Cambiar cálculo de IEPS sobre bebidas alcohólicas generaría 20 mmdp.- Gerardo Novelo


 
Destacados martes, 15 septiembre, 2020 04:45 PM

La Secretaría de Hacienda y Crédito Público captaría 20 mil millones de pesos de aprobarse la iniciativa del senador bajacaliforniano, Gerardo Novelo, que plantea modificar el cálculo del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) a las bebidas alcohólicas.

La propuesta del legislador morenista consiste en modificar el artículo 2, fracción I, inciso A, así como el artículo 10 de la Ley del IEPS para pasar de una tasa de valor del producto a una cuota fija sobre el contenido de alcohol.

Es decir, propone que por cada grado porcentual de alcohol que contenga una botella o una lata de bebida alcohólica se cobre una cuota fija, de un peso con 40 centavos. La cual se multiplicaría por el grado de alcohol y el volumen de producto en dicha lata o botella.

Así, por ejemplo, una botella de vino mexicano, que en promedio tiene un porcentaje alcohólico de 13% (G.L.) y contiene 750 mililitros de producto, se multiplicaría el 1.40 pesos (cuota fija) por el contenido 13% de alcohol y por los mililitros que contiene, con lo que pagaría por IEPS 13.65 pesos.

A decir del senador, simplificar el cálculo y el pago del impuesto “dificulta” la evasión fiscal y “castiga” a las bebidas que encarecen en mayor medida la salud pública, como las aguaslocas, premezclados, aguardientes y licores de bajo costo y, por lo general, de mala calidad, pero que son consumidas en exceso por la población mexicana.

A largo plazo, se desincentivaría el consumo inadecuado de bebidas alcohólicas, lo cual no se ha logrado bajo el esquema vigente de IEPS, afirmó el senador en un boletín.

“En ese sentido, se incentivaría al sector de bebidas alcohólicas a producir bebidas con menor contenido alcohólico, ya que menor contenido alcohólico significaría menor impuesto, lo cual atiende a la problemática mexicana de salud pública”.

Además, señaló, permitiría “piso parejo” para los productores, a que cualquiera de ellos (artesanales o industriales) paguen el impuesto que le corresponde; y no sólo el sector de la cerveza, con lo que las pequeñas y medianas empresas (PyMES) podrían invertir en su cadena de valor e incluir a otros sectores en ella, generalmente sectores y proveedores locales, la mayoría de ellos independientes; mejorando así su esperanza de vida, su distribución, comercialización, e incluso, la calidad de sus productos.

En opinión del analista en economía, Ramsés Pech, la propuesta de incrementar el IEPS es buena, siempre y cuando en conjunto con las empresas se creen programas que ayuden a la gente con problemas de alcoholismo, o bien se destine a centros de rehabilitación serios que enseñen un oficio a quien ha sido alcohólico.
En suma, “los impuestos deberían ser usados para combatir de raíz el origen”, dado que en el país hay un alto porcentaje de personas con este problema de salud pública.

Por otro lado, el también especialista en energía comentó a ZETA que en 2021 se propone incorporar a los combustibles automotrices un esquema de cuotas complementarias a las que actualmente se establecen en la Ley de IEPS, con la finalidad de proteger las finanzas públicas en caso de variaciones a la baja del precio del crudo, referencias internacionales y el tipo de cambio.

Las cuotas complementarias consisten en la confrontación entre el precio base actualizado por la inflación y el precio referente, explicó Pech y precisó que esta metodología ya se encuentra vigente actualmente mediante la publicación del “Acuerdo por el que se dio a conocer la metodología para determinar el estímulo fiscal del IEPS aplicables a combustibles”, publicado el 31 de diciembre de 2019, que es el estímulo que se ha venido publicando de manera semanal en el DOF).

La diferencia entre lo que actualmente se lleva a cabo y la iniciativa de 2021 es que esta última propone que la cuota de IEPS correspondiente al artículo 2, fracción I, inciso D) de la LIEPS sea complementaria y se ajuste para disminuir o incrementarse, eliminando la palabra estimulo y conforme a la metodología para determinar el estímulo fiscal previsto.

De ese modo, el cálculo se realizará tomando en cuenta las diferencias observadas en los periodos correspondientes, entre los precios base actualizados por inflación, de las gasolinas y el diésel y los precios referentes de dichos combustibles.

Por tanto, ya no habrá estímulos, y las cuotas complementarias dependerán del precio base, debido a que el precio de referencia fluctuará en 2021 por los incrementos acumulados del precio del barril de entre 10 a 20% y de la gasolina regular, de 5 a 10%.

Comentarios

comentarios

Tipo de Cambio