17.5 C
Tijuana
sábado, junio 22, 2024
Publicidad

Hace confort a un lado

Con su rostro, corazón, cuerpo, alma e interpretación para la pantalla grande, la actriz mexicana Diana Bovio arriba a la entidad fronteriza para presentar dos largometrajes (“Amor y Matemáticas” y “Lecciones para canallas”) en el marco de la trigésima edición del San Diego Latino Film Festival, a desarrollarse del 9 al 19 de marzo.

Con el pretexto de su visita, Bovio puntualizó a ZETA cómo transversa de la comedia al cine experimental, de autor:


Publicidad


“Cambias de mentalidad, desde las pruebas de vestuario me voy viendo físicamente transformada en el personaje, éste te va hablando, te sumerge a su mundo. Intento quedar en blanco luego de un proyecto para entrar a otro, dejando que la historia me absorba. El reto es no repetirme, buscar otros lugares y recursos para hacer que los personajes se sientan como seres humanos y no como caricaturas para que el espectador se refleje en ellos”.

A propósito de su visita al encuentro fílmico, enalteció el papel de la mujer en la industria cinematográfica.

“Me da gusto ver a más mujeres en el set, desde la dirección, cámaras, producción. Nos hacía falta esa visión (femenina) y ver cómo se enriquece con nosotras. Por otro lado, es importante que brindemos otro tipo de educación y percepción de la realidad, la vida y el entorno a través del cine. Estamos aprendiendo a relacionarnos entre seres humanos, nos falta mucho, pero vamos en esa lucha constante por la igualdad y porque cada vez sean menos mujeres las que desaparezcan y perdamos. Y si puedo contar y aportar a estas historias de denuncia a través de mi arte, lo haré, porque son luchas de mujeres, sobre mujeres, para las mujeres y para los hombres también, a que reflexionen y se informen para que puedan empatizar con lo que sentimos todos los días”, subrayó la actriz que el próximo 10 de mayo estrenará el drama profundo “Cómo matar a mamá”, al lado de Ximena Sariñana, Ana Valeria Becerril y Blanca Guerra, rodado en Ensenada, Baja California y La Paz, Baja California Sur. Por último, Bovio se declaró satisfecha de su participación en “Amor y Matemáticas”, al hacer el confort a un lado por un cine experimental que la aleja de lo comercial, “me dio la oportunidad de trabajar desde otros ángulos muy específicos de Claudia Sainte–Luce, quien nos ayudó a adentrarnos en los personajes e historia. El reto era construir una complicidad romántica, una cercanía interesante, auténtica, alejada de lo comercial y la comedia. Nos sacó del confort y mi modus operandi como actriz para vivir un proceso más íntimo”.


Publicidad

 


Autor(a)

Roberto A. Partida Sandoval
Roberto A. Partida Sandoval
Licenciado en comunicación por la UABC. Periodista de entretenimiento. Editor de Espectáculos. 22 años en ZETA. Apasionado por el cine, música, viajes, gastronomía, ciclismo, senderismo y aventura.
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

-Publicidad -

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas