Boris Johnson dimite como primer ministro de Gran Bretaña, tras escándalos y crisis en gobierno

Destacadas BCS jueves, 7 julio, 2022 8:58 AM

El primer ministro británico, Alexander Boris de Pfeffel Johnson, anunció, el 7 de julio del 2022, su dimisión como líder del Partido Conservador, pero su intención es mantenerse como jefe del Gobierno hasta que se nombre a su sucesor, lo que podría suceder en octubre de este mismo año.

El también periodista e historiador, de 58 años de edad, se vio obligado a renunciar tras perder el apoyo de su partido a raíz de incesantes escándalos. Sin embargo, al presentar su dimisión, aseguró sentirse “inmensamente orgulloso” por los logros de su Gobierno, como el Brexit, el manejo de la pandemia de la COVID-19 y hacer frente a la agresión rusa en Ucrania.

El político conservador fue uno de los artífices de la campaña del “brexit” o salida británica de la Unión Europea. Sustituyó a la dimisionaria Theresa May. Como marca la tradición, el también ahora ex líder del Partido Conservador fue investido, el 24 de julio del 2019, por la reina en una breve audiencia en el palacio de Buckingham, en Londres.

“Es claramente la voluntad del grupo parlamentario conservador que haya un nuevo líder del partido y, por tanto, un nuevo primer ministro”, reconoció Johnson al anunciar su renuncia, en un mensaje a la nación frente a la célebre puerta negra del número 10 de Downing Street.

“Tiene que haber un nuevo líder del partido y un nuevo primer ministro. El proceso tiene que comenzar. Empezará la semana que viene […] Al nuevo líder yo le daré todo el apoyo que pueda. Al pueblo británico, a quienes estén aliviados y también a los que estén decepcionados, quiero que sepan que estoy muy triste de renunciar, por dejar el mejor trabajo del mundo”, indicó Johnson.

“He intentado convencer a mis compañeros que sería excéntrico cambiar Gobierno cuando estamos haciendo tanto. Es doloroso no haberlos convencido. Pero en política nadie es indispensable. Nuestro sistema es darwinista […] He peleado de manera tan dura en los últimos días porque sentía que era mi trabajo, mi deber y mi obligación para vosotros hacer lo que prometimos. Estoy muy orgulloso”, agregó.

El Partido Conservador deberá ahora elegir durante el verano a un nuevo dirigente, y, por consecuencia, como jefe del Gobierno. Mientras tanto, Johnson se declaró determinado a seguir dirigiendo al país y, para dejarlo claro, poco antes de su dimisión nombró a nuevos ministros y secretarios de Estado para reemplezar a los dimisionarios.

Johnson, que había ganado con mayoría las elecciones generales del 2019, aceptó presentar la dimisión después de que más de 50 miembros de su Ejecutivo renunciaron en protesta con su Administración -entre ellos Rishi Sunak y Sajid Javid, ministros de Finanzas y Sanidad, respectivamente- y los escándalos en los que se ha visto envuelto el “premier” británico durante los últimos meses.

Para el líder de la oposición, el laborista Keir Starmer, su futura partida es “una buena noticia”, pero no basta. “Necesitamos un verdadero cambio de gobierno”, dijo, considerando una moción de censura contra el Gobierno para precipitar la convocatoria de elecciones generales anticipadas.

El 7 de julio del 2022, el nuevo ministro de Finanzas, Nadhim Zahawi, nombrado apenas hace dos días, se sumó a quienes pidieron al primer ministro que se fuera. “Sabe en su corazón qué es lo correcto, váyase ahora”, escribió en una carta publicada en la red social Twitter. Por su parte, Michelle Donelan, nombrada también hace un par de días en la cartera de Educación para reemplazar a Zahawi, presentó asimismo su dimisión menos de dos días después.

“Un Gobierno decente y responsable se basa en la honestidad, la integridad y el respeto mutuo”, afirmó, por su parte, el ministro de Irlanda del Norte, Brandon Lewis, agregando su nombre a la lista de dimisionarios. “Lamento profundamente tener que dejar el gobierno porque creo que estos valores ya no se respetan”, afirmó.

A principios de junio del 2022, Johnson sobrevivió a un voto de censura de sus propios diputados, gracia al apoyo de 211 de sus 359 legisladores, pero los 148 votos en su contra hicieron patente que el descontento no dejaba de crecer. Según medios británicos, ahora el primer ministro solo contaría con el respaldo de 65 diputados.

Desde el denominado “partygate” -el escándalo por las fiestas organizadas en Downing Street durante los confinamientos por la pandemia de la COVID-19 de 2020 y 2021-, hasta la irregular financiación de la lujosa reforma de su residencia oficial, pasando por acusaciones de amiguismo, los escándalos en torno a Johnson se multiplicaron.

Las renuncias de Javid y Sunak tuvieron lugar horas después de que Johnson se disculpara por enésima vez, reconociendo que cometió un “error” al haber nombrado en un importante cargo parlamentario a Chris Pincher, responsable conservador que la semana pasada renunció acusado de toquetear a dos hombres, uno de ellos diputado. Tras haber afirmado lo contrario, Downing Street reconoció el 5 de julio del 2022, que el primer ministro fue informado en 2019 de anteriores acusaciones contra el legislador, pero que las había “olvidado”.

-Con información de agencias.

Comentarios

Tipo de Cambio