Nuevos diputados: ¿algo que esperar?

Foto: Internet/El partido del Presidente perdió loa mayoría calificada
Opinionez lunes, 30 agosto, 2021 12:00 PM

Este primero de septiembre se renueva la Cámara de Diputados a nivel federal, lo que genera expectativas sobre su trabajo primordial: la presentación y aprobación de leyes. Aunque la principal interrogante es si estarán a la altura de los retos que el país demanda.

A través de su voto, la gente decidió que existiera una nueva conformación de la Cámara, lo que generará mayor equilibrio entre las fuerzas que la integran; los líderes parlamentarios tendrán que desarrollar habilidades de negociación, si pretenden llegar a buen término y entregar cuentas satisfactorias. No debemos olvidar que varios de ellos tendrán la oportunidad de reelegirse, por lo que su trabajo hablará en el momento que busquen de nuevo a los electores.

El partido del Presidente Andrés Manuel López Obrador, Morena, perdió la mayoría calificada, lo que en teoría podría complicar algunas reformas o temas como desaforar a algún político (hoy en día tan de moda). Aun así, habrá asuntos como la aprobación del presupuesto, que con solo el voto de Morena y sus aliados obtendrán sin mayor problema.

Quienes tendrán una responsabilidad sobre sus hombros serán los partidos de oposición. Han conformado un híbrido por demás extraño que genera más desconfianza que certeza. Si bien en últimas fechas su bloque ha cerrado filas en la Comisión Permanente actual lo cierto es dicha alianza en la Cámara de Diputados penderá de un hilo.

El primer reto en cuando tomen protesta será la lucha por las diferentes comisiones: Morena querrá obtener aquellas de mayor peso, al ser mayoría, y la oposición tendrá que conformarse con algunas; esas pocas serán altamente competidas por miembros del PRI, PAN, etc. No habrá espacio para todos aquellos que deseen encabezarlas, lo que se prevé como un primer conflicto de interés en puerta.

Pero más allá del reparto de comisiones, lo interesante será cuando se aborden temas de importancia donde el Presidente de México “eche toda la carne al asador”, como la revocación de mandato; ahí es donde se pondrá a prueba la solidez o no del bloque opositor. La operación desde el Ejecutivo será trascendental, por lo que apuesto se irá desmoronando dicha alianza. Al tiempo.

Si algo divide son los intereses individuales electorales; vendrán más pronto que tarde los tiempos de definición de candidaturas… y ahí es donde nadie cede.

Habrá también partidos “bisagra” que se moverán y votarán de acuerdo a sus cálculos políticos rumbo al 2024; uno de ellos es Movimiento Ciudadano, que guste o no, ha logrado espacios importantes dentro y fuera del Congreso. Un ejemplo es que gobiernan Jalisco y pronto lo harán en Nuevo León.

Nadie sabe a ciencia cierta el juego de Movimiento Ciudadano y bien podrán jugar con Morena o el bloque opositor, de acuerdo a su interés. Se cotizarán alto, lo cual los hace peligrosos.

En lo personal me gustaría presenciar por fin una Cámara de Diputados que discuta los temas que nos preocupan a los mexicanos (salud, por ejemplo). Ojalá estuviera de verdad en la agenda de los partidos políticos, pero francamente lo dudo. Todo hace suponer que la prioridad se centrará en la sucesión presidencial lo cual es deprimente.

El reto para los partidos es diferente. Para Morena será aprobar y salir airoso de las propuestas que envíe el mandatario nacional; con la nueva integración de la Cámara de Diputados tendrán que aprender a negociar.

La oposición deberá estar cohesionada, lo que sinceramente creo durará muy poco; entre ellos mismos sienten que están durmiendo con el enemigo.

La expectativa de lo que sucederá siempre estará latente veremos si tendremos diputados(as) que romperán moldes o simplemente -y para no variar- serán recordados por nada.

 

Alejandro Caso Niebla es consultor en comunicación y políticas públicas. 

@CasoAlejandro

Comentarios

Tipo de Cambio