Desaparecen 282 Escuelas de Tiempo Completo en BCS

Fotos: Gilberto Santisteban
Edición Impresa martes, 22 marzo, 2022 12:00 PM

En 12 años, este programa recibió 650 millones de pesos en la entidad. Secretaria de Educación acusa que no hubo un buen uso del recurso y por el momento no contemplan sostenerlo con sus propios medios. Mientras tanto, familias como la de Miriam pierden un apoyo social-educativo que marcaba la diferencia en la calidad de vida de sus hijos

A finales de febrero de 2022, el Gobierno de México publicó el acuerdo 05/02/2022 en el Diario Oficial de la Federación (DOF), mediante el cual la Secretaría de Educación Pública (SEP) oficializó las reglas de operación del programa La Escuela Es Nuestra (LEEN), dando pie a la eliminación definitiva del programa de Tiempo Completo. Con ello, 282 instituciones escolares de nivel básico dejaron de operar en esa modalidad en Baja California Sur.

El Programa de Tiempo Completo permitía un horario extendido de entre seis y ocho horas en algunas escuelas, ubicadas principalmente en zonas de marginación. Aunado al servicio educativo, también se brindaba alimentación al alumnado a través de la Cruzada Nacional contra el Hambre y el Programa Nacional para la Prevención del Delito.

Para muchas familias, como la de Miriam Morales Ayala, este programa era crucial, por lo que dio testimonio de cómo ella y sus hijos se han beneficiado de Tiempo Completo.

“Para mí era un beneficio demasiado grande porque soy madre soltera, tengo cuatro hijos. Para mí sí era un gran apoyo. Además de que, por los tiempos y horarios en mi trabajo, yo podía laborar más, estaba segura de que mis hijos estaban en manos de los maestros, aprendiendo más”, dijo.

Su hija mayor acaba de pasar a la secundaria y pudo ser parte del apoyo establecido por medio de esta modalidad educativa, sin embargo, todavía tiene otro hijo que depende de esta asistencia ahora que se reactivaron las clases presenciales.

No sólo era estar en la escuela de 08:00 a 14:30 horas, sino también la asistencia alimentaria que recibían, comparte.

Al ser madre soltera, comenta Miriam, no tiene la posibilidad de darles la dirección educativa que requieren, además de que sabía que sus hijos estaban seguros en la escuela.

“Por lo del alimento, como voy a laborar, no tenía oportunidad de dejarles, a lo mejor sí el lonche de la mañana, pero la comida ya fría. Ellos reciban el apoyo ahí, para ellos y para mí era el apoyo. Les brindaban comida caliente y había mayor espacio para ellos”, mencionó.

En septiembre de 2021, las clases presenciales se reactivaron luego de un año y medio de suspensión por la pandemia. Miriam y otras madres de familia tenían la esperanza de que las escuelas con jornada extendida y apoyo alimentario regresaran, pero ahora les dicen que no y deben buscar otro trabajo para acoplarse a los horarios.

Durante los últimos años, ella ha trabajado en casa para estar con sus hijos más tiempo, ahora tendrá que buscar otro empleo que le ayude a mantener su hogar.

Sus hijos, asegura, son ejemplo de cómo sirve el programa para mejorar el desempeño escolar, pues durante estos años han asistido a una escuela de nueva creación en la colonia La Pitahaya.

“Hay cosas que yo no podía explicarles, ellos reforzaban eso en las escuelas. No solamente eran materias de la escuela, sino que también tenían talleres”, opinó.

 

TIEMPO COMPLETO BENEFICIABA A MÁS DE 30 MIL ALUMNOS

A través del área de Comunicación, la SEP de Baja California Sur aclaró que, si bien el 28 de febrero de 2022 se oficializó la desaparición del programa de Tiempo Completo, en esta entidad federativa dejó de operar desde finales de 2019.

Poco antes de la pandemia por COVID-19, el plan gubernamental quedó inactivo debido a que su recurso comenzó a inyectarse a LEEN, programa promovido por el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

La entidad contaba con 282 Escuelas de Tiempo Completo, que atendían a 33 mil alumnos y alumnas en este esquema de educación especializado.

Desde el inicio de la administración de López Obrador, las manifestaciones de docentes de Tiempo Completo en Baja California Sur evidenciaron los descuidos y atrasos de meses para pagar sus salarios.

En Palacio de Gobierno se reunía el profesorado afectado para reclamar la intervención de autoridades estatales para que la Federación enviara el recurso de sus pagos lo antes posible. En algunas ocasiones, el pago de sus sueldos tardaba hasta cuatro meses en llegar cada vez que iniciaba un nuevo año.

En el mismo periodo, el entonces secretario estatal de Educación, Héctor Jiménez, denunció un recorte superior a 4.6 millones de pesos a Tiempo Completo. Acusó que López Obrador aplicó la reducción de presupuesto para destinarlo a las orquestas de Fundación Azteca del empresario Ricardo Salinas Pliego.

 

NO HAY PLAN B: SECRETARIA DE EDUCACIÓN

Cuestionada sobre la desaparición oficial del programa, Alicia Meza Osuna, titular de la SEP en Baja California Sur, confirmó que no hay opción para suplir esta modalidad educativa en la entidad.

“Este programa se implementó desde 2007, se estuvo desarrollando por varios años y tenemos los resultados educativos de exámenes nacionales. En las escuelas donde se instrumentó este programa no hubo mejores resultados, no hubo impacto en los procesos de enseñanza de los alumnos”, hizo hincapié la funcionaria.

Declaró que se canceló Tiempo Completo, pero la Federación no suspendió el envío de recursos. Aseguró que el presupuesto se aplicó en LEEN por las condiciones en que quedaron los inmuebles escolares después de la pandemia.

Este programa del gobierno de López Obrador otorga presupuesto a cada escuela, para su manejo por parte de un Comité de Padres y Madres de Familia para decidir su aplicación en temas de rehabilitación de las instalaciones.

Meza Osuna explicó que de 2007 a 2019, la Federación erogó 650 millones de pesos por concepto del programa de Tiempo Completo para las 282 escuelas de Baja California Sur, sin embargo, acusa, no hubo un buen uso del recurso.

Según denunció, tal presupuesto fue utilizado por la anterior administración para la compra de despensas, como obra en facturas en están en manos de la SEP estatal. No obstante, al preguntarle si habrá acciones penales y administrativas, la funcionaria evadió la pregunta:

“No hubo un buen uso de ese recurso, después de que se suprimió el programa hubo adquisición, tenemos ahí nosotros la facturación; se utilizó para la compra de despensas y eso no era posible. No hemos hurgado ni investigado tanto sobre eso, sí sabemos que no se utilizó bien el recurso al final del mismo”.

Por último, Alicia Meza confirmó que el Gobierno de México no ha autorizado la reactivación de Tiempo Completo y el Gobierno del Estado no contempla, por el momento, sostener el programa: “Pienso que pudiera nuevamente reinstalarse, pero todavía no tenemos indicaciones para ello”.

MIRIAM Morales, madre soltera afectada por la desaparición del programa

 

OPOSICIÓN PIDE CONSERVAR EL PROGRAMA

En medio de la discusión, el diputado local Rigoberto Mares, pidió desde tribuna en el Congreso de Baja California Sur que las autoridades conserven el Programa de Tiempo Completo con recursos estatales.

Coincidió en que el horario extendido propiciaba que, principalmente las mujeres, pudieran cubrir un horario laboral completo. Ahora las familias, en particular las madres solteras, enfrentan un fuerte golpe a la economía familiar.

El regidor panista calificó la decisión del gobierno de López Obrador como un “crimen y atentado contra los derechos de la niñez”.

En su calidad de presidente de la Comisión de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes en el Congreso del Estado, recalcó que históricamente, las mujeres reciben las cargas de trabajo que implican la crianza y cuidado de los hijos e hijas, así como de adultos mayores y enfermos.

“Como padre de dos niñas y un niño en edad escolar, me sumo a esas expresiones de rechazo a esta medida y respaldo las manifestaciones de múltiples asociaciones civiles, grupos de padres de familia y de maestros, pues no hay justificación ni argumento válido para una decisión que se estima que afectará a 3.6 millones de niñas, niños y adolescentes, así como a padres de familia y docentes de más de 27 mil escuelas aproximadamente”, expresó.

Asimismo, acusa que existe falta de sensibilidad por parte del Gobierno Federal, ya que, desde su perspectiva, no tiene sentido eliminar un programa que por muchos años ha mostrado su efectividad en materia educativa y de asistencia alimentaria, mientras madres y padres salen a buscar el sustento diario.

Comentarios

Tipo de Cambio