Playa Hermosa, un año de abandono

Fotos: Enrique Botello
Ezenario lunes, 4 julio, 2022 12:00 PM

El Ayuntamiento impuso una multa de 300 UMAS, pero se recurrió ante el Tribunal Estatal de Justicia Alternativa; Medio Ambiente estatal reconoce no haber hecho nada, mientras que el titular de Conagua no responde a diputados federales la solicitud de reunión. Coepris no tomó muestras durante un mes

Impunidad e indiferencia han sido el común denominador en el actuar de autoridades, a un año de la contaminación y cierre precautorio en Playa Hermosa a causa de los derrames de aguas residuales de la planta de tratamiento El Gallo.

Hasta la fecha ningún funcionario o exfuncionario de la Comisión Estatal de Servicios Públicos de Ensenada (Cespe) ni de la Secretaría para el Manejo, Saneamiento y Protección del Agua (Seproa) ha sido sancionado o imputado por el delito por contaminación estipulado en el artículo 416 del Código Penal Federal.

Dicho artículo señala que se impondrá pena de uno a nueve años de prisión y de 300 a tres mil días de multa al que ilícitamente descargue, deposite, o infiltre, lo autorice u ordene aguas residuales, líquidos químicos  o bioquímicos, desechos o contaminantes en los suelos, subsuelos, aguas marinas, ríos, cuencas, vasos o demás depósitos o corrientes de agua de competencia federal, que cause un riesgo de daño o dañe a los recursos naturales, a la flora, a la fauna, a la calidad del agua, a los ecosistemas o al ambiente.

Al contrario, el extitular de la Seproa, de noviembre del 2021 a principios de junio del 2022, Francisco Alberto Bernal Rodríguez, dejó el cargo para asumir la dirección del Organismo de Cuenca Península de Baja California de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) el pasado 21 de junio.

Al rendir protesta, el nuevo titular del OCPBC expuso que, en el ámbito de sus atribuciones, trabajará para asegurar el abastecimiento de agua como un derecho humano, en cantidad y calidad, sobre todo a las más vulnerables, “vigilar el saneamiento de las aguas residuales poblacionales” e impulsar proyectos fundamentales como los de fomento al reúso del agua y la desalinización del agua de mar, así como coordinarse con los organismos operadores de la región para fomentar su sustentabilidad y viabilidad financiera. Todo desde una visión integral de los recursos hídricos.

Es decir, lo que como funcionario estatal no pudo resolver y toleró, ahora como funcionario federal asegura que vigilará.

Mientras tanto persiste la promesa de autoridades estatales de corregir el funcionamiento de la planta de tratamiento en el mes de julio, a pesar de que desde mediados de mayo el ex director de Cespe, Jaime Alcocer, declaró que ya se había reparado una pieza del clarificador.

Impunidad e indiferencia el actuar de autoridades.

Sanciones e inacciones

El Ayuntamiento de Ensenada informó a ZETA que, al darse el cambio de administración, a finales del 2021, se elaboró una resolución administrativa definitiva con una multa de 300 UMAS, la sanción mayor; sin embargo, la administración estatal interpuso una demanda ante el Tribunal Estatal de Justicia Alternativa (TEJA), misma que se encuentra en curso.

La falta fue el incumplimiento al Artículo 10 del Reglamento para el Control de la Calidad Ambiental del Municipio de Ensenada, Baja California, al dejar correr aguas residuales sin contar con la autorización emitida por parte de la Dirección; es decir, por las descargas de aguas negras (sin tratar) provenientes de la Planta de Tratamiento el Gallo.

En cambio, apenas el 24 de junio del 2022 la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Sustentable de Baja California respondió una solicitud de información: “después de una búsqueda exhaustiva… no se tiene registro alguno de denuncia ingresada en las oficinas de esta secretaría” por la contaminación en Playa Hermosa.

En el mismo oficio de respuesta, la Secretaría de Medio Ambiente reconoce haber declinado una denuncia ante Conagua por descarga de aguas residuales en el Cañón de Doña Petra, “en virtud de que el cuerpo receptor donde se descargan las aguas residuales es de competencia federal”.

Justo el mismo día que se tomó protesta el nuevo director de Conagua en Baja California, el 21 de junio, la diputada federal Lizbeth Mata Lozano envió una misiva al director general de la Conagua, Germán Martínez Santoyo, solicitando un espacio en su agenda para atender funcionarios bajacalifornianos, con el fin de analizar las descargas de aguas residuales que generan contaminación ambiental y de las aguas nacionales. Hasta el cierre de edición no hubo respuesta de la autoridad federal.

Al nuevo director de Cespe, Alonso Centeno, se le cuestionó si hay alguna sanción a la que se haya hecho merecedora la Cespe por el derrame de aguas negras en Playa Hermosa o si Conagua los ha llamado a cuentas.

Dijo que el tema se está tratando con la dependencia federal, ya que evidentemente hay que descargar el agua tratada a ciertos parámetros. El tema es mejorar, por lo que se están revisando proyectos y sosteniendo reuniones de evaluación en el tema de saneamiento.

Después de la comparecencia de los ex titulares de Cespe y Seproa ante diputados de la Comisión de Medio Ambiente, el diputado Diego Echevarría solicitó al director de la paraestatal los resultados de muestreos o dictámenes realizados en mayo, sin que haya tenido respuesta.

 

Verano sin playa pública y un mes sin mediciones

El verano inició el pasado 21 de junio y a la fecha Playa Hermosa, la playa pública más popular en la ciudad, sigue cerrada para uso recreativo de bañistas debido al peligro que representa para la salud de quienes ingresen, al detectarse hasta 24 mil enterococos por cada 100 mililitros, cuando la norma marca menos de 200 enterococos.

Las tres mediciones más recientes se tomaron los días 19, 26 y 30 de mayo. En la zona de mezcla, el día 19 se contabilizaron 183 enterococos; el día 26, 10 enterococos; sin embargo, el día 30 la muestra arrojó más de 24 mil 196. Ya en Playa Hermosa, los niveles arrojaron 20, 10 y 417 enterococos, respectivamente.

Después del último muestreo del día 30 de mayo, la Coepris ya no realizó ninguno, bajo el argumento de permitir que se arreglara la planta.

Para poder determinar que la playa está en condiciones de abrirse -decisión de compete al Comité de Playas Limpias- tres muestreos consecutivos deben arrojar niveles por debajo de la norma.

Coepris programó nuevos muestreos en siete playas del municipio los días 30 de junio, 1, 4, 5, 6  y 7 de julio.

Comentarios

Tipo de Cambio