51% más accidentes viales en La Paz

Fotos: Antonio de Jesús Cervantes G
Edición Impresa martes, 15 marzo, 2022 12:00 PM

El incremento se registró en diciembre, mes en que se aplicó el operativo “Cruzando Seguro” y estrategias de urbanismo táctico. También hubo 33% más homicidios culposos a manos de automovilistas en La Paz

Durante 2021 se registraron 2 mil 053 accidentes viales en La Paz, 689 de estos en los últimos tres meses del año, periodo en el que ya gobernaba Milena Quiroga Romero, significando un aumento del 51.43% por mes.

En diciembre, la alcaldesa morenista puso en marcha el operativo “Cruzando Seguro” y estrategias de “urbanismo táctico”, con la finalidad de “reducir la incidencia de accidentes automovilísticos, aplicando este en cinco cruces más conflictivos de nuestra ciudad, de acuerdo a la estadística de muchos años atrás. A través del programa ‘Salvando Vidas’ se realizaron pruebas de alcoholimetría, detectando también a los conductores en estado de ebriedad y de esta manera evitamos la posibilidad de que se provoque algún siniestro vial”, expresó Milena Quiroga Romero.

De enero a septiembre de 2021 se registraron mil 365 accidentes viales en La Paz, con un promedio de 151.66 incidentes al mes; durante los últimos tres meses de administración de Quiroga Romero se presentaron 689 percances de tránsito, es decir, un promedio de 229.66 por mes.

La diferencia fue mayor cuando el Ayuntamiento intervino para reducir los hechos de tránsito, aumentando un 51.43% más accidentes por mes, pero hubo meses como diciembre de 2021 en que la cifra fue de 70.77% más incidentes de tránsito, y a la fecha la situación es crítica: hay días que alcanzan los 21 registros por día.

“En 2020, 54 personas murieron a causa de un accidente de tránsito, para 2021 la cifra aumentó, ocurrieron lamentablemente 72 homicidios culposos, de los cuales 99% fueron siniestros viales, que es un aproximado entre 70 y 71 homicidios culposos. Y qué está pasando en este año: en el último corte e información que tenemos sólo de enero, seis homicidios culposos en nuestro Estado”, detalló Yuma Pérez Cuevas, coordinadora de Derechos Humanos y Anticorrupción del observatorio ciudadano Cómo Vamos La Paz.

Las muertes en hechos de tránsito también aumentaron durante 2021, los índices de homicidio culposo pasaron de 54 a 72 de un año a otro, significando un 33.33% más muertes en incidentes viales.

Aunado al registro oficial que dio a conocer la Dirección General de Seguridad Pública, Policía Preventiva y Tránsito Municipal de La Paz, hay un sub registro que no es atendido, ya sea porque se arreglan las partes involucradas en el lugar, o porque simplemente se dieron a la fuga.

“Se hablaba mucho de la falta de precaución al manejar por motociclistas, en 2021 se registraron 222 accidentes con motociclistas involucrados, solamente en La Paz. La cifra negra en Baja California Sur es del 89.3%, esto significa que las personas no denuncian los delitos que ocurren”, explicó Pérez Cuevas.

Según Ruth de la Fuente Velázquez, directora general de Seguridad Pública, Policía Preventiva y Tránsito Municipal de La Paz, se han reducido los accidentes, particularmente en los que involucran una motocicleta.

En diciembre se registraron 42 accidentes viales en los que una moto hizo presencia; en los primeros once meses de 202l, el promedio de percances de tránsito con estos vehículos era de 16.36 en comparación a 42 incidentes de diciembre, una diferencia de 25.63 registros más (es decir, un aumento de 191.84% más choques de motos).

“Prevención de accidentes ha tenido buen resultado, ha disminuido la cantidad de accidentes viales con motocicletas, pero nuestra tarea no es tanto sancionar e infraccionar; una vez que el ciudadano es infraccionado con la implementación del modelo homologado de justicia cívica, que a partir de diciembre del año pasado se implementó, hemos tenido buena coordinación con el personal. Las personas infractoras de motocicletas pueden venir con el juez cívico y plantear su situación, puede haber una conmutación de las multas”, afirmó Ruth de la Fuente.

Según Tránsito de La Paz, la cantidad de accidentes viales que involucran motocicletas se ha reducido un 30% en casi tres meses de 2022, pero las cifras definitivas aún no han sido reveladas.

 

MAYOR MORTALIDAD EN LA CAPITAL

Hace casi dos meses que María del Rosario “N”, de 73 años, perdió la vida tras ser atropellada por un tráiler en el peligroso cruce de Forjadores y Camino Real, a las afueras del fraccionamiento Camino Real en La Paz. La autoridad no ha realizado acción alguna para prevenir más muertes en el sitio.

De acuerdo con la evidencia, la mujer inició su marcha apoyada de su bastón, justo cuando el semáforo se encontraba en luz roja, emprendió su caminata desde la llantera ubicada al lado contrario del fraccionamiento, y a unos metros de llegar al camellón, se encontraba el camión de carga de Tienda Ley conducido por Juan Abraham “N”, de 38 años.

Momentos antes de cruzar frente al camión pesado, el semáforo cambió a verde y el conductor dio marcha a la unidad. Sin visibilidad, le pasó por encima a la mujer, quitándole la casi al instante. La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) lo vinculó a proceso.

“El imputado conducía un vehículo, marca Kenworth modelo 2020 tipo tracto camión, y al encontrarse haciendo alto total sobre el carril izquierdo, reinició la marcha de su vehículo sin tomar las precauciones necesarias, por lo que no se percató del cruce, por el área peatonal, de una persona del sexo femenino, razón por la cual la arroya con los neumáticos, provocando con ello la perdida de la vida por traumatismo profundo de tórax”, se informó en su momento.

A casi dos meses del suceso, el “urbanismo táctico” que tanto presume Milena Quiroga Romero no ha llegado a este cruce mortal, escenario de múltiples accidentes, algunos con pérdidas humanas. La autoridad de vialidad ni siquiera ha atendido el pintado de la cebra peatonal, todavía está parte de la cinta amarilla colocada para resguardar los restos de la mujer de la tercera edad.

En cuanto a la sincronización del semáforo, la luz roja da un tiempo de cruce peatonal de 57 segundos, una persona sin ningún impedimento físico alcanza a cruzar la avenida en un tiempo aproximado de poco más de 53 segundos, con paso apresurado.

“Tenemos personal muy capacitado en el Departamento Técnico, que se encarga de dar atención a los semáforos, no sólo en reparaciones, sino en sincronización; pareciera que nuestros semáforos no están sincronizados, sin embargo, cuál es la finalidad del semáforo: a veces decimos ‘porque no nos toca la luz verde, verde, verde’. Lo que se busca con esto, además de darle los tiempos al peatón para el uso de la vía pública, es considerar el tema de las velocidades. La realidad es que sí están sincronizados, están programados a ciertos tiempos para que propicien que el usuario de la vía pública pueda llegar en tiempo a su destino”, asegura la autoridad municipal en Seguridad y Vialidad de La Paz.

Sin embargo, el cruce de poco más de 61 metros de ancho, para un adulto mayor, con bastón o una persona con discapacidad, tiene un tiempo mayor, por lo tanto, no es seguro.

El peatón queda expuesto sobre la cinta asfáltica casi un minuto, además de estar cuidando que no pasen autos por cualquiera de las tres salidas de autos y de frente.

“Es terrible, y todavía ir a la escuela es más batalloso porque los carros aquí se cruzan y no respetan el semáforo, simplemente se pasan y son los que atropellan. Por lo menos un triangulito aquí en la esquinita, que es donde se pasan los carros aquí en la esquina, ahí donde está toda la tierra”, dijo a ZETA Itzel, estudiante y habitante de Camino Real.

Estando en el sitio, se corroboró que la salida de autos del fraccionamiento pone en riesgo adicional a los peatones, por alguna razón la autoridad vial estableció el cruce peatonal por la parte más larga de la calle, incluso está semi pintado por fuera del camellón y el semáforo.

Una persona que camina especialmente en el carril que va del sur a la ciudad por Forjadores, queda expuesta y sin protección en una explanada de 37 metros, sin líneas y frente a los autos que salen del conjunto habitacional a exceso de velocidad, los que circulan del sur y quienes salen de la plaza comercial; no hay tiempo ni garantía para las personas.

“El semáforo dura muy poco, nos toca quedarnos en el puro medio, en el centro, esperando la próxima luz”, finalizó la estudiante de Camino Real.

En La Paz aumentaron un 51% los accidentes viales y 33.33% los homicidios culposos en la nueva administración municipal

La Dirección General de Seguridad Pública y Tránsito de La Paz insiste en que se están atendiendo las necesidades en materia de movilidad, sin embargo, a casi dos meses del deceso de la ciudadana María del Rosario, no han vuelto a ese cruce mortal.

“Nuestra ciudad tiene mucha necesidad como otras tantas en materia de movilidad, por parte de la Dirección General, a través de nuestra Dirección de Movilidad y Transporte, se han empleado en varios proyectos, varios programas implementados en materia de movilidad, uno de ellos cruzando seguro. Salvar vidas es posible, casco seguro, sin embargo, creo que debemos apostar por la sensibilización de nuestra ciudadanía, recordar que todos somos usuarios de la vía pública en algún momento, y que todo lo que se genera como señalización, semaforización, el pintado de las vialidades, es propiciar que todos usemos de manera correcta la vía”, justificó Ruth de la Fuente Velázquez.

 

TABACHINES, OTRO CRUCE FATÍDICO

Pareciera que los ciudadanos son los únicos que se preocupan en evitar más desgracias en las vialidades de mayor circulación. Un ejemplo muy claro es el Bulevar Forjadores y el cruce con la calle Pichilingue, acceso al fraccionamiento Tabachines, donde los habitantes solicitan intervención urbana, aplicar el “urbanismo táctico” y reducir la velocidad de los autos. Ya se han perdido cuatro vidas humanas en el sitio.

“Motiva nuestra petición, el elevado número de accidentes viales que se han suscitado en el crucero de referencia, propiciados principalmente por el exceso de velocidad de las unidades motrices que circulan de sur a norte. Al menos cuatro personas han perdido la vida en estos percances, y conforme se incrementa la carga vehicular, aumenta el riesgo de que el número de accidentes y pérdidas humanas incremente”, señaló Jesús Arturo Rubio, representante de vecinos del fraccionamiento Tabachines.

El viernes 4 de marzo, un grupo de colonos acudió al Ayuntamiento de La Paz para entregar un escrito a la alcaldesa Milena Quiroga, firmado por 397 personas.

Acudieron ante la funcionaria municipal porque en Tránsito de La Paz les dijeron que no había recursos para hacer alguna intervención, ya sea colocando semáforo o cuatro altos, por ello solicitan un tope o reductor de velocidad.

“Como antecedente, referimos que el mes pasado solicitamos a la Dirección General de Seguridad Pública y Tránsito Municipal, la instalación de un semáforo o un alto de cortesía tipo cuatrooaltos en el crucero referido, recibiendo una respuesta negativa. En forma económica, el personal de la Dirección de Movilidad y Transporte nos comentó que no tenían recursos para instalar un semáforo, ni capacidad técnica y operativa necesaria para sincronizar los semáforos en horas pico; por ello, un crucero de cortesía tipo cuatro altos provocaría congestionamientos en las horas de mayor densidad en el flujo vehicular, y la mejor alternativa era instalar un reductor de velocidad tipo cruce desnivel o tope con rampa, como el que por este conducto le solicitamos”, expresó Rubio.

Si no hay recursos para colocar un semáforo o personal técnico para sincronizar los existentes, de acuerdo con los colonos, “se tiene que hacer algo, aunque sea este reductor de velocidad”, el único interés es que no haya más pérdidas humanas.

“El reductor de velocidad, a diferencia del semáforo, no resulta oneroso en su instalación, y a referencia del cuatro altos, no generaría congestionamiento, por el contrario: dosificaría la carga vehicular del flujo de circulación de sur a norte en horas pico”, concluyó el representante de colonos del fraccionamiento Tabachines.

 

DATOS VIALES

Yuma Pérez Cuevas, coordinadora de Derechos Humanos y Anticorrupción de Cómo Vamos La Paz, comentó que pareciera que no son suficientes los incidentes viales para alertar a las autoridades del Ayuntamiento de La Paz.

Pero dejó algo muy claro: las cifras alcanzan a veces los veinte o más accidentes de tránsito, reflejan una preocupación muy importante, pues en ciudades con millones de pobladores los percances son mínimos, a comparación de la Capital.

“En La Paz tenemos ‘muy poca población’, por eso es muy importante que los datos los comparemos por cada 100 mil habitantes, porque de esta forma, aunque se vean poquitos accidentes, pocos siniestros viales, en realidad son muchos en comparación a la cantidad de población que tenemos en La Paz y los otros municipios de Baja California Sur”, detalló Yuma Pérez.

Las autoridades municipales no parecen preocupadas por los choques, volcaduras y salidas de camino en la ciudad, donde los autos deberían circular a baja velocidad, pero es notoria la falta de personal en las calles, no hay agentes de Tránsito.

El único cruce de personas con semáforo peatonal y no funciona en el municipio de La Paz

Incluso en los cruces más peligrosos, se ha dejado de vigilar, La Paz se ha convertido en un pueblo sin Ley, pues es común encontrarse a ciudadanos mal estacionados, pasarse altos o la luz roja del semáforo.

Hoy los índices reflejan que los accidentes de tránsito son una de las principales causas de muerte en los jóvenes paceños, así lo dijo la especialista en datos del Observatorio Ciudadano Cómo Vamos La Paz, “99% de los homicidios culposos son causados por siniestros viales, o llamados accidentes de tránsito, porque se pueden prevenir totalmente, y los accidentes viales son la principal causa de muerte entre jóvenes de 15 y 29 años de edad; el 37% de los accidentes de tránsito son provocados por el uso del celular, que está prohibido en el Reglamento de Tránsito”.

Existen tabúes sobre quiénes manejan mejor, si los hombres o las mujeres, y quiénes causan más accidentes en las calles. Pérez Cuevas aclaró al respecto:

“Generalmente dicen que las mujeres ocasionamos más accidentes viales, y eso no es cierto, somos más cuidadosas al conducir y las estadísticas lo confirman, ya que 7 de cada 10 accidentes fueron responsables un hombre”.

Aunque algunos ciudadanos prefieren “arreglarse” en el sitio donde ocurrió un accidente, “es muy raro que una persona no denuncie un siniestro vial”, aunque suele ocurrir que no se requiera la presencia del perito u oficial de Tránsito, “son los que más se denuncian porque están relacionados con algún tipo de daño o pérdida un bien material, en este caso de un vehículo, aun así, le pedimos a la ciudadanía que denuncie, sabemos que es complicado, pero sólo así sabremos lo que ocurre con los delitos en nuestro Estado. Ayuda mucho a las autoridades, que tienen la responsabilidad de que esto no esté ocurriendo”, exhortó la entrevistada.

La especialista del Observatorio Ciudadano reconoce que en ocasiones, las autoridades son omisas al cumplir sus responsabilidades, basta con que se detengan un momento en los diferentes cruces y se darán cuenta de los problemas y necesidades.

“Acciones para prevenir los siniestros viales por colonia, por cuadra y hasta por esquina, porque todas las personas sabemos y conocemos alguna esquina donde ocurren muchísimos siniestros viales, están tapados los altos con los árboles, no están bien pintadas las líneas, porque no hay líneas peatonales, o los carros están estacionados muy a la esquina y obstruyen la visibilidad”, dijo.

Entre las multas destacan:

– 13 mil pesos (75 salarios mínimos) por manejar en estado de ebriedad

– 17 mil pesos (100 salarios mínimos) por estacionarse en rampas y espacios para personas con discapacidad

– 3 mil 500 pesos (20 salarios mínimos) por conducir a exceso de velocidad

– Mil 700 pesos (10 salarios mínimos) por llevar a menores en brazos al conducir

– 500 pesos (3 salarios mínimos) por no usar cinturón de seguridad.

En Cómo Vamos La Paz se está monitoreando que la autoridad haga valer el Reglamento de Tránsito, porque sólo con la presencia de la autoridad los ciudadanos respetan las vialidades, de otra manera es letra muerta.

“Metimos un amparo por el tema de verificación vehicular, para saber si el Ayuntamiento está cumpliendo sus responsabilidades de monitorear los vehículos en el caso de las emisiones contaminantes; hicimos un análisis de cuánto cuesta la educación vial en La Paz, y está compleja, porque si realmente se pusieran las multas y las personas pagaran, el Ayuntamiento tendría un poco más de ingreso”, finalizó Yuma Pérez.

Comentarios

Tipo de Cambio