF en Tijuana. Las imágenes permiten ver las condiciones insalubres en que viven los menores y la forma en que una menor es golpeada hasta sangrar y desfallecer por dos de sus compañeras durante dos minutos, frente al personal de DIF.

Foto: Cortesía.- Casa Albergue Temporal Para Ninos, Ensenada

Hacinamiento, ropa y calzado regados, desaseo, paredes embarradas, pisos sucios, colchones en el piso sin sábanas, toallas colgadas donde se puede, poca luz de bombillas fluorescentes, limitadísima luz natural y poco aire. Una mala calidad de vida, es el común denominador en los albergues DIF de Baja California.

Incluso en las cárceles del Estado, también con sobrepoblación:

– Los internos duermen en literas o el piso, como los niños.

– Los presos son separados por su perfil sicológico y peligrosidad, para evitar que la población en situación de riesgo sea atacada, lo que no sucede con los menores.

Lo que sí comparten estos niños en desamparo y los presos -de acuerdo a las denuncias-, es la mala comida. Pero las autoridades desestiman el reclamo, asegurando que revisaron y daban fe que los alimentos eran “de calidad y estaban buen estado”.

La inseguridad, orfandad y aislamiento que padecen los menores al interior de los albergues se agrava y se convierte en abuso, cuando en los momentos de crisis, el Estado ha decidido evadir la Ley y negar el acceso a la CEDH.

Tras el intento de fuga del 11 de julio, el estado tardó casi una semana en permitir el acceso a la Comisión.

“El hacinamiento en los albergues es una realidad y se está trabajando precisamente para ir seleccionando, ir seccionando, dependiendo de la cantidad y condición de los menores y esto no esté pasando, el trabajo no se ha terminado”, declaró a la prensa local en enero del 2022, Luz María Ríos Alvarado, delegada Zona Costa de DIF Estatal.

Pero en las imágenes del intento de fuga del 11 de julio, se puede observar que a nueves meses del gobierno de Marina del Pilar Ácula Olmeda, en el albergue temporal de Tijuana, la única segmentación que existe es por sexo.

Lo que también hicieron fue retrasar el tiempo de ingreso de los menores a los albergues con el objetivo que sólo se queden los que no tengan familiares que se puedan hacer responsables. Por lo que el proceso que antes era de una hora, actualmente se lleva cuatro horas, tiempo en el que el personal DIF tarda en encontrar algún pariente que acepte hacerse responsable antes de ingresarlos.

Sin embargo, siguen revueltos los pequeños con los adolescentes mayores, niños tranquilos y menores con ira, pequeños adictos con los que no consumen droga.

Convivencia que se agrava, frente a la evidente ausencia de conocimientos, capacidad, voluntad y protocolos de respuesta del personal de DIF, para intervenir y convivir con estos menores ya afectados por los abusos de los adultos en sus respectivas familias.

 

MÁS DE MIL NIÑOS “INSTITUCIONALIZADOS”, EN EL ABANDONO

Alrededor de mil 300 niños en custodia del DIF en Baja California no han sido reclamados por sus familiares, lo que los convierte en menores “institucionalizados”, abandonados. Cantidad que coloca a la entidad en el segundo lugar nacional con esta situación.

El término “institucionalizados” describe a menores de edad que se encuentran en los albergues o casas hogar y sus padres o familiares ya no hicieron nada para recuperarlos.

Diversas situaciones los han llevado a un albergue o casa hogar, principalmente omisión de cuidados, violencia intrafamiliar y abusos. En la mayoría de los casos, los padres de los menores institucionalizados son toxicómanos; existen también “casos aislados” de menores que perdieron a sus padres en homicidios.

Para la directora de DIF Estatal, Mónica Vargas, Baja California desafortunadamente ocupa el segundo lugar a nivel nacional en cantidad de niños institucionalizados, solamente detrás del Estado de México.

Esto, asegura, “nos habla de una situación que está ocurriendo al interior de la sociedad, donde tenemos que trabajar para recomponer el tejido social y los valores”.

Para ponerlo en perspectiva, en BC, alrededor del 25% del total de la población son niños, niñas y adolescentes. Según la cifra oficial más reciente -finales de julio-, hay 2 mil 284 menores de edad distribuidos en dos albergues y 96 casas hogar de la región. De este universo, alrededor del 60% es “institucionalizado”.

De los 2 mil 284 menores bajo custodia de DIF, mil 100 están en el rango de 12 a 17 años; 928 de ellos son atendidos en instituciones de asistencia social privada, 97 en el albergue temporal de Tijuana y 85 en el albergue temporal de Mexicali.

Bajo custodia del DIF hay desde recién nacidos hasta jóvenes de 17 años. Muchos llevan varios años en el sistema, otros, toda su vida.

REZAGO Y MARGINACIÓN EN COMUNIDADES EXPULSORAS

Al tomar como ejemplo Ensenada, en este municipio hay alrededor de 600 niños bajo resguardo de DIF, provenientes principalmente de Maneadero, Lomitas y Colonia Popular 1989. En Tijuana las colonias de donde salen más niños DIF son Camino Verde, Pedregal y Obrera. En Mexicali, Del Valle y Robledo.

En el caso del municipio porteño, las colonias expulsoras de menores comparten similitudes: según el estudio para la determinación de polígonos de marginación en Ensenada, elaborado por el entonces Instituto Municipal de Investigación y Planeación, Maneadero y la Popular 89 aparecen en el listado de 12 colonias con índice de marginación y/o índice de rezago alto y muy alto.

Maneadero resultó con muy alto grado de rezago e inseguridad, mientras que en la Popular 1989 se determinó un alto grado. Las Lomitas y Maneadero aparecen entre las colonias con 50% de población ocupada que percibe menos de dos salarios mínimos.

Maneadero, Las Lomitas y Popular 89 figuran en el estudio como susceptibles de ser consideradas como Zonas de Atención Prioritaria (ZAP).

De acuerdo con el censo de población 2020 del INEGI, en la delegación Maneadero, ubicada al Sur de la ciudad, había 31 mil habitantes, sin embargo, al comprender desde el Ejido Esteban Cantú hasta el Cañón Buenavista (Zorrillo), hay cálculos que arrojan entre 50 mil y 70 mil personas.

El poblado lo integran más de 100 colonias, muchas de ellas irregulares, como invasión y otras fraccionadas, pero no registradas. A decir de la Coordinación de Delegaciones del Ayuntamiento, su grado de vulnerabilidad es muy alto porque gran porcentaje de la población no cuenta con servicios básicos como drenaje, electrificación y pavimento.

Su principal vocación es agrícola y aumenta población en temporada de cosecha, con gente proveniente principalmente de Oaxaca, Chiapas y Puebla, aunque también se desarrollan actividades industriales.

Debido a la presencia de comunidades indígenas, la titular de Delegaciones, Georgina Arvizu, reconoció que se siguen dando prácticas como la venta de niñas.

En la colonia 89, ubicada en la recién creada delegación Noreste, también hay población vulnerable, con escasos recursos y servicios. Se presentan condiciones similares a Maneadero, como ausencia de drenaje, inseguridad con asaltos a comercio y adicciones a muy temprana edad.

Su población es mayormente obrera, ya sea en oficios o maquiladora. Se tiene identificado que los padres salen a trabajar desde muy temprano, los recogen camiones de maquilas, y regresan a sus casas ya por la tarde-noche. Esto provoca que niños queden solos desde muy temprana edad.

También se tiene identificada esa zona con altos índices de inseguridad, sobre todo asaltos a comercio y adicciones a muy corta edad.

 

EN LA INCERTIDUMBRE, MENORES QUE CUMPLEN 18 AÑOS

Uno de los aspectos que resalta en el trato de los niños DIF, es la incertidumbre que se genera con aquellos que cumplen su mayoría de edad estando bajo custodia del gobierno.

Al ya no ser menores de edad, se deben hacer responsables de su persona y dejar de “pertenecer” a la institución. Con poca capacitación para la vida, deben arreglárselas solos para trabajar, estudiar y encontrara donde vivir.

Para tener una idea de cuántos de estos jóvenes se encuentran en esas condiciones, consideremos que en 2021 del sistema egresaron 71 adolescentes al cumplir su mayoría de edad: cuatro de Mexicali, 30 de Tijuana, cuatro de Tecate, dos de Rosarito, 21 de Ensenada y 10 de San Quintín.

La condición de un adolescente en albergue es, primero, que fue abandonado por sus padres; segundo, es difícil que una familia adopte un adolescente; tercero, ya va a cumplir la mayoría de edad, entonces tiene el temor de enfrentarse a una sociedad sin las herramientas suficientes, explicó Vargas Núñez.

Cuestionada sobre el seguimiento que se da a quienes cumplen mayoría de edad bajo custodia del DIF, sobre todo para tratar de evitar que se conviertan en carne de cañón -para el crimen organizado-, hay un reconocimiento implícito de un vacío.

La institución explicó que, antes, al cumplir 18 años, los jóvenes se canalizaban a casas hogar que les brindaban apoyo.

Ahora – apenas este año, en los meses recientes- “se está buscando” incorporarlos al programa Jóvenes Construyendo el Futuro, para que a través de esta opción puedan integrarse a la sociedad y de esa manera tener contacto con ellos.

Otra de las propuestas para dar atención a los jóvenes que ya no estarán bajo custodia de DIF es la creación de albergues especializados.

En los próximos meses, tentativamente para finales de 2022, iniciará operaciones en la Colonia 89 un espacio asignado por el Ayuntamiento de Ensenada, destinado a adolescentes de 15 a 18 años, en el que se impartirán talleres por parte de instituciones educativas, para que los jóvenes aprendan oficios.

“Estamos por habilitarlo y bajar recursos para operarlo, con una capacidad de 40 adolescentes”, informó Vargas Núñez.

 

CEDH ANALIZA SITUACIONES DE ALBERGUES DIF

Con apoyo del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF, por sus siglas en inglés), de la Organización de las Naciones Unidas, la CEDH en coordinación con personal de DIF, esté realizando una serie de encuestas y entrevistas con todo el personal de los albergues y con los niños institucionalizado de todas las instalaciones bajo el sistema, con la finalidad de hacer un diagnóstico.

Empezó agosto y tienen programado concluirlo en septiembre, el objetivo es identificar todas las necesidades y carencias técnicas, materiales, estructurales y etcéteras, para con esa información general, establecer un programa que incluya capacitación y fortalecimiento.

En el inter, la misma Comisión prepara un documento de recomendaciones que presentará al Estado.

Comentarios

Tipo de Cambio