ASF revisa auditoría sobre cancelación del NAICM; si hay error se corregirá, dice titular

David Colmenares Páramo, titular de la Auditoria Superior de la Federación FOTO: MOISÉS PABLO /CUARTOSCURO.COM
Destacados lunes, 22 febrero, 2021 3:28 PM

El auditor Superior de la Federación David Colmenares Páramo dijo que este 22 de febrero de 2021 instruyó a otras áreas a revisar la auditoría sobre la cancelación del aeropuerto de Texcoco, cuyos primeros datos arrojaron que el costo fue 232 por ciento superior a lo que el gobierno federal había estimado.

“Yo no me cierro a que podemos tener algún error, vamos a ver, si lo tenemos lo reconocemos y si no tratamos de explicar a lo que se llegó en la auditoría de desempeño”, manifestó el funcionario luego de que por la mañana el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que la ASF exageraba y que sus datos “están mal”.

En entrevista radiofónica, el auditor Superior de la Federación adelantó que entre hoy y mañana tendrá los resultados de la revisión que están haciendo varias áreas, particularmente la de Cumplimiento Financiero, para tener un dato que esté certificado por todos los auditores.

“No queremos dejar dudas sobre la honorabilidad y la seriedad de la auditoría del aeropuerto de Texcoco, que además de ser el caso vamos a esperar, que lo es, eso sería un procedimiento de liquidación a lo largo del tiempo”, expuso a Grupo Radiofórmula.

Respecto a la aseveración del AMLO respecto a él tenía otros datos y que la ASF le está “dando mal la información a nuestros adversarios, y no deben de prestarse a esas campañas”, Colmenares Páramo indicó que el universo auditable “es muy grande y la observación que nos hace el presidente, con todo respeto, se refiere a una”.

La tercera entrega del Informe del Resultado de la Fiscalización de la Cuenta Pública 2019 indica que la cancelación del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (Texcoco) costará al menos 331 mil 996 millones 517.6 mil pesos, cantidad superior en 232% a los cien mil millones de pesos que había estimado la administración de López Obrador.

Según la ASF dicha cifra podría ser superior debido a factores que no se encuentran identificados ni cuantificados por la liquidación de contratos pendientes, los juicios y demandas, según información proporcionada por el Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México.
Igualmente, Colmenares Páramo rechazó que la ASF esté haciendo alguna campaña, “te voy a decir que en octubre los otros estuvieron presionando de que no teníamos la información de resultados de junio y decían que estábamos protegiendo a la 4T”, pero nosotros no solamente auditamos a la administración pública federal, sino la mayor parte se reparte en los tres órdenes de gobierno, los tres poderes, e inclusive auditamos a la judicatura.

Apuntó que alrededor del 40% de las casi mil 400 auditorías hechas corresponden a gasto federalizado que es lo que hacen los estados, de todas maneras es una cifra muy baja con relación a lo que hacíamos desde 2015, ya que en ese entonces se hicieron 90 mil observaciones y 20 mil solicitudes de información

Expuso que pese a la resistencia de diversas dependencias y organismos, así como la pandemia de coronavirus SARS CoV-2 (COVID-19), la ASF logró hacer su trabajo.

A los Servidores de la Nación, se le observaron 562 mdp; a Becas para el Bienestar Benito Juárez 263 mdp.

“Cuando busqué a la titular había muerto por COVID y me dijeron que van a tratar de aclarar en nuestra área de seguimiento”, abundó Colmenares Páramo.

En tanto a Jóvenes Construyendo el Futuro se le observaron 57 mdp. A Concayt 367 mdp por pago de becas, a Conade 187 mdp por falta de documentación comprobatoria, a Capufe 83 mdp, Conaliteg 8.8 mdp, y a la Secretaría de Cultura, mil 701 millones de pesos. “Ahí sí es un problema de falta de organización administrativa”, apuntó.
Finalmente, Colmenares Páramo dijo que pese a que en un inicio le causó sorpresa la auditoría a la Secretaría de la Función Pública -encabezada por Irma Eréndira Sandoval- se logró llevar a cabo las auditorías.

“Finalmente trabajaron bien con nosotros, nos entregaron toda la información pertinente y yo estuve al tanto de lo mismo y bueno tenemos ahí nuestras observaciones en desempeño, pero no tuvimos obstáculos, ahí si lo quiero aclarar”.

“Lo que sí es cierto es que las contralorías internas de los programas sociales yo creo que estaban de vacaciones, porque era para que el trabajo preventivo hubiera arrojado que encontráramos más claridad en la información y más oportunidad en la entrega de la misma”.

Por lo que consideró que debe fortalecerse esa capacidad de trabajo de las dependencias, como las contralorías de los estados, a fin de tener resultados “menos escandalosos”.

Comentarios

Tipo de Cambio