Cruz todavía no identifica a “generadores de violencia”

Fotos: Jorge Dueñes/Nuevo titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, el ex militar Pedro Cruz Camarena
Edición Impresa lunes, 22 febrero, 2021 1:40 PM

El nuevo secretario de Seguridad Pública de Tijuana es un piloto de la Fuerza Aérea en el retiro.  Días antes de tomar posesión, sirvió al fiscal general del Estado, padre de la alcaldesa Karla Ruiz Macfarland, que lo propuso para el cargo. El plan de Pedro Cruz será en “tres ejes transversales”: prevención, mejoramiento de las condiciones del policía y habilitación de Bomberos

 

 

 

De acuerdo con el Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal, Tijuana es la ciudad más violenta del mundo. Desde hace tres meses, el municipio no contaba con un secretario de Seguridad y Protección Ciudadana.

El 13 de febrero de 2021 tomó protesta al cargo el ex piloto de la Fuerza Aérea, Pedro Cruz Camarena, quien encuentra la ciudad con un saldo de 237 homicidios en el transcurso del año y 67 ejecuciones violentas en apenas 13 días de febrero.

Previo a este deber, Cruz Camarena trabajó en la Fiscalía General del Estado (FGE) como director de Prevención del Delito, donde se encargó, entre otras tareas, de la creación del programa de preparatorias militarizadas que encabeza la dependencia dirigida por Guillermo Ruiz Hernández, padre de la alcaldesa suplente de Tijuana, Karla Ruiz Macfarland.

Del año 2000 a 2002, Cruz fue agregado militar adjunto de la Embajada de México en Estados Unidos; desde 1978 y hasta 2003, sirvió a la Fuerza Aérea Mexicana como Mayor Piloto Aviador. También fue profesor de la Universidad Autónoma de Baja California y director de Fundación Castro Limón, entre otras actividades.

El piloto asegura que habrá una coordinación perfecta entre la FGE, Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y el municipio, para atender la demanda social de seguridad. También presume tener “por primera vez” el control absoluto de la dependencia municipal, a diferencia de los funcionarios que lo precedieron en la secretaría.

Tres ejes transversales sostendrán las acciones en su gestión:

  1. Entender las causas del delito.
  2. Atender las carencias de la corporación policiaca y de bomberos.
  3. La implementación de tecnologías en coordinación con los tres niveles de gobierno.

Su obstáculo: solo dispone de siete meses para ello.

Pedro Cruz Camarena es la tercera persona en ocupar el puesto de secretario de Seguridad Pública de Tijuana en dos años. El primero fue el Capitán Jorge Ayón Monsalve (diciembre de 2019 a noviembre de 2020); posteriormente, el alcalde con licencia, Arturo González Cruz, designó como encargado de despacho a Juan Valdés Moreno. En ambos casos, con la clara y pública inconformidad del gobernador Jaime Bonilla Valdez, quien incluso señaló a Ayón Monsalve como sospechoso en el caso de un homicidio.

Complacido con la salida de González Cruz, quien solicitó licencia de manera indefinida, Bonilla ya no ha expresado discrepancia por el nombramiento de Cruz, pues hasta no hace mucho tiempo, fue colaborador de su compadre, el fiscal general del Estado.

 

A continuación, la entrevista sostenida por ZETA con el nuevo secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana de Tijuana, Pedro Cruz Camarena.

¿En qué condiciones encuentra la Secretaría de Seguridad a su llegada?

“No tengo la precisión para contestar porque lo primero que ordené fue que hiciéramos un diagnóstico para tener un poco más de dato duro sobre qué está ocurriendo al interior de la secretaría. Lo que hice fue tener una reunión con todos los titulares de las direcciones y unidades que tiene la Secretaría, e indicarles mi mística de trabajo”.

¿Cuál es su mística de trabajo?
“Es la honestidad, la transparencia, número uno; la eficiencia y la eficacia, número dos. Afortunadamente ahorita cuento con todo el respaldo de la señora alcaldesa, que tuvo la gentileza de invitarme y creo que por primera vez en mucho tiempo tengo el control absoluto de la secretaría. Es decir, todas las direcciones y unidades las controla el secretario. En otros momentos no fue así, había direcciones que reportaban directamente a otro nivel que estaba en Palacio Municipal, por las razones que hayan sido”.

¿Ya tenía un diagnóstico previo de la secretaría? O viene a encontrarse con algo sin tener un panorama.

“Hay que tomar en cuenta que tengo un año trabajando en la fiscalía. Por supuesto que hay información que, si bien es mi área, allá era prevención del delito, pero sí, conocí algunas aristas de la secretaría, entonces, no vengo así como a tratar en blanco, claro que no; tengo muy buena información y además soy militar, tengo una estrecha relación con el comandante de la zona, porque la mística nos une”.

¿Ya tiene fecha para presentar los resultados de la evaluación diagnóstica de la dependencia y para el comienzo de la estrategia que implementará?

“La próxima semana. Un plan de esta envergadura demanda de más tiempo, pero ahorita es una variable muy corta, solamente tenemos un poquito más de siete meses. Algunas opiniones decían ‘qué vas a hacer siete meses, es más, cuídate’, y creo que sí se pueden dejar propuestas importantes y los primeros cambios.

“Va a ser un plan global, no vamos a hablar del plan operativo porque ese puede tener un grado de secrecía, pero un plan estratégico donde vamos a informar de los ejes principales, y te los puedo adelantar con mucho gusto: uno es el trabajo sistémico a través del Sistema Municipal de Prevención de Violencia del Delito, ese es el eje uno. Te explico: el municipio se constituye de varias secretarías, inclusive institutos, y cada uno tiene una función específica. Generalmente casi todas esas instancias municipales tienen en su normativa o en su diseño organizacional, algunas actividades que impactan directamente en la prevención del delito, ya sea directa o indirectamente. Lo que buscaremos es que todos estén involucrados en un fin, en un frente. Paralelamente, el Sistema Municipal de Prevención de Violencia del Delito va a incorporar a la Academia, a la sociedad civil organizada y finalmente a la Iniciativa Privada.

“Una vez que se integran estos entes, el gobierno todo integrado con todas sus instancias, la Iniciativa Privada, la sociedad civil y la Academia, se genera un diagnóstico participativo que incluye marchas exploratorias. Con un diagnóstico participativo van a surgir una, dos o veinte problemáticas muy serias, pero que tienen un enfoque de la mayoría, no solo que no tengo luz allá afuera de mi casa, me afecta a mí, pero a lo mejor a tres cuadras sí hay luz y uno comparte. Una vez que tengamos ese diagnóstico y nos arroje las líneas más urgentes que compartan la mayoría, se integra en una agenda municipal de prevención de la violencia del delito. Esto genera eficiencia y eficacia; eficiencia y no desperdicio, y eficacia de resultados, trabajando con frentes muy perfectamente alineados, los resultados pueden impactar tremendamente”.

Titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, el ex militar Pedro Cruz Camarena

Esa es una de las líneas, ¿y las otras dos?

“La otra línea habla de mejorar la calidad de vida del policía. Hay una probable manifestación de policías que está por darse. Ya hice contacto con ellos, pero preliminarmente, sin pertenecer aquí, leí su pliego petitorio y, cuando estaba leyendo y terminé de hacerlo, dije: ¿dónde está la otra página? No vi nada que no sea justo y además necesario, por supuesto.

“Por ejemplo, si un compañero policía hoy fallece, acaba de cobrar su quincena y a la siguiente la viuda y los hijos ya no tienen nada de ingreso. Y como es una muerte súbita, que no lo deseo por supuesto, pero no se preparó el retiro, posiblemente no haya ahorros y se queda la familia en total abandono. Eso no puede pasar, los apoyos para los hijos, etc. Y que quede muy claro, que lo quiero matizar en esta entrevista: no son concesiones graciosas u ocurrencias, son derechos verdaderamente que merecen los policías”.

¿Atenderá su demanda de pertenecer a las mesas de vigilancia, del gasto de los recursos asignados para la corporación?

“Yo voy más adelante”.

O sea, ¿pero sí los integrarán les harán caso a sus demandas?
“Por supuesto, pero es que la demanda que ellos tienen está contemplada. Yo pensé, la conceptualicé antes de enterarme de ellos. Y cuando vi esto, dije: voy a mejorar lo que están pidiendo ellos fácilmente. Tengo la ventaja de que por primera vez en mucho tiempo tengo el control absoluto de todas las secretarías y la venia de la alcaldesa, por primera vez el secretario realmente controlará todas sus direcciones.

“Quiero dar el primer paso como secretario, proyectar que realmente quiero ir a las y los policías que son de fe, aquellos que todavía son buenos policías, que creo son la mayoría, que todavía recuerdan el momento cuando se graduaron de la Academia y que su mamá les puso la placa, que sean orgullo de sus familias y decirles pásense de este lado, ahora sí va a haber condiciones mejores laborales, más dignas, instalaciones apropiadas.

“Tenemos poco tiempo, no voy a prometer que todo va a cambiar, pero les aseguro que en una mesa de trabajo se va a decidir y se van a aprobar los presupuestos, porque esa es la voluntad de hacer las cosas bien. Estoy alineado perfectamente a la visión de la alcaldesa y creo que sí se pueden hacer cosas”.

¿Cuál será el tercer eje o línea?

“Los bomberos. Si ahorita de las catorce estaciones hacemos un análisis de bomberos, ocho o siete no la aprobarían. El permiso que piden los bomberos para un comercio en casa no se aprobaría, ¿y por qué no lo aprueban? Porque creo que ha habido un manejo que puede mejorar, ha habido intervenciones que tal vez se dedicaban a otras cosas.

“Vamos a buscar dotar de instalaciones dignas, equipo apropiado para que hagan su función y mejorar el servicio en lo que se deba de hacer porque, dentro del enfoque de la mejora continua, siempre habrá cosas que puedan mejorar. Las tres líneas son absolutamente compatibles con la alcaldesa, entonces, claro que se pueden hacer de prioridad”.
En cuanto a presupuesto, ¿hay dinero para lo que quiere hacer?
“No lo sé, honestamente no sé de cuánto dinero disponemos, pero como la alcaldesa tiene la misma misión, la misma visión, voy a hacer la petición y ojalá que pudiera, ojalá que la secretaría tuviera el presupuesto para hacerlo. Lo haré de la manera más transparente, con los proveedores más transparentes, con cero capital de retorno por elegir lo que ustedes saben perfectamente. No se trata de inventar el hilo negro, solamente hacer las cosas como se deben hacer”.

Cómo será ahora la relación con la FGE, ¿habrá una mejor colaboración? 

“No es que vaya a haber una mejor coordinación, sino que va a ser la coordinación perfecta. Estuve un año trabajando en la fiscalía, entonces, puedo decir que hablo con el fiscal directamente, la coordinación es con él y mi esencia militar me permite tener otra coordinación absoluta con la Sedena. Perfecta ya es, ya no hay otra, otro canal, no hay otra instancia y pronto se va a notar sin promesas retóricas, no; sino que hay que sanear todo el sistema que tenga que ser saneado y trabajar mucho en la conciencia del policía que esté en calle, que es el primer respondiente”.

¿La fiscalía controlará la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana de Tijuana?

“Es muy suspicaz. Soy militar y me enseñaron a ser leal. El fiscal Guillermo Ruiz es un hombre que admiro mucho y respeto. Me dio una oportunidad, aprendí muchas cosas de él, pero a mí me enseñaron en la Fuerza Aérea a ser leal a las instituciones y ahora mi institución es el municipio. Una cosa es coordinación y otra cosa diferente es control del municipio. Porque yo respeto a la presidenta, si no creyera esto, mejor me quedo en la fiscalía. Al contrario: me atrevo a decir con mucho respeto que ahora el municipio va a aprovechar tremendamente a la fiscalía.

“Más bien lo veo al revés. Vamos a sacarle todo el jugo de inteligencia que se maneja en el Centro Estatal de Inteligencia. Con esos canales abiertos políticos que antes no se daban del todo correctamente, ahora vamos a aprovechar la fiscalía en el buen sentido de la palabra.

“La alcaldesa es una mujer dulce, pero es una mujer firme también, que sabe lo que quiere; entonces, ella pronto dará un manotazo en la mesa para quienes creen que el padre pueda tener control. Mis decisiones van a basarse en el respeto a la alcaldesa”.

¿Habrá mano dura con los malos elementos?

“Sí, por supuesto que sí va a haber mano dura, pero antes de la mano dura, quiero hacer una oferta primero de aquí para allá; por eso mi plan de desarrollo para los policías. Pronto voy a decirles que vamos a ofrecerles un paquete para que sea más atractivo, para que se pasen para acá la mayoría y, quien decida quedarse allá de aquel lado, pues como debe ser, o sea, sí te convierte en un delincuente, pues eres un delincuente y la Ley tendrá que encargarse de eso, que yo espero sea la minoría”.
¿Qué metas tiene a corto plazo para su gestión en la dependencia municipal?
“No hay ninguna meta fácil, porque por más estructura que esté planteando, por más metodología de prevención del delito que conozco, por más campaña de prevención de adicciones, que va a ser intensa, ustedes la van a ver; entonces, mi meta es el día a día”.

¿En cuantos meses mejorará la situación de la violencia en la ciudad?

“Estuve en Washington, estuve en el Pentágono, tuve una inteligencia militar y no hay un país, una ciudad que yo conozca, que puedan decir cuándo se va a acabar la delincuencia, eso es una. Creo que una meta un poco utópica, deseable, claro. Sería demagógico.

“Lo que sí puedo decir es que el método policiaco del día a día también se puede meter en un sistema. La estructura es meter un sistema e inteligencia para que el patrullaje sea más efectivo o más focalizado, más inteligente. Eso se puede hacer, entre otras cosas”.

¿Ahora sí habrá capacitación para los elementos en materia de Derechos Humanos?

“Claro. Uno, primero te digo ayúdame, ayúdanos, no a mí; ayuda a tener una mejor policía en denuncias con hechos. O sea, si hay videos, eso sirve mucho porque mando a investigar ahí. Aquí hay unidades que se dedican a investigar eso, por supuesto que sí. Antes de los Derechos Humanos, que claro que es una arbitrariedad, no lo dudo, pero yo veo ahí, yo percibo una falta de capacitación. En Estados Unidos se hizo un estudio muy interesante de cuando los policías van, por ejemplo, en persecuciones, la adrenalina que el policía genera, cuando sienten miedo porque va a chocar y al momento en que detienen a la persona hay un instinto biológico de descargar la adrenalina y se convierte en una agresión que puede ser hasta una ofensa; pero hay un entrenamiento especializado para ese manejo de la adrenalina después de que atrapan al individuo.
“Quiero que la Policía de Tijuana se respete, pero el respeto no se puede ordenar. La Policía tiene que ganárselo primero, y el primer paso lo pongo yo como secretario, con generar una serie de beneficios para su calidad de vida y sus familias. Que inviten a aquel policía bueno que se graduó en la Academia, que ahí está en todos los oficiales para que regresen al camino correcto. El camino de la paz, del servicio profesional”.

Muchas gracias.

 

Comentarios

Tipo de Cambio