Borrado

Columnaz lunes, 9 mayo, 2022 12:00 PM

Una de las primeras acciones simbólicas que se generaron dentro de la Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM) de Mexicali, fue la de reconocer con una fotografía a todos los titulares que ha tenido la institución. Sin embargo, unos años quedaron “perdidos” en la historia, mismos que no fueron contados en la pared de la sala de juntas de la Policía Municipal, donde despacha el abogado Pedro Ariel Mendivil. Durante el periodo como alcalde del panista Eugenio Elorduy Walther, entre 1995 y 1998, nombró como director de la Policía Municipal al Capitán Antonio Hermenegildo Carmona Añorve, un duro mando que en el año 2001 fue detenido por elementos de la Procuraduría General de la República (PGR), acusado de brindar protección al Cártel de los Arellano Félix. Tres años después, Carmona fue sentenciado a purgar una pena de 36 años, al confirmarse por un juez del Estado de México, que había a los Arellano Félix, para que realizaran delitos contra la salud. Los señalamientos fueron por delincuencia organizada agravada, y delitos contra la salud en la modalidad de colaboración y fomento de dichas actividades ilícitas. Es evidente, la Policía Municipal de Mexicali no desea recordar un episodio tan negro como ese; pero aunque lo borren de sus paredes, no se ignora que durante el gobierno panista se demostró la confabulación del gobierno para beneficiar a las agrupaciones delictivas.

Comentarios

Tipo de Cambio