Política de abrazos no balazos es ‘sinónimo del uso de inteligencia’, afirma titular de SSPC

Foto: Cuartoscuro
Destacados martes, 30 noviembre, 2021 8:47 PM

Rosa Icela Rodríguez Velázquez, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), aseguró que la política de “abrazos, no balazos”, es sinónimo del uso de la inteligencia, ya que en el Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador realiza operativos contra el crimen organizado de manera estratégica.

“Los operativos contra el crimen organizado se realizan de manera estratégica, hemos dejado atrás las incisiones reactivas, este Gobierno no afecta a la población civil, las fuerzas de seguridad no se usan contra el pueblo. La política de abrazos no balazos es sinónimo del uso de la inteligencia. Abrazos no balazos nos ha permitido que no haya más decesos de personas inocentes”, dijo la funcionaria federal.

Rodríguez Velázquez afirmó que no se usará la lucha contra el crimen contra el pueblo, ni se caerá en el “imperdonable” error de culpar a las víctimas de su propia muerte. Por otra parte, la titular de la SSPC resaltó la detención en los últimos tres años de 2 mil 553 presuntos criminales, por delitos relacionados con la delincuencia organizada.

La titular de la SSPC explicó que de dicha cifra, 879 son objetivos criminales generadores de violencia, pertenecientes a organizaciones delincuenciales, como: el Cártel de Sinaloa; Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), Cártel del Golfo, Cártel de Santa Rosa de Lima, Guerreros Unidos, Los Rojos y Los Viagras.

la funcionaria federal detalló que en el marco de la reformulación de la estrategia antidrogas, no sólo se persigue a los objetivos criminales generadores de violencia, sino también se afecta su estructura delincuencial, mediante la incautación de sus bienes y recursos.

Rodríguez Velásquez agregó que la la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) bloqueó 44 mil 603 cuentas bancarias vinculadas con el crimen organizado y aseguró 13 mil 638 millones de pesos. “Porque al crimen organizado no sólo se enfrenta con operativos, sino donde más les duele: en su cartera”, puntualizó.

Durante su comparecencia ante la Comisión de Seguridad de la Cámara Diputados del Congreso de la Unión, Rodríguez Velázquez respondió los cuestionamientos de los legisladores de oposición, e insistió en que la política de abrazos y no balazos tampoco significa que se quedarán de brazos cruzados.

“Hemos decidido estar del lado correcto, del lado de los mexicanos, y pintar la raya frente al crimen. Tengan la certeza que de mi parte y mi equipo cercano no hay ni habrá pactos abominables con el crimen organizado, ni actos fuera de la ley, y si algún servidor público traiciona este compromiso con la nación, desde ahora le digo que tendrá que enfrentar la justicia, porque no vamos a encubrir a nadie”, agregó la funcionaria federal.

Asimismo, destacó que como primera fémina al frente la SSPC del Gobierno Federal le han dado mucha prioridad a la prevención y la atención a los delitos en contra de las mujeres, de manera en que la población integrante de dicho género “tengan ese derecho a una vida libre de violencia”.

Según datos de la propia SSPC Federal, del 1 de diciembre de 2018 al 28 de noviembre de 2021, en lo que va de la actual Administración del presidente López Obrador, las fiscalías estatales y federal han registrado 106 mil 532 homicidios dolosos en México.

SE BURLARON DE ‘ABRAZOS, NO BALAZOS’; PERO LES VAMOS A DEMOSTRAR QUE ES MÁS EFICAZ, AFIRMA AMLO

El pasado 30 de julio, el presidente López Obrador defendió su estrategia de “abrazos, no balazos” para combatir a la delincuencia, ya que consideró que la misma -que lanzó por primera vez el 23 de octubre del 2016, en El Fuerte, Sinaloa, durante una gira como precandidato a la Presidencia de la República- es más eficaz apoyar que disparar.

“Nosotros tenemos una concepción distinta, cuando dije: ‘abrazos, no balazos’, hasta se burlaron y todavía, pero les vamos a demostrar que es más eficaz, más humano, enfrentar el problema de la inseguridad atendiendo a las causas que originan la violencia, es un desafío, es un reto, pero vamos a lograr salir adelante”, dijo el mandatario nacional.

“Llevamos tiempo y se está consolidando todo ese plan para el bienestar de la gente, que los jóvenes tengan opciones, que no los enganchen, que no formen parte del ejército de reserva para la delincuencia”, declaró el político tabasqueño, durante su conferencia de prensa matutina.

En Culiacán, Sinaloa -donde iniciará su gira de fin de semana-, el titular del Poder Ejecutivo Federal afirmó dijo que, debido a lo anterior, el Gobierno Federal ha invertido en programas del Bienestar para que los jóvenes tengan opciones de trabajo.

“Para que se tenga una idea de cómo la estrategia nuestra es distinta, no se puede enfrentar la violencia con la violencia, no se puede y no funciona y no es humano enfrentar el mal con el mal, el mal hay que enfrentarlo haciendo el bien”, reiteró López Obrador.

Asimismo, el presidente presumió los apoyos que se entregan en el municipio de Badiraguato, donde, por ejemplo, opera la Universidad Benito Juárez, esquema que impulsa su Gobierno. “Se está invirtiendo como nunca se había hecho”, insistió el mandatario nacional.

Además, el político tabasqueño consideró que su estrategia no gusta a los conservadores, quienes, según él, tienen una mentalidad autoritaria. “No les cuadra, no les gusta, porque apuestan mucho al ojo por ojo y diente por diente, a que nos quedemos tuertos todos y chimuelos”, dijo.

‘ABRAZOS, NO BALAZOS, AUNQUE SE BURLEN’, DICE AMLO

El pasado 6 de julio, cuestionado respecto a la violencia criminal en Aguililla, Michoacán, el presidente López Obrador insistió en la defensa de su estrategia de “abrazos, no balazos”, porque su Gobierno no quiere confrontación y pérdida de vidas humanas.

“Conozco El Aguaje, Aguililla, toda esa región y el pueblo de Michoacán y es un pueblo bueno, un pueblo trabajador, entonces que no se dejen llevar, que no los enganchen, porque hay dos o tres grupos. Entonces, quieren apoderarse de territorios y provocar confrontación y pérdida de vidas humanas”, dijo el mandatario nacional.

“Y nosotros no queremos eso, no queremos que nadie pierda la vida y aquí incluyo a todos, no quiero que pierdan la vida quienes están en las bandas delictivas, no quiero que pierda la vida nadie, no estoy de acuerdo con la vía violenta, soy pacifista, aunque se burlen, porque tengo una razón de fondo, aunque se burlen, voy a seguir diciendo, abrazos, no balazos”, indicó, durante su conferencia de prensa matutina.

“El Estado tiene como función básica garantizar la paz y la tranquilidad, no vamos a dejar como antes el que garanticen la paz los grupos de autodefensa, eso no, eso fue un grave error que causó muchas vidas, eso ya no se acepta y estamos buscando el diálogo”, insistió López Obrador.

“Y están muy interesados nuestros adversarios, mucho muy interesados en la provocación, en que caigamos en la trampa de la provocación, de la violencia, porque quisieran mancharnos, quisieran poder decir ‘es lo mismo de antes’. No, yo no soy [Enrique] Peña [Nieto], ni soy Felipe Calderón [Hinojosa]”, comentó el político tabasqueño.

“Lleva casi la mitad de su Gobierno y sigue todavía culpando a otros ex presidentes por lo que usted no ha podido hacer, así que mi pregunta es si usted cree que su estrategia de abrazos y no balazos ha sido un verdadero fracaso. Están los muertos, están todos ahí. Y si va a pedir ayuda, porque hasta el momento no se ha podido”, cuestionó el periodista Jorge Ramos Ávalos, un día antes, el pasado 5 de julio.

“Nosotros tenemos dificultad para reducir como quisiéramos el delito de homicidio, pero, que esto es importante, hemos logrado contener el crecimiento que se traía en homicidios, incluso hay una disminución desde que llegamos, si quieres marginal, del tres por ciento”, respondió el presidente.

Comentarios

Tipo de Cambio