¡Atención, maestros!

Tomadas de Internet
Columnaz lunes, 3 mayo, 2021 12:00 PM

Para la vacuna a los trabajadores de la SEP, tienen que llevar:

Comprobante de registro

Identificación oficial

Comprobante de domicilio

CURP

RFC

Fotos tamaño infantil, blanco y negro o color

Credencial de la SEP

Credencial del centro de trabajo

Credencial ISSSTE

Talón de pago

Constancia de antigüedad

Registro de USICAMM

Cartilla de vacunación

Uniforme de la escuela

Título de la Normal

Planeación del mes

Expedientes actualizados

Portafolios con evidencias de las actividades de sus alumnos

Tinta negra, azul, verde y rosa

100 hojas blancas

Extensión de 10 metros

Una Coca-Cola por si se baja la presión

Un rosario, por si acaso

Una cajita forrada con su nombre claro y letra grande, legible. Maestros cajita azul, maestras cajita rosa.

Es importante llevar el lonche en lonchera con logotipo de la escuela. Bien planchados y llegar con tiempo, ya que antes de la vacuna se harán Honores a la Bandera. Sean puntuales, porque a las 8:00 se cierra la puerta y no los dejarán entrar. ¡ÉXITO Y MUCHA SUERTE!

Autor: Ex alumno vengativo.

 

Borrachines

Veo que estás prosperando, ¿cómo lo haces?

“Hago una fortuna con los borrachos”.

¡Ah! ¿Tienes una distribuidora de licores?
“No, inventé una chapa para puertas de calle con un imán por dentro”.

***

Un teporocho grita desde el centro de un río:

“¡Una cuerda, por favor!, ¡Una cuerda!”.

En la orilla habían otros dos borrachos, quienes dicen:

“Si será bruto… ¡No se conforma con ahogarse, y ahora quiere ahorcarse!”.

***

Un hombre llega a su casa más prendido que un foco y su mujer le dice:

“¡Tú tomaste!”.

Él contesta:

“¡Y tú, lechuga!”.

 

***

Un borrachito iba por la calle, y por cada portón que iba pasando, arrastraba una moneda.

Lo encuentra su compadre y le pregunta qué hace, a lo que responde:

“Nada, ¡nomás aquí, gastando el dinero!”.

 

***

Un hombre grita a garganta abierta:

“¡Pásele, pásele! No puede perder la oportunidad de ver al único hombre que tiene los pies donde debería tener la cabeza. Por solo 50 pesos, no pierda esta gran oportunidad, ¡no se quede con la duda!”.

La gente se aglomera, la curiosidad va en aumento… y él sigue:

“Así es, como usted lo escucha: ¡El único hombre que tiene los pies donde debería tener la cabeza!”.

La gente empieza a hacer fila, cada una paga entrada, y de pronto se ven todos dentro de una sala a media luz. En el frente, una gran plancha tapada con una misteriosa sábana blanca. Se escucha una música tétrica, se encienden las luces y aparece, efectivamente, una persona con los pies donde debería estar la cabeza: ¡Es un borrachito acostado con los pies en una almohada!”.

Autor: Un sobrio aburrido.

En el cielo

Una mujer muere. Al llegar al cielo, San Pedro no está y se entretiene mirando por las rejas. Allí ve un gran banquete, con todos sus familiares y amigos que fallecieron también:

“¡Hola, qué bien! ¡Estábamos esperándote!”.

En eso llega San Pedro y la mujer dice:

Qué sitio tan estupendo, ¿qué tengo que hacer para entrar?

“Tienes que deletrear una palabra”.

¿Qué palabra?

“Amor”.

La mujer la deletrea correctamente y entra. Al cabo de los meses, San Pedro le pide cubrir el puesto por unas horas. Estando ella de guardia, llega su marido:

¿Qué tal, cómo te ha ido?

“Pues bastante bien. Me casé con la enfermera que te cuidaba mientras estabas enferma, me gané la lotería, vendí nuestra casita y compré una mansión, estaba de vacaciones en el Caribe, haciendo esquí acuático, y aquí estoy. ¿Qué tengo que hacer para entrar?”.

Deletrear una palabra.

“¿Cuál?”.

Pneumonoultramicroscopicsilicovolcanoconiosis.

Autor: Profesora de español.

 

Vendedora

Llorando, una esposa dice a su marido borracho:

¿Ves? Para tomar tequila sí tienes dinero, snif, snif… y a mí, en cambio nunca me has comprado un vestido, snif, snif. ¿Ves cómo eres?

“¿Y de cuándo acá tú vendes vestidos o ropa?”, responde el hombre.

Autora: Empleada de Sears.

Comentarios

Tipo de Cambio