15 años de La Caja Galería

Fotos: Ramón T. Blanco Villalón
 
Cultura lunes, 3 febrero, 2020 12:15 PM

Surgido en 2005 en Tijuana, “el proyecto está consolidado, pero aún continúa creciendo”, expresó a ZETA Arturo Rodríguez, director del recinto cultural. A partir del 10 de febrero, como parte de las celebraciones estará en exhibición obra de Álvaro Blancarte, Hugo Crosthwaite, Franco Méndez Calvillo e Indiana Christov

Como un recinto emblemático de la plástica regional desde la iniciativa privada, ofreciendo cursos y talleres de diversas disciplinas impartidos por artistas locales; fomentando el arte y la cultura e impulsando el coleccionismo de arte en la zona binacional, llega a sus primeros 15 años La Caja Galería que dirige Arturo Rodríguez.

Durante 2020, celebrará tres lustros con exposiciones, una diversidad de talleres artísticos, intervenciones urbanas y recorridos por el espacio cultural. Para empezar, a partir del lunes 10 de febrero, la galería exhibirá obra de Álvaro Blancarte, Hugo Crosthwaite, Franco Méndez Calvillo e Indiana Christov.

Pero mientras transcurre un año de festejos, Arturo Rodríguez reflexiona en torno al proyecto La Caja Galería, SA de CV, en coordinación con Artes sin Fronteras, Asociación Civil, que se ha convertido en un referente galerístico en el Norte de México.

La Caja es un hibrido, su objetivo es continuar fomentando el arte y la cultura en esta ciudad. El proyecto está consolidado, pero aún continúa creciendo. Este año debemos dar a conocer más a La Caja Galería”, refirió en entrevista con ZETA el director del recinto, a la vez de compartir los logros La Caja Galería, los proyectos artísticos que impulsa, sus retos y cómo surgió.

HACE 15 AÑOS

Transcurría 2005 cuando el 21 de julio, en la calle Tapachula 1-B de la colonia Hipódromo fue inaugurada La Caja Galería como una continuación de Galería 4, que coordinaba Arturo Rodríguez en el centro de Tijuana.

La Caja Galería surge en un momento en el cual la efervescencia cultual de Tijuana estaba a su máxima expresión a nivel internacional, estábamos inmersos en el mercado local del arte, nos gustaba lo que estábamos haciendo y nos posicionamos dentro de un mercado con el deseo de ofrecer obras de arte. El proyecto surge por la necesidad de promover dentro de Tijuana el arte, originalmente los objetivos eran dos: promover artistas regionales y además insertarnos en el circuito de arte internacional”, rememoró Rodríguez en el diálogo con ZETA.

Considerando la crisis económica y de inseguridad de 2008 y 2009, ¿cómo era la venta o el mercado del arte en Tijuana?

“De 2005 hasta 2007, Tijuana era un boom para la venta de arte, había mucho movimiento a nivel internacional, Tijuana era parte de la meca de lo que se esperaba, había mucha propuesta y muchas personas interesadas en adquirir obra para sus casas. Después de 2008, muchos de nuestros clientes se empezaron a mudar a Estados Unidos, la gente no salía, las ventas bajaron un 80 por ciento. En el inicio nosotros vendíamos obra, después de 2008 fue muy difícil mantenernos, tuvimos que cerrar un año prácticamente e irnos a internet para poder sobrevivir”.

Tras bajar la cortina, en abril de 2010 la iniciativa continuó de manera virtual, aunque a partir de mayo de ese año, Arturo Rodríguez se aventuró a abrir nuevamente La Caja en Callejón de las Moras número 118-B en la colonia 20 de Noviembre, donde actualmente se ubica.

“En 2010 la gente empieza a retomar la ciudad y comienza a salir, a tener la experiencia dentro de una galería, sin embargo, no había venta de obra, era escasa. En 2010, viendo el desarrollo de Tijuana, cambiaron los objetivos, vi que era necesario apostar en mi comunidad y fomentar la apreciación del arte y el consumo cultural, así como promover a más artistas regionales y nacionales”, afirmó.

 

FOMENTO DEL ARTE Y LA CULTURA

Además de la exposición y venta de obra de artistas regionales y nacionales en La Caja, el proyecto empezó a ofrecer desde 2010 una diversidad de cursos y talleres, en coordinación con Artes sin Fronteras, AC y su Extensión Académica:

“En 2010, durante la segunda etapa de La Caja, surgen muchos cambios, nueva ubicación, nuevas instalaciones, nuevas propuestas de arte por artistas nacionales y regionales. En ese periodo el principal desafío fue la colocación de obra de arte, debido a este reto nacen proyectos nuevos para formar diferentes públicos de arte. Así emerge La Caja Extensión Académica, a través de diferentes programas como diplomados, talleres y cursos, todos orientados a la formación de públicos y creación de coleccionistas”, manifestó.

El galerista detalló que actualmente el recinto cultural ofrece tres diplomados y distintos talleres, como Apreciación de las Artes Visuales con certificación del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura; Diplomado en Cinematografía, Diplomado de Actuación; además de talleres de cerámica, pintura, joyería, fotografía, apreciación del vino, apreciación de la cerveza, huertos urbanos, apreciación musical; pintura para el adulto mayor, de apreciación a la música para el adulto mayor, curso de ABC de arte contemporáneo y de historia del arte.

La Caja es un hibrido, su objetivo es continuar fomentando el arte y la cultura en esta ciudad”, subrayó Arturo Rodríguez a ZETA.

¿Cuál ha sido el principal logro de La Caja Galería en estos tres lustros?

“El principal logro ha sido permanecer de pie por 15 años, vigente, activo, innovando, sorprendiendo a quienes nos visitan de todas partes del mundo. Y gracias a éste se van sumando más logros a nuestro andar, como haber podido impactar a 10 mil jóvenes de secundarias públicas en un proyecto titulado Recorridos Urbanos, la creación de distintos talleres de arte de carácter social, entre los que destacan el Taller de Pintura para el Adulto Mayor y otro titulado Taller de Arte para Ciegos, ambos con grandes satisfacciones a nivel personal, ya que hemos transformado vidas y familias completas. El primero, alcanzando a motivar al adulto mayor, sensibilizándolos y cambiándoles la perspectiva de vida a través de las artes plásticas; y el segundo, en poder enseñar a pintar a personas con debilidad visual y ciegos, haciéndolos sentir útiles y valiosos”, resaltó el promotor cultural.

 

IMPULSANDO EL COLECCIONISMO

Durante 15 años, La Caja Galería se ha caracterizado esencialmente por la exposición y venta de arte, tanto de artistas regionales como nacionales. Entre los artistas plásticos que figuran en su catálogo, destacan Álvaro Blancarte, Hugo Crosthwaite, Jaime Ruiz Otis, Franco Méndez Calvillo, Marco Miranda, Irma Sofía Poeter, Pablo Castañeda y Luis Garzón Masabó.

También integran la oferta de obra de La Caja quienes firman como Indiana Christov, Fernando Cervantes, José Hugo Sánchez, Yunuen Esparza, Carlos Cea, Bruno Reyes, Oslyn Whizar, Adolfo Weber, Florencia Guillén, Stephanie Bell May, Jesús Amaya, Melissa Walter, Raúl Iduarte, Gilberto Terrazas, Mago Flores y Guro Silva.

¿Cómo ha evolucionado el mercado del arte en Tijuana?

“Ha seguido creciendo, es un mercado joven en constante crecimiento, seguimos ofreciendo variedad de cursos y talleres para acercar a los coleccionistas, que convivan en un entorno lleno de arte. En esta primera exposición del año (abierta a partir del 10 de febrero) estamos por inaugurar una sala nueva precisamente para este mercado, en esta nueva sala se expondrá obra gráfica de artistas regionales y nacionales.

“Otro gran logro es formar nuevos coleccionistas dentro de nuestra ciudad, posicionar a La Caja a nivel internacional como una galería híbrida que atrae al turismo internacional a visitar no solo nuestra galería, sino a Tijuana. Creo que el mercado del arte en Tijuana está en crecimiento todavía, ahorita con todos estos edificios espero que exista un boom en los próximos años para estos condominios que están surgiendo en Tijuana, eso es lo que espero”.

En cualquier caso, el galerista valoró: “Conforme han pasado los años comenzamos a picar piedra y a tener éxito en la venta de obra, ya se comienzan a acercar los americanos, curiosamente tenemos un mercado interesante de americanos que nos vienen a visitar y nos vienen a comprar; o sea, hay coleccionismo tanto en Tijuana como en Estados Unidos, y eso nos ha mantenido”.

ENTRE RETOS Y CELEBRACIONES

En tres lustros, Arturo Rodríguez ha logrado integrar un equipo que labora en torno a La Caja Galería, entre ellos Montserrat Sánchez Soler, asesora del director; Adriana Martínez, curadora; Cindy Acosta, administradora; Blanca Estela López en la coordinación y extensión académica; Yadira Gutiérrez coordina los diplomados de Cinematografía y Actuación; Adriana Aguilar se desempeña como diseñadora y community manager; Paulina Méndez Garcilazo coordina el proyecto Tijuana in Mind y Alex Casas ejerce el papel de webmaster (https://www.lacajagaleria.com/).

Asimismo, el equipo se prepara para coordinar los festejos por el 15 Aniversario de La Caja Galería, recinto que a partir del 10 de febrero expondrá las individuales “30 retratos de perros” del maestro Álvaro Blancarte, y “Ensueño” de Hugo Crosthwaite; así como obra de Franco Méndez Calvillo e Indiana Christov.

También continuarán en exhibición autores como Fernando Cervantes, José Hugo Sánchez, Yunuen Esparza, Luis Garzón, Carlos Cea, Ignacio Hábrika, Irma Sofía Poeter, Oslyn Whizar, Melissa Walter, Raúl Iduarte, Gilberto Terrazas y Guro Silva.

Además de la exhibición de obra y los diversos cursos y talleres en el primer semestre de 2020, otras actividades se desarrollarán como parte de las celebraciones de La Caja.

“En este año pretendemos inaugurar el proyecto Intervenciones Urbanas (https://www.intervencionesurbanas.com.mx/), parque lineal que estará anclado en el talud del tren en la colonia 20 de Noviembre; diez murales en edificios de Tijuana en colaboración con Colectivo HEM; inauguraremos nuestra primera exposición internacional a través de una llamada para artistas titulada Tijuana in Mind (http://tijuanainmind.com/); inauguraremos nuestro taller de joyería, realizaremos conciertos en el área de anfiteatro y promoveremos un espacio nuevo donde se llevarán a cabo conciertos, obras de teatro, presentaciones de danza, exposiciones de arte. Es un salón multiusos con capacidad para cien personas”, adelantó Rodríguez, quien a manera de conclusión, compartió algunos desafíos de La Caja Galería:

“El reto más grande es generar más parques con temáticas no solo recreativas, sino con actividades culturales a través del proyecto Intervenciones Urbanas, con el objetivo de acercar más arte a la comunidad de Tijuana, ya que sin duda el arte transforma y es una parte constitutiva del desarrollo social, misma que al accesar con mayor facilidad al arte conviviendo con él en su entorno,  provocaría un mayor consumo cultural, beneficiando a la comunidad artística de nuestra ciudad”.

Comentarios

comentarios

Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio