“Tenemos objetivos prioritarios en Los Cabos”

Fotos: Archivo
Edición Impresa and martes, 14 diciembre, 2021 12:00 PM

El procurador estatal de Baja California, Daniel de la Rosa Anaya,

confió en entrevista que la mayoría de los indicadores de violencia

van a la baja, “salvo el de violación, el de violencia familiar y de

extorsión, bajó, pero alrededor de 16 por ciento”. De los grupos del

crimen organizado, comentó que la violencia de años anteriores se

debió a la escisión en el Cártel de Sinaloa entre Los Dámaso y Los

Menores. Justo estos últimos, identificados como los hijos de

Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, son cabecillas de los objetivos

prioritarios, aunque también convergen del Cártel Jalisco Nueva

y de Los Independientes

Daniel de la Rosa Anaya, procurador general de Justicia del Estado de Baja California Sur, refiere que son tres las estructuras criminales que delinquen en esta entidad: en mayor medida, Los Menores del Cártel de Sinaloa, como se conoce a los hijos de Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, preso en los Estados Unidos. Pero también han detectado la presencia del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y de narcomenudistas que se dicen independientes.

La estrategia de investigación para la integración de carpetas y la judicialización de los casos, ha sido el principal factor para la disminución de los delitos, asegura el funcionario. En todos los ámbitos criminales presume una reducción que está publicada en las páginas de Seguridad nacional, local y en organismos como Cómo Vamos BCS.

De la Rosa reconoce que ha habido un cambio con el gobernador Víctor Castro Cosío, quien al haber estado dos años en la Mesa de Seguridad, conoce la situación y le ha dado todo el respaldo a la procuraduría. Aunque acepta, el mandatario estatal surgido de Morena, no sigue la política nacional de “Abrazos, no balazos” en Sudcalifornia.

A continuación, la entrevista que el procurador Daniel de la Rosa Anaya concedió a ZETA:

— Qué es lo que pasa, que hay tanta inseguridad en Baja California Sur.

“Han ido bajando mucho los indicadores, esos ya los tienen, a nivel nacional ahí están. Realmente somos de los de menor incidencia delictiva a nivel nacional, como entidad federativa se ubica en sexto lugar con menor incidencia. Básicamente lo que genera la mayor incidencia en Baja California Sur, es prácticamente violencia. Los delitos de familia, de violencia doméstica, aquí es alrededor del 22 al 25 por ciento de la incidencia total. El total de denuncias que recibimos, es ese tipo de delitos. Incumplimiento de obligaciones de asistencia familiar, violencia doméstica, violencia familiar, violaciones, abuso sexual, lesiones en razón de parentesco”.

— Violaciones y abuso sexual son los que están más altos en esa incidencia.

“Ajá, sobre todo por el tema de Los Cabos, siempre es más recurrente, ahí es alrededor del 25 por ciento. El otro 44 por ciento son los robos en sus diversas modalidades, y aquí el delito de impacto ya bajó mucho, estamos hablando que de haber, por ejemplo en octubre, 788 víctimas de homicidio doloso en Los Cabos en 2017, a nivel estatal fueron casi mil 188 en total, y por ejemplo, de 2018 para acá, ha sido muy bajo el indicador. En 2021 llevamos 47”.

— Sabemos que siempre hay reacomodos, en el sexenio pasado bajó la incidencia, ¿hubo un repunte con el reciente cambio de gobierno?

“No, porque realmente incidente de alto impacto, del 10 de septiembre que inició la nueva administración, nada más traemos uno que ocurrió en la colonia El Esterito, en La Paz, que fue con arma de fuego corta. Fue un tema de narcomenudeo ahí, es el único que traemos y está muy avanzado, ya los demás están resueltos. Ha habido pocos homicidios, por ejemplo, en octubre tuvimos uno solo, que fue feminicidio, un feminicidio de Los Cabos, de Nayeli, que era una empresaria que fue más por índole laboral. En noviembre traemos alrededor de cuatro casos, la mayoría han sido de riñas, uno fue de robos y otro pasional”.

— ¿Y los secuestros?

“En secuestros hemos tenido cuatro, pero nada más de rescate es uno, que es este reciente, del americano, que era una banda externa, foránea, de acá de Sinaloa, de allá generaron todo. Ya están detenidos, vinculados a proceso. Los otros tres restantes son de secuestro, pero son de esos de lo que antes conocíamos para causar daño, o sea, el levantón, por un tema de situaciones de deuda de droga, temas de esa naturaleza. O hay inclusive uno de tema pasional, que es uno de los secuestros. Esos tres, entonces, no son tanto de rescate, los judicializamos así porque antes no se judicializaba por secuestro aquí en el Estado, prácticamente era nulo y no era que no aconteciera, sino que se iban como privaciones ilegales de la libertad, antes que se podía y que lo tipificaba únicamente el Código Penal. “La Ley General de Prevención, Erradicación y Sanción de Secuestro, que es federal, pues ya es de 2018 para acá, que también fue la Ley de Desaparición del 18 para acá. De ahí se empiezan a establecer las modalidades, ya no nomás es el que pide el rescate, pues, como el secuestro que conocemos. Ahora ya hay modalidades de privación, que es para causar daño. Ahorita también secuestro exprés es uno, el del cajero, que lo obligan a ir al cajero y lo están privando de la libertad ya para obtener una cantidad determinada de dinero y se da el secuestro exprés. O inclusive está el que se da como robo con violencia, también hemos judicializado eso”.

— ¿En qué periodo se dieron los secuestros?

“Estos cuatro, estamos hablando que son los que van en el transcurso del año, de enero a noviembre”.

— ¿Y hubo diferencias de estas cifras con el año anterior, por esto que ahora se tipifica la privación?

“Sí, porque estos inclusive obedecen al grupo delictivo cuando es un tema que conocemos como levantón. El año pasado terminamos arriba del 66 por ciento de judicialización en homicidio doloso, cuando a nivel nacional incluso hay entidades federativas que ni siquiera traen el 10 por ciento judicializado. Entonces, por eso se abate mucho la comisión de delito doloso, y luego lo quieren ver por otro tipo de delitos como el de privación, entonces, por eso se le judicializa con un delito pues grave, de esa naturaleza, que es secuestro, y eso inhibe mucho en la actuación o actividad criminal ese tipo de delitos.

“El año pasado tuvimos también cinco, fueron en todo el año, y los cinco están totalmente en prisión preventiva, resueltos, ya inclusive dos con condena, de esos. Tres en condena, y este año así vamos”.

— ¿Y en el caso las fosas?

“Recordarán que en 2016 se localizaron unas en San José del Cabo, precisamente en esa zona, cuando se estaba generando toda la pugna de esas células. Algunas de estas corresponden -ya los peritos nos dijeron- de dos a tres años en ese lugar, entonces, corresponden a hechos inclusive de esa naturaleza”.

— La que encontraron hace unos días, es desde 2016.

“Ajá, exactamente. El hallazgo es de prácticamente dos semanas para acá, pero de acuerdo a las pruebas periciales, son osamentas, corresponde a ellos determinar el tiempo que tiene de muerte la persona y la estimación es de dos a tres años, inclusive hay unos de cuatro a cinco”.

— ¿Hubo algún aumento en cuanto a robos?

“No, al contrario. En violencia familiar, aun con lo que se presenta ese 22 a 25 por ciento de la incidencia total, ahorita hemos recibido en el Estado alrededor de quince mil denuncias de enero a noviembre. De esas quince mil denuncias, es ese 25 por ciento de violencia doméstica, pero a nivel nacional, somos el séptimo lugar con menor incidencia en violencia familiar. Ahí está la publicación en la página del Sistema Nacional, y ahí se obtienen los datos por Estado.

“En feminicidio, también andamos en el octavo, es de los más bajos. Traemos un porcentaje de resolución del 87% en feminicidios, prácticamente todos los casos que lamentablemente se han presentado, ya están en prisión preventiva los responsables”.

— ¿Cuántos casos han sido este año?

“Traemos cinco casos. El año pasado también traíamos cinco casos, en 2019 traíamos tres. Realmente en la investigación inicial, únicamente traemos dos privaciones de vida de una mujer víctima. Entonces, sí se ha venido resolviendo la mayoría.

“En robos, en 2016 se robaban más de mil 800 vehículos en el año; el año pasado terminamos con 760, estamos hablando del 62 por ciento de disminución de ese ilícito, y los que van este año, son 368 vehículos robados, es decir, todavía va a haber una disminución muy importante, y eso se debe a que trabajamos no solamente sobre las carpetas. Es sobre objetivos prioritarios, es decir, una persona determinada robó quince o diez vehículos, se referencia, se identifica la forma de operación o si se trata de una banda, y se judicializan los casos. Eso permite que vaya bajando, reduciéndose la incidencia.

“En robo a casa habitación, todavía en 2019 traíamos más de 2 mil 800 denuncias, el año pasado, que pudiéramos decir ah, porque fue con motivo de la pandemia, que todo mundo estuvo en su casa, sí se fue a prácticamente mil 046, pero este año ya la gente anda trabajando y en los espacios públicos, llevamos 700 denuncias de robo a casa habitación hasta noviembre.

“Robo a negocio también ha tenido una disminución muy importante, alrededor del 36 por ciento en este año, en los prácticamente once meses del año. Todos los indicadores los traemos en reducción, salvo el de violación, el de violencia familiar y de extorsión, bajó, pero alrededor de 16 por ciento con relación a años anteriores. Extorsión aquí no es cobro de piso, es tema de engaño telefónico, que les hablan de centros de reinserción social, particularmente de Tamaulipas y Jalisco, que es lo que se reciben más aquí y son las denuncias que se presentan”.

— Hablando del cobro de piso, ¿cómo están las estructuras de los cárteles de la droga en Baja California Sur? ¿Cuáles son los cárteles que ahí convergen?

“Tenemos identificado dentro de las estructuras criminales, que todos los días se trabaja, se analizan y generan producto de inteligencia, aquí es el grupo delictivo de Sinaloa, de Los Menores, que les llaman. Cuando se dio la situación de 2017 hasta diciembre de años anteriores, lo que fue el 16, el 15, fue la escisión que hubo de Los Dámaso con Los Menores, o con el grupo delictivo de Sinaloa. Por lo regular aquí es ese grupo delictivo, son los que hemos detenido de Los Cabos, los que se han venido generando en detenciones en La Paz o en el Norte del Estado”.

— ¿Tienen lista de objetivos prioritarios pendientes?

“Sí, hay algunos que, porque como esto es constante o igual como ya cambian aquí en otras caras nuevas más jóvenes, inclusive recién llegados de allá de la sierra de Sinaloa, muchos de ellos no tienen mucha información en cuanto a su identidad, algunos a veces nada más tienen su credencial de identificación, pero no tienen licencias, no tienen otro tipo de identificación porque vienen de esas regiones del país. Son los que vienen y operan aquí, y ya las labores de Inteligencia aquí afortunadamente nos han permitido ir identificando a esas personas y se les ha venido obteniendo mandamientos judiciales.

“Aquí en el Estado afortunadamente se ha cuidado mucho el tema de los derechos fundamentales de las personas, porque no lo decimos nosotros, se puede consultar en México Evalúa, evaluaciones de México Unido contra la Impunidad o propiamente de la página de Inegi (Instituto Nacional de Estadística y Geografía), donde vienen los parámetros de medición, de si son judicializaciones derivadas o expedientes turnados al juez, derivados de detenciones en flagrancia o de investigación. Ahí hay una muy interesante donde se mide la impunidad y esta parte de la judicialización, en la página de México Evalúa. Ahí se determina que el 96 por ciento de lo que ejercitamos acción penal ante los diversos jueces de la entidad, es de investigación, es decir, vamos con un mandamiento judicial, lo cumplimentamos y lo ponemos a disposición de la autoridad judicial pertinente. Y el 4 por ciento restante, únicamente son de flagrancia”.

— ¿Quiénes son los objetivos prioritarios?

“Tenemos objetivos prioritarios en Los Cabos, tanto en San José del Cabo, como en Cabo San Lucas. De hecho, la semana pasada se acaba de detener a uno de ellos en Sonora, no puedo dar muchos datos, porque se le cumplimentó el mandamiento judicial el viernes, se llevó a cabo su audiencia y se le va a resolver su situación jurídica por parte del juez en la audiencia inicial el jueves. Entonces, ya una vez que esté vinculado a proceso, damos toda la información pertinente.

“Ahorita acabamos de cumplimentar mandamiento al responsable del feminicidio de la semana pasada, que ya está en prisión preventiva esta persona, también la vinculación a proceso es el día de mañana. Igual, ya podríamos hablar de objetivos prioritarios que tengamos de La Paz, Comondú, allá en la Zona Norte Mulegé -que comprende todo Guerrero Negro, Santa Rosalía, Vizcaíno, Mulegé Pueblo, etcétera-, o de la zona de Loreto, que es más tranquilo ahí el municipio”.

— Y todos los objetivos prioritarios son del Cártel de Sinaloa.  

“Bueno, hay también algunos grupos que se denominan independientes y algunos grupos de trasiego, sobre todo en Los Cabos, de Jalisco Nueva Generación, que traemos en menor medida, porque esos son más de trasiego. Los que operan el narcomenudeo aquí en Los Cabos, los que se han venido judicializando más, los que generan ese tipo de delitos. Todo lo que tuviera alguna operación criminal aquí en el Estado, se tiene muy identificado, ya sea que sean de esos dos grupos que comentamos o independientes, porque también se dan algunos que empiezan a comprar droga y vender aquí, pero no pertenecen a algún grupo en lo particular. Así se les llama, independientes”.

— ¿Ha habido un cambio en la estrategia de seguridad con el nuevo gobernador?

“Sí, ha habido sobre todo mucho apoyo y la voluntad política también, hay que reconocerlo, sobre todo, del señor gobernador de continuar consolidando la estrategia, y no nada más en esos delitos, sino los delitos sensibles, muy sensibles como desaparición de personas, o hay un programa ya especial que trae de atención con base a la misma información de la georreferenciación delictiva de la Procuraduría de Justicia. Él, pues de hecho ya anunció un programa que le denomina Tu Bienestar Nos Une, pero es un programa de prevención social de delito, donde está enfocándose con mucha atingencia, creo yo, porque es casi el 25 por ciento que les hablo de violencia doméstica, de agresiones sexuales. De delitos, pues, que laceran a la mujer como víctimas.

“Hay cinco colonias o comunidades, por ejemplo, de San José del Cabo, las cinco de Cabo San Lucas, las cinco de La Paz, las cinco en Ciudad Constitución, en Comondú, en lo general del municipio, las cinco de Loreto y las cinco de Mulegé, hablando de los municipios. Ahí se tienen muy identificados, pues, los mapas donde se observan… no nada más los mapas de calor, sino la georreferenciación por calle, el número de denuncias que tienen de ese domicilio, la víctima recurrente o el agresor, que también es reiterado o incidente. Se está trabajando sobre ese tipo de información, y es como lo que ha venido funcionando en los sistemas de alto impacto, que anteriormente pasaba aquí, que mientras no se les aplicara la Ley, eran grupitos de personas que estaban cometiendo ese tipo de delitos, el homicidio”.

— Este apoyo y este cambio que provienen del gobernador Víctor Castro Cosío, que de hecho es el primero de Morena en Baja California Sur, quieren decir que no está ejerciendo la política de “Abrazos, no balazos”. 

“No, la verdad es que el señor gobernador, lo reitero, ha habido una voluntad muy decidida y ya expresada por él, y aquí lo mejor de todo es que, como a él le tocó como delegado de Bienestar ser parte de la Mesa de Seguridad prácticamente por dos años que estuvo ahí con nosotros como integrante, como representante del Gobierno de la República, a él le tocó prácticamente todo el proceso de lo que se vino trabajando ya en la reducción, porque lo álgido fue a inicios del 17 e inicios del 18, que es cuando llegan.

“En ese sentido, él conoce bien toda la estrategia que se ha venido implementando, y lo destaco aquí porque ha habido una excelente coordinación con las instancias del Gobierno de la República, la verdad que aquí tanto la Secretaría de Marina -que es la coordinadora acá, así como allá en el Norte es la Sedena o el Ejército, aquí es la Secretaría de Marina-, ha habido un excelente apoyo y colaboración con todas las instancias, tanto la Marina, Armada de México, como la Secretaría de la Defensa, igual de Guardia Nacional, excelente la colaboración y relación, y todas las instancias municipales y estatales. Eso permite un trabajo conjunto, y, sobre todo, las dos de procuración de justicia o de investigación, que es FGR y la procuraduría estatal aquí”.

— En el tema las desapariciones, ¿hay más denuncias, menos denuncias? Cómo está trabajando con los colectivos.

“Consolidamos la Fiscalía en Materia de Desaparición de Personas, porque ahí se trabaja muy pues de la mano, muy coordinado, con los diversos colectivos. En cada uno de los municipios hay un colectivo, y se está atendiendo inclusive por municipio. El tema de la desaparición ha venido reduciéndose, así como aconteció en el homicidio, pues también en las denuncias de desaparición. Aquí lo que tenemos mucho de localización, de que se van por algunos días o a veces por unas horas algunas de las jóvenes o alguna ausencia transitorio, y ahí tenemos del total de denuncias que recibimos. Aproximadamente el 65 por ciento se localizan, son de este tipo de denuncias”.

— ¿Las desapariciones también bajaron?

“Sí, estamos hablando que de las denuncias que se habían presentado en 2017 y 2018, que fueron los años con mayor número de denuncias, prácticamente bajaron en un 60% el porcentaje de denuncias que se han venido presentando”.

— Y en el tema de robos, el robo con violencia, ¿también se ha ido a la baja?

“Aquí lo que tenemos prácticamente, que se da en robo a negocio, cuando se da con violencia es un porcentaje importante. A diferencia del 18 y del 19, que teníamos una mayor incidencia porque andaban libres los que se dedicaban a este tipo de delitos, se hizo un gran esfuerzo de judicialización, de investigación inicial en primera instancia, y hoy el tema de robo con violencia aquí en el Estado se ha venido reduciendo. Tenemos una reducción de alrededor del 40 por ciento, 42 por ciento de ese delito.

“El que sí se había generado un incremento el año pasado, es el de transeúnte o en la vía pública, ahí este año, de lo que se había presentado de incremento, sí hubo un incremento importante, sobre todo que aquí no se llevaba como en otras entidades federativas, el desglose del tipo de robo. Se establecían estadísticas en robo genérico, pero ya se empezó a desglosar desde el 18 tanto el robo a negocio, robo a casa-habitación, robo a transeúnte, robo a transporte, robo de vehículo, etcétera. Esos indicadores han permitido una evaluación más acertada, más veraz, y estamos hablando que este año traemos una reducción del 36 por ciento en robo a transeúntes o en espacio público.

“Si lo cruzamos o cotejamos con la percepción de los ciudadanos, este es el diagnóstico delictivo social; pero si lo cruzamos con la percepción, ahí está la última encuesta de Inegi en materia de Percepción y Seguridad: las dos principales ciudades de aquí de Baja California Sur, son de las primeras cinco de más seguridad en el país. Obviamente nos ganan regiones como San Pedro Garza García en Nuevo León, Mérida, pero prácticamente ahí estamos. Ha estado oscilando entre el segundo lugar Los Cabos en julio, pero ahora, la última publicación de septiembre, queda dentro de los primeros cinco, y el porcentaje de personas que se sienten inseguras es por debajo del 30%. Ahí están las publicaciones en promedio, de las dos ciudades varían, cuando la media nacional es muy alta. Esos son reflejos de los incidentes delictivos que se han venido generando en el año, que han sido a la baja”.

Muchas gracias.

Comentarios

Tipo de Cambio