Acusado de homicidio denuncia actuar de policías municipales; declaraciones e IPH presentaban discrepancias: FGE

Ezenario lunes, 25 abril, 2022 12:00 PM

Ante contradicciones entre el informe policial homologado y las declaraciones del hermano de la víctima, la Agencia Estatal de Investigación (AEI), determina liberar a Fernando Lujano por falta de pruebas

Fernando Lujano Martínez, alias “El Ferras”, quien fue acusado de asesinar a Dalia Azucena Herrera Ortiz, denunció a ZETA que elementos de la Policía Municipal actuaron indebidamente a la hora de detenerlo, así como la existencia de inconsistencias en su caso.

Según Fernando y sus familiares, a la hora en que ocurrieron los hechos, el 22 de febrero de 2002 en Paseo San Miguel, esquina con calle Presa Álvaro Obregón en la colonia Presa Rodríguez, él se encontraba en su casa.

“Yo fui al mercado con mi hermana y mi cuñado, después me quedé en mi casa e hice avena para todos, luego me fui a mi cuarto, y después de un rato escuché gritos y golpes en la puerta de entrada; bajé y vi a los policías esposando a mi cuñado. Ellos me preguntaron mi nombre y al decirles quien soy dijeron: ‘tú eres’ y también me esposaron y me subieron a la patrulla”, afirmó Fernando.

Esta misma declaración coincide con la que rindieron su padrastro, hermana, cuñado y cuatro vecinos que vieron la detención.

Gabriel González Celestino, abogado de Fernando, refirió que en el informe policial homologado (IPH), los policías municipales Juan de Dios Zúñiga González y Jonathan Javier Ochoa León, escribieron que el reporte a C4 se registró a las 21:03 horas, iniciando la búsqueda del responsable del homicidio, quien fue localizado y apresado afuera de su propiedad a las 21:10 horas.

Sin embargo esto no corresponde con la realidad, porque según datos que fueron corroborados por la coordinadora de la Fiscalía Especializada en Delito Contra la Vida, Lilia Jaramillo, Fernando fue aprehendido dentro de su casa a las 22:48 horas, lo que significa que entre el hecho y la detención transcurrió un tiempo de dos horas con cuarenta minutos, no siete minutos.

“Ellos pusieron en su informe que lo agarraron afuera de su casa después de buscarlo, y no fue así porque él estaba dentro de su casa; todo el día estuvo con su familia. De hecho ellos mismos lo describen en sus declaraciones; cuatro testigos también declaran que a él lo sacan de su casa”, abundó el abogado González Celestino.

En dos ocasiones, Julio Herrera, hermano de la occisa,  señaló ante la Fiscalía General del Estado (FGE) que él vio a “El Ferras” caminar hacia la casa de su hermana y después escuchar que le pedía que abriera la puerta, y seguidamente oír un disparo, razón por la que se refugió unos minutos y luego acudió a casa de Dalia, a quien encontró ya sin vida.

No obstante, Herrera acotó en su misma declaración que no vio a Fernando cometer el crimen, no lo vio portando un arma y tampoco lo vio irse del lugar.

Incluso, el hombre advirtió que la policía lo hizo firmar una parte en blanco de su informe homologado, por lo que desconoce qué narrativa de hechos hicieron, y que él no señala a Fernando como el responsable.

Sin embargo, anterior a dicha declaración, Julio Herrera había manifestado que sí vio a “El Ferras” apuntar a su hermana con un arma y dispararle en la cara, para después verlo irse en su automóvil, narrativa que no concuerda con la descrita anteriormente.

Ante tales contradicciones entre el informe policial homologado y las declaraciones del hermano de la víctima, el 24 de febrero -48 horas después de los hechos- la Agencia Estatal de Investigación (AEI) determinó liberar a Fernando Lujano por falta de pruebas y reportar a Sindicatura Procuradora del Ayuntamiento de Tijuana el actuar de la policía a la hora de rendir su IPH.

A pesar de todo, la investigación sigue su curso para determinar si “El Ferras” tuvo participación en el hecho, y de no ser así, identificar al asesino real de Dalia Azucena Herrera Ortiz.

 

Policías que mintieron en IPH no fueron investigados

Según Armando Sandoval Cortez, secretario particular de la Sindicatura Procuradora, el que los policías responsables mintieran en el IPH, diciendo que habían atrapado a Fernando Lujano a las 21:10 horas cuando en realidad lo hicieron a las 22:48, y que estos mismos fueran señalados por el hermano de la víctima de hacerle firmar una parte en blanco y desconocer qué anotaron en su informe como narrativa de hechos, no son causas para interponer una queja en su contra ante la Sindicatura ni para investigarlos.

“La defensa advirtió los errores en el informe policial homologado (IPH), pero eso no quiere decir que puedan hacer una denuncia o queja en Sindicatura”, aclaró Armando Sandoval Cortez, secretario particular de la Sindicatura Procuradora del Ayuntamiento de Tijuana.

 

Policía Municipal necesita capacitación constante, dice fiscal general

A decir del fiscal general de Baja California, Ricardo Iván Carpio Sánchez, lo que hace falta es que los agentes municipales reciban capacitación constante sobre cómo elaborar los informes correctamente y proceder a la hora de una detención, ya que un informe policial homologado (IPH) es de donde se desprenden los datos para iniciar una investigación.

“Un IPH es una forma en la que la policía hace del conocimiento del hecho al ministerio público para que se dirija la investigación. Hace falta una capacitación constante a los agentes, no solo una vez y ya”, finalizó el fiscal general.

Comentarios

Tipo de Cambio