19.1 C
Tijuana
jueves, febrero 2, 2023
Publicidadspot_imgspot_img

Cementerios de casas

En su primera fase, el Plan Estatal de Vivienda para Ensenada proyecta mil 800 viviendas de bajo costo, de alrededor de 900 mil pesos.

Arturo Espinoza Jaramillo, titular de la Secretaría de Infraestructura, Desarrollo Urbano y Reordenación Territorial (SIDURT), calculó que el plan es para quienes tienen ingresos menores a 18 mil pesos.


Publicidad


“Buscando viviendas accesibles para los trabajadores, sabemos que en Baja California hay una problemática de vivienda de bajo costo, la mayor parte son arriba del millón de pesos”, estimó.

De igual forma, indicó que habrá decretos para exentar de impuestos estatales a quienes adquieran casas de precio menor a 950 mil pesos.

Además, hablaron de viviendas de 650 mil pesos para familias con ingresos menores a entre 12 mil y 15 mil pesos.


Publicidad

 


Marco Antonio Preciado opinó que el problema y la posible “burbuja” inmobiliaria radica en que en Ensenada ha encarecido todo, y en la construcción, ha habido aumentos de hasta 500% en precios de materiales.  “Al parecer fue por un corte en la cadena que surte todo el acero, no tanto la inflación. Uno de los motivos es la guerra entre Rusia y Ucrania, además de que localmente aumentaron los porcentajes de Impuesto Predial”, de acuerdo a datos proporcionados por los Colegios de Arquitectos, de Valuadores y el Consejo Inmobiliario.

Hicieron el cálculo de que hubo un aumento del 300 al 500%, por lo que ya no hay infraestructura. “Esas 14 mil casas (proyecto de vivienda en Baja California), queremos saber dónde y cómo harán llevar los servicios cuando el resto de la ciudad no tiene agua. Tampoco hay energía eléctrica, a tal grado que hay empresas que se han ido a otros municipios donde sí los pueden abastecer.

Faltan fraccionadores de nivel medio, porque con el 800% las familias no se pueden ni comprar un terreno, las casas más económicas de un terreno de 120 metros, en una colonia alejada, tiene un costo promedio de 1.5 millones”, expresaron.

“Es necesario que se programe el crecimiento de Ensenada, ya que urge que vengan inversionistas a desarrollar fraccionamientos de terrenos de nivel medio valuados en 800 mil pesos”.

Por ello, aconsejaron que antes de la operación, se constate que así será. No hay grupos vulnerables, sólo que quienes llegan a trabajar de otros estados, son quienes sufren más este tipo de problema.

“Dentro del Consejo tenemos reglas, y si hay uno que hace algo incorrecto se amonesta y el Consejo de Honor y Justicia hace lo propio. Ojalá que nadie caiga en esas casas pequeñas, de lo contrario, lo único que están comprando son cementerios”, opinó el profesional inmobiliario Marco Preciado.

“Al inicio las familias están contentas mientras tienen todos los servicios, los constructores las venden todas y abandonan a los compradores, la familia crece con uno o dos integrantes más y se hacen inhabitables, por eso optaron por desalojarlas”, argumentó Preciado. Por último, consideró que el gobierno debe comprar terrenos, fraccionar con todos los servicios y vender a plazos, ya que favorecería de crecimiento de la industria de la construcción.

Volver a la nota anterior

- Publicidad -spot_img

Autor(a)

Lorena Lamas
Inició sus estudios en la carrera de Periodismo de la Universidad de a Morelia (UDEM) y egresó de la licenciatura en Comunicación del Centro Universitario de Tijuana (CUT). Desde el 2014 colabora en el Semanario ZETA. Se ha desempeñado como reportera en los municipios de Ensenada y San Quintín.
- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

-Publicidad -spot_img

Notas recientes

-Publicidad -

Destacadas