Transa Ayuntamiento de Tijuana con plazas de Bomberos

Foto: Ramón T. Blanco Villalón.- Bomberos.- Central De Bomberos, Zona Centro
Edición Impresa lunes, 25 julio, 2022 12:00 PM

El Sindicato de Burócratas encabezado por José Agustín Calderón, entregó las plazas beneficiando a familiares del secretario de Gobierno, Jorge Antonio Salazar, y a escolta de la alcaldesa

En el XXIV Ayuntamiento de Tijuana encabezado por Montserrat Caballero Ramírez, se han otorgado al menos 83 bases sindicales a trabajadores el mismo día de su alta en la nómina del Municipio, sin contemplar a trabajadores de confianza que se encontraban a la espera, en algunos casos hasta 15 años.

Encabezado por José Agustín Calderón, el Sindicato de Burócratas de Tijuana ha entregado dichas plazas sin tomar en cuenta el escalafón, beneficiando a familiares del actual secretario de Gobierno, Jorge Antonio Salazar Miramontes, así como al escolta de la alcaldesa, entre otros personajes cuya designación es irregular.

La mayor afectación en esta repartición de bases, que no es una práctica nueva en la ciudad, la tiene el Heroico Cuerpo de Bomberos de Tijuana, al cual le hicieron perdidizas cinco plazas que debieron ser otorgadas a personal que lleva más de 10 años como voluntario o empleado de confianza, esperando su mejora laboral y salarial.

Los responsables directos de la manipulación de las bases para empleados del Ayuntamiento son principalmente el secretario general del Sindicato de Burócratas; el delegado sindical de la Dirección de Bomberos, Pablo Ramírez; el secretario de Escalafón del Sindicato, Calixto Saucedo; el secretario de Trabajo y Conflictos del Sindicato, Krassus Pérez Altamirano; y la Oficialía Mayor del Ayuntamiento, encabezada por Marcelo de Jesús Machaín.

De acuerdo con la normativa, el sindicato es el que dispone de las plazas con base en la lista de espera o escalafón, hacen la propuesta de quienes ocuparán dicha base y posteriormente es enviada a Oficialía Mayor, porque el Ayuntamiento es el patrón, y la dependencia, la encargada de los recursos humanos.

Bomberos, la mesa

Una vez en la cancha del Municipio, el área actualmente encabezada por Marcelo Machaín se encarga de revisar y aprobar la propuesta enviada por el sindicato para ocupar alguna plaza y formalizar su entrega. La firma del secretario general del Gobierno y la alcaldesa son parte del proceso.

En entrevista para ZETA, tanto Machaín como la alcaldesa Montserrat Caballero se lavaron las manos en la asignación de plazas de Bomberos a personas ajenas a esa Dirección, así como del proceso de su asignación. Le echaron la bolita al Sindicato de Burócratas, argumentando que ellos -Ayuntamiento- no disponen de las bases para entregarlas a su criterio.

“Nosotros atendemos el llamado del sindicato, es el sindicato el que determina, somos muy respetuosos de ellos, porque no tenemos derecho ni estamos permitidos a meternos a los conflictos sindicales, así que creo que ya tendrán una reunión con Calderón para ponerse en orden y estar tranquilos”, se limitó a comunicar la alcaldesa.

Al solicitar mayor información, puesto que su escolta René García Corona aparece en la nomina del Ayuntamiento con una de las bases de Bomberos de Tijuana, la presidente municipal se negó a dar mayor declaración; su director de Comunicación Social, Miguel Ángel Torres Ponce, tampoco brindó más datos sobre el tema.

Por su parte, el oficial mayor dijo que conforme al Artículo 51, fracción primera, párrafo sexto de la Ley de Servicios Civil de los Trabajadores del Municipio, su área sólo recibe las propuestas y ellos dan visto bueno, pero no pueden quitar o ponerlas porque eso corresponde exclusivamente al sindicato.

“Nos apegamos a lo que dice la Ley del Servicio Civil y las Condiciones Generales de Trabajo, que nos establecen que las vacantes que se dan por jubilación, muerte o renuncia, corresponde exclusivamente al sindicato. El Ayuntamiento no puede decidir, ni disponer nada; a mí me llegan las solicitudes del sindicato y en ese sentido las atiendo. La única función de Oficialía Mayor es entregar el derecho a la plaza una vez que el sindicato propone a quien se la dará”, declaró a este Semanario.

Por parte del Sindicato de Burócratas de Tijuana no hay una postura o declaración oficial. Por toda una semana, se buscó por distintos medios al secretario general, José Agustín Calderón; al secretario de Escalafón, Calixto Saucedo; y al secretario de Trabajo y Conflictos, Krassus Pérez. Ninguno accedió a atender a este medio de comunicación.

Incluso, entre los agremiados del sindicato trascendió que ante la situación con la Dirección de Bomberos Tijuana, tanto Agustín Calderón como Krassus Pérez, viajaron a Mexicali sin razón aparente; mientras que Calixto Saucedo se comprometió en atender a los afectados en las oficinas del ente que “representa los derechos laborales de los trabajadores” en Palacio Municipal.

 

¿DÓNDE QUEDÓ LA BASE? 

Al revisar la nómina del XXIV Ayuntamiento de Tijuana, se pudieron detectar 83 bases entregadas a personas el mismo día que fueron dadas de alta como empleados del Ayuntamiento, dejando fuera a otros con más años en la lista de espera de una plaza, entre ellos más de 200 bomberos que trabajan como personal de confianza.

Pero no sólo ese dato es irregular, sino que se detectaron, por ejemplo, personas con doble plaza en la misma dependencia, pero con diferente puesto, como es el caso de Petra Alicia Ávila Navarrete, quien aparece en nómina con dos plazas asignadas el mismo día -1 de enero de 2022-, una como taquimecanógrafa y la otra como auxiliar de servicios, ambos en Delegación La Mesa.

Otra irregularidad es el caso de Arely Yomara Alcántar Sandoval, quien aparece como auxiliar de Servicios en la Dirección Municipal de Salud, en el Departamento de Control Sanitario; sin embargo, no hay registro de su sueldo y puesto ante Plataforma Nacional de Transparencia o algún otro registro público. Su alta se dio el 12 de mayo de 2022.

Jorge Antonio Salazar, Secretario de Gobierno; Montserrat Caballero, presidenta municipal de Tijuana; José Agustín Calderón, Secretario General del Sindicato de Burócratas de Tijuana y Rodolfo Epifanio Adame Alba

También está el caso de Bersaín Gutiérrez Alegría, quien aparece como auxiliar de Servicios en la Dirección Municipal de Salud, en el Departamento de Administrativo; pero en el directorio de la dependencia aparece como ingeniero y analista de sistemas, con alta desde el 1 de enero de 2022.

Dos familiares de Jorge Salazar Miramontes, secretario de Gobierno municipal, están en la nómina del municipio, uno de ellos con base de bombero: Salazar Andrade Mauricio, quien inició cobrando en el Municipio como jefe de área de Control Presupuestal de la delegación Cerro Colorado a inicios de 2021, y en mayo del año en curso obtuvo plaza de bombero, duplicando su sueldo de 12 mil pesos mensuales a más de 20 mil, sin hacer fila como el resto.

También figura otro pariente de Salazar Miramontes, Ramón Salazar Andrade, quien tiene un taller mecánico y pasó de ser jardinero en la delegación Cerro Colorado, a auxiliar administrativo. El 7 de mayo obtuvo su base como peón en la misma demarcación.

 

Otro basificado con la plaza que le correspondía a un bombero, es René Humberto García Corona, quien actualmente funge como escolta de la alcaldesa Montserrat Caballero. Inicialmente, ingresó como coordinador de giras en octubre de 2021 hasta el 31 de diciembre de ese año, con un sueldo de  27 mil 160 pesos.

Para el 31 de marzo de 2022, de acuerdo con Plataforma Nacional de Transparencia, fue “recontratado” en calidad de peón de la oficina de la presidencia municipal -aunque en nómina aparece basificado desde el 31 de enero- con un salario de 20 mil 200 pesos, más una compensación de 22 mil pesos y un bono de 5 mil 468 pesos, para un total de 47 mil 668 pesos de sueldo.

Cabe mencionar que René Humberto tiene dos hermanos que han desempeñado un cargo de servidor público: Jorge Alberto, actual director de la Policía Comercial de Tijuana; y otro que fue policía municipal de Tijuana, aunque detenido en 2013 por homicidio.

 

CINCO BASES DE BOMBEROS EQUIVALEN A TURNO COMPLETO O UNA ESTACIÓN 

El director de Bomberos Tijuana, Rafael Carrillo Venegas, lamentó que las bases se asignen a personas ajenas a su Dirección, ya que afecta el ánimo y rendimiento de la corporación que atiende los incendios en la ciudad, desde  el más pequeño hasta los más grandes que se han presentado, salvando a decenas de personas.

Explicó que esta situación influye en el desánimo y la inconformidad del bombero, “la afectación primaria es la anímica, donde el bombero tiene más de 10 años de contratado de confianza, hasta 15 años en algunos casos y está a punto de adquirir su base, y resulta que no se la dieron a él, se la dieron a otra persona”.

Además, “también afecta en el recurso humano, porque son cinco bases que no están llegando a la dependencia, equivalente a una estación o un turno, porque en promedio tenemos cinco bomberos por turno; esas cinco bases serían una estación de un turno, entonces, claro que nos afecta en todos los sentidos”, reconoció Carrillo.

Es responsabilidad del Sindicato de Burócratas solucionar la situación y compensar a los bomberos con la pérdida de las plazas que por derecho les corresponden, por lo que agotarán todas las vías de diálogo y negociación con José Agustín Calderón. De no obtener respuesta, recurrirán a otras vías legales y la posible intervención del Ayuntamiento de Tijuana.

“Hay dos partes por las que estamos tratando este tema: por medio del delegado sindical, Pablo Ramírez, que es el que tiene la representación de la base; por ese lado él tiene que hacer las gestiones correspondientes, es el que vigila las bases que son de bomberos; y por parte de nosotros, como Dirección, acercarnos al dirigente del sindicato para acordar si se pueden regresar las bases. En caso que sí, ¿en qué tiempo? En caso que no se puedan regresar, en su defecto vamos a impugnar, ver qué es lo que nos ofrece para que no vuelva a pasar y no haya más descontento con la gente”, concluyó Carrillo Venegas.

 

 

Comentarios

Tipo de Cambio