Luis Cárdenas Palomino ingresa al penal federal de El Altiplano

Destacados lunes, 5 julio, 2021 12:30 PM

Luis Cárdenas Palomino, ex titular de la División de Seguridad Regional de la Policía Federal (PF), ingresó, este lunes 5 de julio, en el Centro Federal de Readaptación Social (CEFERESO), Número 1, El Altiplano, ubicado en el municipio de Almoloya de Juárez, en el Estado de México.

Durante las próximas horas, el ex mando de la PF deberá comparecer ante un juez federal, en una audiencia que se realizará por videoconferencia, ya que la causa penal está en un juzgado del Reclusorio Preventivo Varonil Oriente, en la Ciudad de México.

Cárdenas Palomino fue aprehendido a las 04:50 horas de este lunes 5 de julio, en un domicilio que se localiza en el número 19 de la calle Bosques de Rambouillet, colonia Paseo del Bosque, en el municipio de Naucalpan, Estado de México.

El ex titular de la División de Seguridad Regional de la PF, fue detenido por agentes de la Fiscalía General de la República (FGR) -a través de la Fiscalía Especializada en materia de Derechos Humanos (FEMDH)-, con apoyo de la Secretaría de Marina (SEMAR), la Coordinación Nacional Antisecuestro (CONASE) y el Centro Nacional de Inteligencia (CNI), estos dos últimos, adscritos a la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), los cuales le cumplimentaron una orden de aprehensión por el delito de tortura.

“A Luis ‘C’, ex servidor público, se le relaciona con probables hechos de tortura ocurridos en 2012, en contra de presuntos secuestradores. Este individuo quedó a disposición del Juez Federal quien determinará su situación jurídica”, indicó la FGR a través de un comunicado.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo, este mismo 5 de julio, que la detención de Luis Cárdenas Palomino, ex titular de la División de Seguridad Regional de la PF, es una muestra de que “ya no hay impunidad”.

“Era el segundo de [Genaro] García Luna, y tenía una investigación abierta en la Fiscalía [General de la República] y se le detuvo, porque ya no hay impunidad y eso ayuda mucho. Por eso tengo la seguridad de que vamos a ir serenando al país y se va a seguir pacificando a México poco a poco”, señaló el mandatario nacional.

Por otra parte, el titular del Poder Ejecutivo Federal dijo desconocer si el Gobierno de Estados Unidos solicitó algún tipo de información respecto al caso de Cárdenas Palomino y destacó que se trata de una investigación de la FGR.

“No tengo información apenas están dando a conocer y no sé si fue un boletín de la FGR. Tengo la información porque desde las 6 de la mañana estamos reunidos y recibimos el reporte de lo que acontece en las últimas 24 horas pero no me corresponde a mí informarlo porque la FGR es autónoma y es una investigación que ellos llevaron a cabo”, destacó el político tabasqueño.

El pasado 1 de maro, el Gobierno de Estados Unidos solicitó a México congelar las cuentas bancarias de Cárdenas Palomino, según lo confirmó Santiago Nieto Castillo, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), quien informó al Juzgado Décimo Quinto de Distrito en Materia Administrativa de la Ciudad de México la solicitud de las autoridades estadounidenses.

“El 26 de septiembre de 2020 la autoridad promovente recibió comunicación de una autoridad de los Estados Unidos de América, donde se le solicitó expresamente el bloqueo de las cuentas bancarias del aquí quejoso; lo que, a su consideración, se trata de un hecho superveniente que hace procedente la revocación de la suspensión”, dice una resolución del juzgado, citada por el diario Reforma.

El pasado 14 de octubre, el Quinto Tribunal Colegiado en Materia Administrativa concedió por unanimidad al ex mando policiaco, una suspensión definitiva que revocó por tiempo indefinido la inmovilización de sus cuentas bancarias, dictado originalmente por la UIF en diciembre del 2019.

Ante ello, el pasado 3 de diciembre, el titular de la UIF solicitó la modificación de dicha suspensión y fue en este recurso en el que informó de la petición de Estados Unidos, fechada en septiembre, para congelar los recursos económicos de Cárdenas Palomino.

El incidente de modificación de la suspensión fue admitido por el Juzgado Décimo Quinto de Distrito en Materia Administrativa, cuyo secretario en funciones de juez, Moisés García Ochoa, resolvió el pasado 15 de febrero como infundado.

El 6 de septiembre del 2020, Guillermo Francisco Urbina Tanús, Juez Décimo Segundo de Distrito de Procesos Penales Federales de la Ciudad de México, libró una orden de arresto en contra de Cárdenas Palomino, por el delito de tortura, en modalidad de instigador y autor material. Además, giró una orden de aprehensión contra 13 elementos y ex mandos de la PF.

La Fiscalía General de la República (FGR) señaló que Cárdenas Palomino habría ordenado la captura de cuatro personas, entre ellos Mario, hermano de Israel Vallarta Cisneros, expareja sentimental de Florence Marie Louise Cassez Crépin.

A Cárdenas Palomino también se le acusa de ordenar la tortura de Alejandro y Sergio Cortés Vallarta, sobrinos del supuesto líder de la banda de secuestradores Los Zodiacos, delito que habría sido cometido el 27 de abril de 2012.

“Dicha persona en su calidad de superior jerárquico de los suboficiales de la Policía Federal que participaron en la detención, autorizó para que les infringieran golpes”, detalló el juez capitalino de la causa.

La orden de aprehensión también incluye a Maricela García Toledo; María Soledad Tlaseca, Rafael, Mayorga Amador, Ricardo Cuatzo Lozano, Cristian Arturo Fabiola Molina, Alberto Jesús Cano Maldonado, Fernando Valdez Aparicio, Jaime Hazael Gutiérrez Valdez, Julio Ávila Mejía, Maclovio Bárcenas Olmos, Facundo Paul Huerta Pérez y Horacio Parra Rubio, ex colaboradores de Cárdenas Palomino.

El 31 de julio del 2020, titular de la UIF confirmó que las cuentas de Ramón Eduardo Pequeño García y a Luis Cárdenas Palomino, ex Coordinador de la División de Inteligencia para la Prevención del Delito y ex titular de la División de Seguridad Regional de la Policía Federal (PF), fueron congeladas.

A través de su cuenta en la red social Twitter, el titular de la Unidad dependiente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), confirmó que la UIF presentó una denuncia en contra de Cárdenas Palomino desde abril del 2020, y en diciembre del 2019 en contra de Genaro García Luna -ex titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) durante el Gobierno de Felipe Calderón Hinojosa-, cuyas cuentas también fueron congeladas.

Un día antes, el 30 de julio del 2020, la Fiscalía del Distrito Este de Nueva York acusó a Ramón Eduardo Pequeño García y a Luis Cárdenas Palomino, ex Coordinador de la División de Inteligencia para la Prevención del Delito y ex titular de la División de Seguridad Regional de la Policía Federal (PF), respectivamente, por tráfico de drogas en colaboración con el Cártel de Sinaloa.

Según lo informó el periodista Alan Feuer, ambos ex funcionarios federales, junto a García Luna, estuvieron implicados en el asesinato de un informante colombiano de la Administración para el Control de Drogas​ estadounidense (DEA, por sus siglas en inglés), “hace más de una década”, según “ha testificado un renegado del cártel”.

“El informante estaba dando información a las autoridades estadounidenses sobre los envíos de cocaína controlados por Arturo Beltrán Leyva, el antiguo socio de Guzmán en Sinaloa […] Sergio Villarreal Barragán [alias ‘El Grande’], afirma que García Luna recibió el nombre del informante de un oficial corrupto de la PF en Bogotá [Colombia]”, indicó Feuer, en un tuit.

“Pequeño y Palomino ayudaron a darle el nombre a Beltrán Leyva. El informante fue secuestrado y torturado. Después de confesar que trabajaba para la DEA, fue asesinado”, agregó en una serie de tuits el periodista, corresponsal del diario The New York Times.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos acusó también a García Luna, por el delito de empresa criminal continua por colaboración con el Cártel de Sinaloa, y presentó tres cargos de importación de cocaína y conspiración internacional contra Pequeño García y Cárdenas Palomino.

La Fiscalía para el Distrito Este de Nueva York actualizó la acusación presentada originalmente contra García Luna el 4 de diciembre del 2019, que solo incluía tres cargos de narcotráfico y uno de falsedad en declaraciones.

En consecuencia, se solicitó a la Corte para el Distrito Este de Nueva York ordenar la aprehensión de Pequeño García y Cárdenas Palomino, a quienes la Fiscalía caracterizó como “fugitivos” en un boletín de prensa.

Para sustentar la acusación de empresa criminal contra García Luna, los fiscales neoyorquinos mencionaron seis cargamentos masivos de cocaína asegurados en Estados Unidos entre 2002 y 2008, que sumaron 50 toneladas.

En ese periodo, García Luna fue jefe de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) de la entonces Procuraduría General de la República (PGR), y a partir de diciembre del 2006, titular de la SSP Federal mexicana.

“Entre 2002 y 2007, García Luna presuntamente ayudó a al menos seis envíos de cocaína por un total de más de 50 mil kilos de cocaína. Además, los acusados colocaron a otros funcionarios corruptos en posiciones de poder en ciertas áreas de México controladas por el Cártel de Sinaloa”, señala el comunicado del Departamento de Justicia de EE.UU.

​¿QUIÉN ES LUIS CÁRDENAS PALOMINO?

En 1989, Cárdenas Palomino ingresó al Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN). En 1993, fue designado para dirigir al primer grupo operativo del “Centro Nacional de Control de Drogas”, de la entonces Procuraduría General de la República (PGR).

Tres años después se convirtió en el primer jefe del Grupo de Secuestros de la Subprocuraduría Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), también de la PGR. En el 2000 fue nombrado director General Adjunto de la Policía Judicial Federal y, en 2001 se convirtió en el primer director general de Investigación Policial de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI).

En 2006 fue designado encargado de despacho de la AFI y en 2008 fungió como director General de Seguridad Privada de la Secretaría de Seguridad Pública Federal y, en julio del 2008 fue designado Coordinador de Inteligencia para la Prevención del Delito de la PF.

En febrero del 2010 fue titular de División de Seguridad Regional de la Policía Federal de México. En diciembre de 2012 anunció su retiró de la administración pública luego de que en noviembre anterior, Edgar Valdez Villareal, alias “La Barbie”, lo acusó de pertenecer a un grupo de funcionarios que supuestamente recibió dinero del crimen organizado a cambio de protección.

Santiago Nieto Castillo, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), confirmó en diciembre del 2019, que ordenó congelar las cuentas de Cárdenas Palomino, brazo derecho de García Luna.

ACUSACIONES DEL NARCO

Un poco antes de terminar el sexenio de Calderón Hinojosa, “La Barbie”, entonces cabecilla de los Beltrán Leyva, detenido por elementos de la PF, escribió una carta donde acusó a García Luna y a varios de sus colaboradores de trabajar con el narcotráfico y de recibir dinero de los capos sinaloense.

“Genaro García Luna […] me consta que ha recibido dinero de mí, del narcotráfico y la delincuencia organizada, al igual que un grupo selecto integrado por Armando Espinosa de Benito, quien trabajaba con la DEA y me pasaba información; Luis Cárdenas Palomino, Edgar Eusebio Millán Gómez, Francisco Javier Garza Palacios (PF Colombia), Igor Labastida Calderón, Facundo Rosas Rosas, Ramón Eduardo Pequeño García y Gerardo Garay Cadena, quienes también forman parte y reciben dinero de la delincuencia organizada y de mí”, indicó “La Barbie”.

Por su parte, Sergio Villarreal Barragán, alias “El Grande”, reveló el 8 de noviembre de 2018 en la Corte de Distrito Norte de Chicago, Illinois, que García Luna y su “compadre” Cárdenas Palomino, colaboraban para el Cartel de Sinaloa y los Beltrán Leyva, cuando ambos estaban en la SSP Federal durante el sexenio de Calderón Hinojosa.

Comentarios

Tipo de Cambio