Ayala: los regidores opositores “se le voltearon al pueblo”

Fotos: Enrique Botello
Reportajez lunes, 30 agosto, 2021 12:00 PM

Sin reconocer la inseguridad y violencia que vive Ensenada, el Alcalde Armando Ayala Robles está por terminar su primer periodo como presidente municipal, y se enfila a un segundo mandato tras ganar la reelección, en medio de un conflicto con regidores opositores y de su partido

Se empoderaron, perdieron, se enojaron, despertaron y se dieron cuenta que eran “un cactus seco en el desierto”; “otros no se le voltearon a Armando, se le voltearon al pueblo”. En esos términos resumió el Alcalde Armando Ayala Robles el conflicto con un grupo de ocho regidores, opositores y de su partido (Morena), que ha escalado a solicitud de juicio político ante el Congreso del Estado, luego de la municipalización del agua, entregar su Segundo Informe sin glosa, recorte de personal en Cabildo y la falta de sesiones ordinarias.

Sin reconocer la inseguridad y violencia que vive Ensenada -con alrededor de 700 víctimas de homicidio en su mandato-, el Alcalde Armando Ayala Robles ofreció a ZETA una entrevista de cara a la recta final del XXIII Ayuntamiento y previa a su segundo mandato, tras ganar la reelección.

Fue muy notorio el apoyo del Gobierno del Estado durante esta administración, ¿cómo va a ser la relación con Marina del Pilar? ¿Qué espera?

“Va a ser muy buena. Todo el apoyo, todo el respaldo espero. Ella es una extraordinaria mujer, tiene formación política, ya fue diputada, presidenta municipal, fue compañera mía del partido desde los inicios. Hicimos un acuerdo público: que si Ensenada era la más votada íbamos a tener todo el respaldo del Gobierno del Estado; aquí se le dio todo el respaldo a ella, le dimos muchos votos porque confiamos en ella, vamos a seguir confiando en ella, estamos absolutamente seguros que nos va a cumplir con todo el respaldo que necesitamos para seguir con las obras, la seguridad, los apoyos sociales y demás”.

Su opinión sobre la solicitud de juicio político que hizo un grupo de regidores…

“Dicen por ahí que las cosas hay que ver de quien vienen, ¿no? Nosotros comprendemos que pues no les fue bien, unos se empoderaron así, pero se despertaron y se dieron cuenta que eran un cactus seco en el desierto; entonces perdieron y demás y se enojaron.

“Yo dije en la campaña que tonto es el que cree que el pueblo es tonto. Los tontos pues son ellos, quienes se creen que van a hacer lo que ellos digan, cuando siempre se mostraron ausentes. Ah, y algunos llegaron por mí, por la planilla que yo representé.

“Por otra parte, hay otros de mi partido que simplemente no les tocó que se reeligieran, eso no es cuestión mía, es cuestión del partido, yo no metí mano en la elección de los regidores, eso es cuestión del partido, se enojaron porque ya no siguieron.

“Se les olvidó que ellos mismos repartieron los compromisos de Gobernador Jaime Bonilla. Los 100 puntos para estar al 100, ellos mismos los repartieron. En el punto número 63 venía la municipalización del agua. Entonces, nuestra responsabilidad como servidores públicos es cumplir con los compromisos que hicimos en campaña, si no el pueblo nos lo reclama y si sí, pues nos los reconoce. Pudieron más los intereses particulares, las ambiciones, la bolsa de trabajo y los puestos que el compromiso con el pueblo. No se le voltearon a Armando, se le voltearon al pueblo…”

¿Lo tiene sin cuidado la solicitud?

“Todo mundo tiene derecho a denunciar, a señalar, a manifestarse, a expresarse; estamos en un país democrático, entonces pues están en su derecho.

¿Ya tiene definido para la siguiente administración quiénes repiten, quiénes se van?

“Estamos en evaluación del desempeño y el trabajo de todos y cada uno de ellos. La mayoría va a repetir porque si el pueblo nos dio una gran calificación en esta última elección, quiere decir que le gusta a la gente como lo estamos hacienda; pero ahora ya no nada más hay que cumplir con los compromisos, hay que hacer más, entonces esta administración pareció de cuatro años porque trabajamos de 15 a 16 horas diarias. Entonces, quien esté dispuesto a seguir sacrificándose, trabajando y dando más de la normal por la ciudad, pues adelante, quien no, porque hay quienes se suben a un ladrillo y después pierden el piso, después empiezan a subir comelitongas en buenos restaurantes y eso es cuando a la gente no le gusta, entraron con una mano atrás y otra adelante y ahora resulta que ya comen en muy buenos restaurants. Esos que empiezan con excesos y pretensiones, tarde o temprano se meten en un problema; eso no”.

Del conflicto con los regidores, insisto, que les despidieron personal, que no les están pagando, que no irán a las sesiones extraordinarias de Cabildo…

“¿No dijeron ellos que no querían ir a sesiones? Y luego, después dicen que sí quieren sesiones, pues no se les entiende; entonces pónganse de acuerdo.  Y lo del personal y todo eso, el gobierno no es bolsa de trabajo, o sea, estamos por el encargo no por el cargo. Acuérdate que siempre antes de dos meses o tres meses de cualquier administración nosotros ya empezamos la transición, tenemos que entregar limpia la administración a la que sigue, contratos, gastos, todo se reduce y ya todo queda en stand by; no pueden dejar pelones a los regidores que vienen, quieren gastarse todo ¿pues qué les vamos a dejar a los que vienen? Ellos también tienen derecho a tener su personal y sus apoyos. Pero si te comes todo, pues ya después no queda nada”.

 

BALANCE “MUY POSITIVO”, SIN ABORDAR VIOLENCIA

De su gestión al frente del Ayuntamiento, Ayala hizo un balance “muy positivo” debido a la gestión de casi mil 700 millones de pesos con el Estado, Federación e iniciativa privada.

Entre dichos recursos enlistó siete obras por 215 millones de pesos provenientes de SEDATU; 235 millones de pesos para el plan y mejoramiento de vivienda; así como 500 millones de pesos con Energía Costa Azul.

Resaltó el plan de pavimentación más grande en una administración municipal, la recolección de basura, entrega de más de 60 unidades a Seguridad Pública, la construcción de dos cuarteles de la Guardia Nacional.

De los retos, le tocó enfrentar la pandemia por COVID-19, lo que afectó la economía y la captación de recursos.

Entre los pendientes se enlista la conclusión de obras de mejoramiento urbano y otras estratégicas como el Nodo El Gallo, un nuevo hospital del IMSS, estadio de béisbol, preparatoria militarizada, canalización del arroyo, pavimentación de la Juárez, ciclovía, parque temático Cañón de Doña Petra y más equipamiento para seguridad.

Comentarios

Tipo de Cambio