A un año de inicio de vacunación, personas siguen sin certificados

Foto: Jorge Dueñes
Destacados sábado, 19 febrero, 2022 10:00 AM

 

“Si la gente hubiera llenado sus papeletas sin inventar datos, si el Gobierno del Estado no hubiera sacado otra página o no hubiera estorbado el proceso de trabajo de los Servidores de la Nación, no hubiéramos tenido problemas; los tuvimos por esas circunstancias y lo solucionamos como pudimos, ya ahorita las demandas son muy pocas”, dijo Alejandro Ruiz Uribe respecto a certificados de vacunación

 

 

 

Manuel, de 60 años, se vacunó en marzo de 2021 y, a casi un año de recibir su primera dosis, no ha podido obtener su certificado de vacunación, mientras que autoridades federales insisten en que es culpa de la gente que no sabe llenar los documentos.

“Me vacunaron en marzo, cerca de mi cumpleaños, en Rosarito, mi hija me llevó y llenó los documentos que pedían, yo sólo llevé mi (credencial) INE. La verdad no había pensado en el certificado, hasta que vi en las noticias que lo iban a pedir para entrar a lugares, pero cuando mi hija revisó, seguía sin aparecer mi papel”, compartió el ciudadano, de oficio albañil.

Como Manuel, gran parte de la población que no ha podido obtener su certificado de vacunación, ya que a quienes no les aparece su Clave Única de Registro de Población (CURP) en la página www.cvcovid.salud.gob.mx, este viene con errores, desde el nombre mal escrito, la vacuna incorrecta o fechas cambiadas.

Asimismo, quienes han solicitado una aclaración, deben esperar meses para recibir una respuesta, o bien, el certificado en sí, sin oportunidad de hablar con algún encargado de manera directa, pues todo se comenzó a manejar de manera digital.

“Yo me vacuné desde el primer día que abrieron la vacunación a mayores de 18 años -junio de 2021-, me pusieron la Johnson, para septiembre, la mayoría de mis amigos ya tenía su certificado y a mí no me aparecía ni CURP, y lo necesitaba porque iba a viajar”, expresó por su parte Elizabeth, de 38 años.

 

ESCRIBIERON MAL SUS DATOS: RUIZ URIBE

Alejandro Ruiz Uribe, delegado único del Gobierno Federal en Baja California, admite un rezago en cuanto a la impresión de certificados, sin embargo, lo atribuye a que las personas no registraron bien sus datos.

Desde 2021, el funcionario señaló que, al momento de registrarse en la plataforma, los usuarios ingresaban datos falsos, como nombre completo o número de teléfono (aunque este último no viene en el certificado de vacunación), o bien, las mismas personas que se registraban, escribían mal su información.

Sin mencionar a quienes no se registraban y debían hacerlo los Servidores de la Nación presentes en las jornadas de vacunación.

“Implementamos un operativo donde destinamos a mayor Servidores de la Nación en Tijuana y Mexicali, y abatimos completamente el rezago que teníamos. Después vino la vacunación a otros rangos de edad y los refuerzos, la gente ya ha estado subiendo sus datos correctamente, todavía hay gente que se le atora y la auxiliamos, pero ya son mucho menos. La razón principal es que la gente tenía que hacer un pre registro, meterse a la página Mi Vacuna (www.mivacuna.salud.gob.mx), imprimirlo y terminar el registro poniendo el nombre, fecha y hora de la vacuna. Después, esos datos que se llenaban ahí, nosotros los llenábamos en oficinas, pero mucha gente llegó sin el formato correspondiente”, detalló a ZETA Ruiz Uribe.

 

OBSTRUCCIÓN DEL ESTADO

Por otro lado, el funcionario federal acusó a la Secretaría de Salud, entonces encabezada por Alonso Pérez Rico, de obstruir el trabajo de los Servidores de la Nación, al no dejarlos registrar a la población con el fin de lograr récords de vacunados en el menor tiempo posible, además de crear su propia plataforma de registro, lo que generó confusión en la gente y, por ende, retrasó la entrega de certificados.

Cabe recordar que cuando recién salió la plataforma federal para el registro, la Secretaría de Salud en el Estado lanzó la propia, con más campos de información que llenar, como comorbilidades, enfermedades respiratorias previas, municipio, alguna discapacidad y Código Postal. Información utilizada para crear un censo local, de acuerdo con declaraciones de Pérez Rico.

“El Gobierno del Estado decidió sacar otra página y difundirla profusamente, a pesar de que les pedimos muchas veces que tumbaran esa página porque no tenía sentido que existiera, porque nada más confundía a la gente y ahí la gente no se iba a poder certificar, entonces la gente se registraba en la página del Gobierno del Estado, pensando que la página les servía para todo, y no era así”, recordó Alejandro Ruiz Uribe.

“Otro problema que tuvimos, es que la gente ponía datos falsos, creía que no era importante poner su número de teléfono o su CURP correcta, porque se le iba a estar molestando o llamando, no sé qué es lo que pensaban, fue una cantidad impresionante de personas”, afirmó.

Sin embargo, tanto Manuel como Elizabeth no cometieron ese tipo de errores, el primero le pidió a su hija de 30 años y profesionista, que le llenara el formato, precisamente porque él no sabe usar una computadora; y la segunda, empleada en bienes raíces, tuvo que ir directamente a las oficinas de la delegación del Bienestar.

“Me fijé muy bien en todos los datos porque no quería estar dando vueltas, y, aun así, tuve que ir directamente a las oficinas en Zona Río en noviembre (2021) porque mi certificado seguía sin aparecer, estuve cuatro horas esperando la atención, porque quería estar lista para cuando abrieran la frontera. Al final el trámite fue rápido, pero estoy segura que no puse información falsa ni cometí errores al llenar el formato, ahí mismo me lo hubieran dicho”, dijo Elizabeth.

 

 

BASE DE DATOS SATURADA Y POCO PERSONAL

A nivel nacional hubo una saturación de la base de datos de la plataforma, otra de las razones principales del retraso en la certificación, aunque Alejandro Ruiz Uribe reconoce que sí hubo Servidores de la Nación que no llenaron bien los formatos.

“Lo digo sinceramente, eran los menos, y también fue producto de que llegaban en un día 60 mil personas a vacunarse sin haber llenado previamente nada, imaginen el trabajo de los Servidores de la Nación, cómo les quedaban los dedos después de llenar las papeletas que la gente no había llenado; la verdad es que hicieron un trabajo heroico”, aseveró.

Asimismo, mencionó a este Semanario que cuando recién inició la vacunación en Baja California, en febrero de 2021, no tenían contemplado disponer de Servidores de la Nación para hacer el registro, pues esperaban que toda la población lo hiciera a través de la plataforma digital.

Al ver la cantidad de gente que no contaba con pre registro, se destinaron 30 Servidores de la Nación en Tijuana, 20 en Mexicali, 15 en Ensenada y cinco en los municipios pequeños, de acuerdo con información de la Delegación del Bienestar federal, es decir, 80 empleados federales para 3 millones 400 mil personas, sin contar a los menores de edad.

“Hubo agresiones directas por parte del secretario de Salud -Alonso Pérez Rico- hacia los Servidores de la Nación, que dejaba pasar a personas sin llenar el registro, ese fue otro de los problemas, porque querían romper récord de vacunaciones diarias y, siendo ellos los causantes del problema, les importaba muy poco. Hubo situaciones muy complicadas, incluso de agresión verbal”, compartió el funcionario federal.

 

YA NO HAY REZAGO

A pesar de las quejas, el delegado único federal informó que ya no hay rezago en cuanto a la entrega de certificados, pues de atender 600 solicitudes diariamente, ahora son 12 a la semana, “a lo mucho”.

La misma dependencia informó que se han capturado 2 millones 841 mil 152 registros de vacunas, de primeras, segundas dosis y dosis únicas.

“Desde hace cinco semanas, por las cargas de trabajo de los operativos integrales de Bienestar se han capturado a un menor ritmo las primeras y segundas dosis de rezagados, en todos los rangos de edad, tomando en cuenta que por ser AstraZeneca, el periodo de aplicación para segundas dosis es mayor”, expuso.

Información enviada a ZETA refiere que el refuerzo de vacunas es de 478 mil 139 a la población en general, más 38 mil 643 del personal educativo y 19 mil 905 del sector salud.

Sin embargo, Ruiz Uribe admitió que las personas que a la fecha siguen teniendo problemas para obtener su certificado por datos erróneos, deberán esperar mínimo tres meses para lograr la corrección, pues dicho problema existe en todo el país.

Además, quienes ya se hayan puesto el refuerzo deberán esperar varias semanas antes de que quede registrado en la plataforma y puedan imprimirlo, pues aunque “no hay rezago”, son miles las personas que se la han aplicado.

“Lo importante es el primer certificado, sólo que puede haber países que pidan la tercera dosis, por eso se certifican aparte. Es lo mismo, nomás se llenan los datos de la tercera dosis, se tramita por Mi Vacuna y sale, pero hemos tenido muy pocos problemas porque la gente ya entendió. El Gobierno del Estado ya bajó la aplicación que había subido y eso facilitó muchísimo las cosas”, finalizó el delegado.

Mientras tanto, Manuel deberá acudir a las oficinas del Bienestar o hablar directamente con Ruiz Uribe para obtener su certificación, pues, aunque ha enviado solicitud para que verifiquen su situación, a casi un año de recibir a primera vacuna contra el virus SARS-CoV-2, no ha obtenido respuesta.

 

Comentarios

Tipo de Cambio