Rosberg se lleva la F1

Fotos: Internet/El alemán emuló a su padre
 
Deportez viernes, 2 diciembre, 2016 11:00 AM

El piloto alemán soportó el embate de su coequipero Lewis Hamiton, que cerró la temporada con cuatro triunfos. Se convierte en la tercera pareja de padre e hijo en ganar este codiciado título

Abu Dhabi fue la última fecha del campeonato mundial de la Fórmula Uno y confirmó a Nico Rosberg como el mejor piloto. La persecución que emprendió Lewis Hamilton por alcanzarlo no prosperó, pero estuvo muy cerca de conseguir su cuarto título consecutivo.

El inglés ganó las últimas cuatro carreras: Estados Unidos, México, Brasil y Abu Dhabi, pero la ventaja que había tomado Rosberg resultó crucial, con sus cuatro triunfos del inicio de temporada: Australia, Bahrein, China y Rusia; y aunque Hamilton ganó diez veces, por nueve de él, la diferencia estuvo en las veces que subió al pódium.

Todavía existía la posibilidad de remontar en Abu Dhabi, última fecha del serial que se realizó el domingo 25 de noviembre, pero aparte de ganar, Hamilton tenía que esperar que su coequipero o de Mercedes, no estuviera en el pódium. Pero esto no se dio.

El nuevo campeón mundial fue valiente en la carrera de cierre y aguantó la presión final para conservar la tercera plaza que le dio la corona y lo convirtió en el trigésimo tercer campeón mundial de la historia, 34 años después de que lo lograra su padre, el finlandés Keke Rosberg.

Nico se la jugó en la primera mitad para adelantar con coraje al holandés Max Verstappen (Red Bull) y recuperar una segunda plaza que podría comprometerse por la estrategia de éste de ir a una sola parada, al verse relegado al fondo del pelotón en la primera vuelta. Y en las vueltas finales, el germano resistió el acoso postrero de su compatriota Sebastian Vettel (Ferrari). El tetracampeón mundial lanzó un ataque final para terminar el año con el podio y lo logró, pero ya no le dio para superar a un combativo Nico Rosberg.

“Definitivamente no fue la carrera más divertida que tuve, con Verstappen al principio presionando y esos chicos llegando al final. Quiero dedicar la victoria a mi esposa, muchas gracias por el apoyo”, dijo.

El alemán también agradeció a su compañero de equipo y rival, el británico Lewis Hamilton, con quien sostuvo una dura lucha a lo largo de la temporada.

A sus 31 años, a Nico le llegó el premio, que lo convierte en la segunda pareja de padre-hijo en celebrar un título de Fórmula Uno, después de los Hill, campeones en 1962 y 1968 (Graham) y en 1996 (Damon). Su padre, Keke, lo hizo con Williams en 1982.

“He pasado por momentos muy difíciles. Llegué a Mercedes en 2010 y la espera ha sido muy larga. La presión fue enorme, y aún más en las últimas vueltas de la carrera. Lo pasé muy mal, fue una locura y creo que voy a necesitar algo de tiempo para recuperarme de tanta tensión”, reconoció el nuevo monarca de la Fórmula 1.

Con apenas seis años, Nico se subió por primera vez a un monoplaza; a los 11 era campeón de la Liga Cote d’Azur de karts y de Francia; en 2002, la Fórmula BMW lo tuvo como vencedor en nueve carreras, éxitos que lo llevaron a ganar el título. A los 17, la escudería Williams le abrió la puerta en 2005, tras coronarse campeón de GP2.  Los cuatro años en el equipo con el que se coronó su padre resultaron un purgatorio para sus aspiraciones, y el gran salto llegó en 2010, con el llamado de Mercedes, donde compartió techo y aprendió de la leyenda Michael Schumacher.

 

Pérez en ascenso

Sergio “Checo” Pérez tiene seis años corriendo en los circuitos de la Fórmula 1 y nunca había tenido una temporada con más de 100 puntos hasta este año. Después de correr en el Gran Premio de Abu Dhabi y finalizar en octavo lugar, el jalisciense concluyó su participación en la temporada como la mejor de toda su vida.

"Checo" Pérez

“Checo” Pérez

Con podios en el Grand Prix de Mónaco y de Europa, el 29 de mayo y 19 de junio, respectivamente, y actuaciones contundentes, en 16 carreras estuvo entre los mejores 10, para culminar el campeonato con 101 puntos, la mayor cantidad en los seis años que ha corrido en F1 y en el séptimo puesto.

A pesar de esto, no fue la temporada con más podios conseguidos, pues en 2012, cuando estaba con Sauber-Ferrari, fue segundo lugar en el GP de Malasia y GP de Italia y tercer puesto en el de Canadá, sumando un total de tres podios, aunque aquella vez finalizó con un total de 66 puntos.

En los dos años previos que corrió con Force India, “Checo” finalizó con 59 puntos en 2014 y con 78 en 2015. En sus años previos con Sauber, el mexicano tuvo en su primera temporada 14 puntos y en 2012, 66. Posteriormente con McLaren-Mercedes, sumó un total de 49 unidades.

“Fue genial terminar la temporada con algunos puntos y finalizar un año increíble con un buen resultado. Alcanzamos todas las metas y más. Ahora regresaré a México y aprovecharé para descansar. Ha sido un año intenso y largo. Tengo muchos deseos de desconectarme con amigos y familia. Pasaré con ellos felices fiestas, pensando en lo que hemos conseguido este año. ¡Disfrutaré y regresaré para trabajar en 2017!”, compartió Pérez en su cuenta de Facebook.

Por su parte, el regiomontano Esteban Gutiérrez, de la escudería Haas, se fue sin puntos.

Comentarios

comentarios


Ir a la barra de herramientas
Tipo de Cambio